09.12.2013 | Interés General VOLVER

La madre de una víctima de violencia familiar teme por su hija y exige protección

“Quiero que hagan algo con esa persona porque no se puede vivir así, con miedo, aterrorizada por todo. Yo voy al trabajo con el corazón en la boca porque un día me llaman y mi hija está muerta”, manifestó Mónica Raquel Tolosa, madre de Andrea Paola Garcé, una chica de 28 años que vive atemorizada por las agresiones que sufre por parte de su ex marido.

  • Tamaño del Texto:
Foto 1
Mónica Tolosa decidió acercarse a esta Redacción porque su hija radicó varias denuncias y la Justicia dictó órdenes de restricción de acercamiento, desde agosto de 2012 –momento en que su hija decidió dar punto final a su relación- hasta ahora. Sin embargo, Andrea “vive con miedo” porque pese a todo, su ex pareja la sigue hostigando.
En diálogo con El Eco de Tandil, la madre relató que “ella se juntó con él cuando tenía 15, estuvo 11 años con él. Siempre fue el maltrato, pero ella no se animaba a contarlo porque él le decía que nos amenazaba a todos; que si ella se iba, prendía fuego a toda la familia”.
Manifestó que las agresiones del hombre de 30 años hacia su hija “eran continuas”, entonces Andrea tenía “miedo, terror”. Iniciada la relación entre ellos, relató que las situaciones violentas empezaron “al poco tiempo. Esto habrá durado un año y medio o dos, el barrio lo dice que fue loco de chiquito”.
Su hija tuvo dos hijos con él, uno de 12 y el más chico de 3. “El año pasado fue mi otra hija a visitarla. Vivíamos a una cuadra y no podíamos ir porque ella temblaba cuando llegábamos porque no podíamos hablar nada. Era decirle `hola hija, ¿cómo andás?´ y ella haciéndonos seña como que él ya estaba en la pieza”, recordó.
En agosto de 2012, sucedió que “mi hija fue a la casa, él llegó borracho y le pegó. Donde mi otra hija la fue a defender, le pegó a ella también. A las dos les pegó ese día. Mi otra hija alcanzó a decirle al marido que vaya, diciéndole que les había pegado Claudio, y se fue para allá”.
A partir de ese episodio, aseguró que su hija “decidió irse y tener mi contención, y vivía mi otra hija y mi yerno conmigo. Entonces, ahí se animó”, agregando que aún Andrea convive con ella, desde hace ya un año y cuatro meses, junto a sus hijos.
 
Las denuncias
 
Pese a los reiterados maltratos que vivió su hija durante los años que estuvo junto al agresor “recién se animó” a radicar una denuncia en contra de su ex marido el 26 de agosto de 2012, en la Comisaría de la Mujer. “Fue el día que le pegó a mis dos hijas. Ahí ella decidió separarse”, aseguró Tolosa.
Desde entonces, denunció que “él no nos deja de molestar, desde ese día es continuo. Yo vendí la casa porque me separé, donde estaba viviendo a una cuadra y media. Me separé y me fui a vivir ocho meses a la calle Colombia, allá nos iba a molestar también, nos hacía cada lío”.
Sobre la labor policial, criticó que “es llamar a la Comisaría de la Mujer, vienen o vienen de la Segunda que es la parte que corresponde, y me dicen que tengo que ir a hacer la denuncia y preguntan qué pasó. Lo han visto en la puerta de mi casa y no se lo han querido llevar”.
“La otra vez me había dicho otra persona que cuando no lo quieran llevar les exija a los oficiales el nombre. Un día vino un policía y me dijo que no lo podían llevar porque `el señor está en la calle´. Pero estaba en la puerta, dentro de los 300 metros, y me dijo: `Pero ahora no está molestando´. Así que le dije que me deje su nombre y apellido, y que lo iba a denunciar porque tenemos la orden, ¿qué hago con eso? ¿Me limpio el cu…?”.
 
Vivir con miedo
 
“Ella tiene miedo, sigue teniendo miedo”, expuso Mónica Tolosa sobre su hija y pidió que “queremos estar en paz, tranquilas”. 
Confesó que “yo más de una vez pienso en matarlo. Un día cuando yo estaba con mi marido, ella no venía a casa, aunque estábamos a una cuadra y media. Nosotros no podíamos ir y habían pasado como cuatro días. Yo sentía un dolor grande en el pecho y no iba para no amargarme. Le dije a mi marido que algo le pasaba a Andrea, fuimos al otro día y estaba dando vuelta un bife al fondo, cuando vio parar el auto, se puso roja y donde miró tenía el ojo tapado. A mí el dolor en el pecho que me agarró. Entré ciega, él que sale de la otra puerta, el nenito en ese entonces tenía 4 ó 5 y me dijo: `Papá le pegó a mamá´, y le dije fuerte: `Sí, ya sé hijo´”.
En ese instante, recordó que Andrea “se puso colorada y él, cínico, le dijo a mi marido que pasara, que íbamos a comer algo. Me acuerdo que había salamín y queso y un cuchillo en la mesa, cuando el nene me dijo así, ella lo llevó a la pieza para darle un chirlo. Cuando fue a la pieza, la agarré del brazo y le pregunté qué le había pasado en el ojo y me dijo que le había picado una araña. La tiré en la cama, le saqué el parche y tenía el ojo dado vuelta. Empecé a gritar: `Hay, hijo de p… le pegaste otra vez´, y él decía que estaba loca, que no”. 
La agresión “era constante, viernes, sábado y domingo, no se podía hacer nada porque ella tenía miedo. La maltrataba psicológicamente también y los brazos, en verano, no podía estar de remera”, y describió a su ex yerno como un hombre “celoso. Enfermo de celos. Loco”.
 
“No puede 
estar sola”
“Mi hija sale continuamente acompañada porque no puede salir sola. Ahora hablé en la escuela para que el año que viene el nene vaya a la tarde, lo pase a buscar la hermana y vayan de tarde. Al trabajo hay que llevarla otra vez porque hace poco la agarró en Lisandro de la Torre y Jujuy, en una parada de colectivo, le pegó la cabeza contra la ventana, le torció la mano, le dejó todo violeta. Todo eso se lo hizo en la calle, esa denuncia también la tengo”, argumentó Tolosa.
Informó que se radicaron desde agosto hasta hoy “siete denuncias, y ellos van dando cada tres meses la orden de restricción, se renueva por denuncias que fue a hacer lío. El se acerca nuevamente y otra vez lo mismo. Es de no creer”.
 
“Yo no sé
qué esperan”
 
Aseguró que “continuamente la amenaza de muerte. Le dice que si no es para él, no es para nadie. Yo no sé qué esperan. Te están diciendo todos los días las noticias, están matando a 34 mujeres. Yo no sé qué esperan. Qué es lo que hace la policía, los jueces, bien que si algún día –Dios no lo permita- la tengo muerta en la puerta de mi casa, va a ir el juez y el fiscal. Yo se lo digo a la policía”.
Exigió entonces que “la policía actúe, que alguien me dé una explicación de porqué no lo llevan cuando le estamos diciendo que vino e hizo lío. Eso es lo que quiero. No actúan, ¿cuándo van a actuar? ¿Cuando esté muerta, cuando me la lastime?”.
Expresó que está todo el tiempo intranquila, temiendo por la vida de su hija, hasta contó que “este último tiempo sueño. La veo en un cajón. No sabe, es terrible. Estoy en el trabajo y me suena el teléfono, tengo terror de que le pase algo. Yo apagar el celular no puedo porque me vuelvo loca”. u
Deje su comentario...
ANSES INSTITUCIONAL

Farmacias de TurnoFARMACIAS DE TURNO

De turno ahora (hasta las 8:30hs del 22/10)

Bufor

Buzón 1057 | Tel: (0249) 442-1289

Galli

Rodriguez 1452 | Tel: (0249) 444-8509

Traverso

Avda. Bolivar 301 | Tel: (0249) 444-0076

Vera

Av. Colón 967 | Tel: (0249) 422-1000

Ver calendario completo de Farmacias de Turno
  • El Eco Multimedios
  • El Eco de Tandil
  • Eco TV
  • Tandil FM
  • El Eco Digital