COPA LIBERTADORES

Estudiantes sacó ventaja en la ida de los octavos

En cancha de Quilmes, derrotó 2-1 a Gremio de Brasil. Goles de Apaolaza y Campi para el “pincha”. La revancha será el martes 28 en Porto Alegre.

Festejo “pincharrata” en cancha de Quilmes.

Agencia

El renovado y juvenil Estudiantes de La Plata dio anoche el primer paso sólido y firme en los octavos de final de la Copa Libertadores, al superar como local por 2 a 1 a Gremio de Porto Alegre, vigente campeón del torneo, en cancha de Quilmes.

Todas las emociones llegaron en el primer tiempo, cuando el “Pincha” fue superior y logró plasmarlo en la red por intermedio de Juan Francisco Apaolaza, con un golazo a los 8 minutos, y Gastón Campi, a los 38.

Pero en una de las últimas jugadas de esa etapa inicial, los dirigidos por Leandro “Chino” Benítez se durmieron y sufrieron el descuento del argentino Walter Kannemann, en un gol que podría ser muy importante para el desarrollo de la serie.

En el complemento, Estudiantes se dedicó a defender la ventaja para irse con una victoria, pese a que los últimos quince minutos se quedó con un hombre menos por la expulsión de Fernando Zuqui, por doble amonestación.

La revancha de esta serie, donde cuenta el gol de visitante como criterio de desempate, se desarrollará el martes 28, en Porto Alegre.
El ganador de este cruce se medirá en cuartos con el triunfador de Atlético Tucumán y Atlético Nacional de Medellín.
Fue un buen trabajo de Estudiantes, que había tenido apenas un partido luego de la pretemporada, contra un rival que viene en plena competencia en el Brasileirao.

Es cierto que la historia empezó de la mejor manera, cuando el juvenil Apaolaza giró y metió un derechazo tremendo que se clavó en el ángulo de Marcelo Grohe.
Así, desde que “Chino” Benítez asumió como interino y luego como entrenador oficial, Estudiantes demostraba una mejoría, la misma que primero le permitió conseguir la clasificación a estos octavos de final.
La presión de Estudiantes complicó a Gremio en la primera media hora, porque el conjunto brasileño intentaba jugar en una cancha en la que las dimensiones no lo ayudaban.

Todo era de Estudiantes, sin deslumbrar, pero a partir de una disciplina táctica envidiable, una vieja fórmula “pincharrata” le iba a permitir aumentar la ventaja.

Córner al primer palo, cortina de Schunke y cabezazo goleador de Campi, para poner el 2-0 y hacer estallar a su público.

Quilmes era una fiesta, porque Estudiantes, con un equipo juvenil y renovado, pero bien aceitado, le ganaba al vigente campeón.
Sin embargo, la jerarquía de Gremio iba a aparecer en el momento justo, para darle de su propia medicina al “Pincha”: André cabeceó un córner en el primer palo, Andújar rechazó, pero el rebote le cayó en la testa a Kannemann, que no perdonó.

El segundo tiempo pareció estar completamente de más, porque Estudiantes, más allá de ese gol que recibió, estaba a gusto con la victoria.
Y Gremio, con el tanto de visitante, se conformó hasta los últimos quince minutos, cuando la innecesaria expulsión de Zuqui, lo obligó a ir en busca del empate.

Pero Estudiantes se desdobló en defensa y, con el empuje de su gente, cerró un triunfo muy importante para el ánimo, antes del debut en la Superliga.

 

 

SINTESIS

ESTUDIANTES         2

Andújar; Facundo Sánchez, Schunke, Campi e Erquiaga; Zuqui, Iván Gómez y Lucas Rodríguez; Lugüercio, Apaolaza y Pellegrini. DT: Leandro Benítez.

GREMIO 1
Marcelo Grohe; Léo Moura, Pedro Geromel, Walter Kannemann y Marcelo Oliveira; Cícero, Maicon, Ramiro, Luan y Pepe; y André. DT: Renato Portaluppi.

Cancha: Quilmes. Arbitro: Andrés Cunha (Uruguay). Goles: PT: 8’ Apaolaza (E), 38’ Campi (E) y 43’ Kannemann (G). Cambios: Jael por André (G), Marinho por Pepé (G), Lattanzio por Lugüercio (E), Douglas por Luan (G), Juan B. Cascini por Pellegrini (E) y Noguera por Erquiaga (E). Incidencia: ST: 30’ expulsado Zuqui (E). (NA).

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja tu comentario