La múltiple colisión

El accidente en la final de TC de ayer, en La Pedrera, se produjo en la vuelta 13 cuando el vehículo de Emanuel Moriatis se despistó en una curva y dio contra uno de los paredones, pero quedó en medio de la pista y fue impactado por el auto de Carlos Okulovich, que a su vez fue colisionado por el Dodge de Castellano.

Además el automóvil de Catalán Magni también embistió al de Moriatis mientras que el vehículo de Mazzacane realizó un trompo para no chocar con otro competidor y la cola del Chevrolet pegó levemente contra la pared.

Según se informó, los pilotos fueron asistidos de inmediato, ninguno sufrió lesiones graves aunque Moriatis (le colocaron un cuello ortopédico) y Okulovich (tenía dolores en la zona lumbar) fueron trasladados a un centro de salud de la zona.

El doctor Rodolfo Balinotti señaló en diálogo con Campeones: “Okulovich está con un traumatismo de cadera y pelvis, seguramente tiene una fractura, pero está lúcido y Moriatis está en observación. Catalán Magni tiene traumatismo de tobillo y testículo”. (NA).

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja tu comentario