“Ahí hay alguna trampa, es un muy buen pibe”, dijo Lunghi de la denuncia contra su sobrino

El intendente Miguel Lunghi habló de la situación que atraviesa su sobrino, Carlos Lunghi, quien se encuentra penalmente denunciado por la diputada nacional Elisa Carrió por su presunta participación en episodios de corrupción durante la gestión del exgobernador Daniel Scioli. “Es una persona correcta, honesta”, expresó, por lo que adujo que “periodísticamente hay alguna movida”.

Así lo afirmó en diálogo con “Revillo de Vuelta” (programa de Tandil FM 104.1, de El Eco Multimedios). El jefe comunal ratificó que se trata del hijo mayor de su hermano y consideró que “ahí hay alguna trampa, es muy buen pibe”.

Aseguró que “Carlitos”, como cariñosamente lo llama, asumió su cargo dentro del Tribunal de Cuentas mediante concurso y la denuncia se radicó a causa de algunos papeles que no están en orden. “Y ahí se ha armado todo un berenjenal, han tirado tierra de todos lados, hasta caigo yo. Al Tribunal de Cuentas prácticamente no fui nunca, no conozco a nadie”, manifestó.

“Mi sobrino es contador y es una muy buena persona. No le puedo decir más nada. Desconozco la trama interna del Tribunal de Cuentas”, dijo, aunque reconoció que existe “una interna feroz” dentro del organismo y del propio partido radical en el que Carlos Lunghi integra una lista, aunque aclaró que en lo personal desconoce mayores detalles.

Por su parte, insistió en remarcar que su sobrino “es una persona correcta, honesta. Así que no sé más por dónde puede venir el tema. Yo me quedo quieto y callado, a disposición de todo el mundo. Me meten a mí y no tengo nada que ver”.

El jefe comunal recalcó que “tenemos que aprender mucho y si hay una denuncia, no ensuciarla, sino que vaya a la Justicia y sea la Justicia la que la resuelva”. Para él, entonces, “periodísticamente la están manejando y hasta parece que yo tengo una denuncia”.

Su relación
con Scioli

“Eso es lo que interpreto, que periodísticamente hay alguna movida, como también dijeron que yo tenía el tema con el campo La Estrella de (Daniel) Scioli. Y a mí, correctamente, Scioli me llamó un domingo, me invitó, yo he hecho una amistad y trabajado para la gente con él. Sabía desde el primer minuto y se lo dije, que nunca lo iba a votar y he cumplido totalmente. Lo sabía y se reía, que la diferencia era que él era peronista y yo radical. Trabajamos muy bien para Tandil y un día me invitó a comer un asado. No le digo que me dé los papeles de quién es el campo”, explicó.

“Ahí hicieron una bola, no sé de quién es. Yo no le pido la documentación si usted me invita a su casa o a algún lugar”, finalizó.

“Esperemos que se normalice”,
afirmó sobre la situación de
los beneficiarios del Procrear

Por otro lado, el intendente Miguel Lunghi también se refirió a la situación de los beneficiarios del Procrear, quienes lamentaron el incumplimiento del acuerdo con las autoridades al no haberse concretado este viernes -tal cual lo acordado- el sorteo de asignación de las viviendas para los preadjudicatarios de las empresas Coarco y Riva.

Por su parte, el jefe comunal deseó que efectivamente se cumpla con las instancias previstas que permitan acercar a estos vecinos a su casa propia. Contó que había estado este jueves con ellos y estaban contentos, por lo que procuró que “se normalice de una vez todo”.

Resaltó que el inconveniente real que existe es que “la gente está pagando la cuota y a su vez, muchos de ellos están pagando alquiler, así que la situación se complica. Y, además, ellos pactaron entrar en la casa en una fecha a un monto determinado y ahora los montos han aumentado y eso le complica mucho. Y por supuesto todavía hay muchas casas sin construirse, hay más de 104 que todavía prácticamente están en los cimientos”.

“No interpreto qué otra cosa puede
Romano pedirle al Municipio”

Tras las críticas del secretario general de la UOM en Tandil, Carlos Romano, quien expresó sentirse defraudado de la política en el marco del conflicto por la planta industrial Cinpal, Miguel Lunghi se respaldó en las acciones que se realizaron desde la comuna.

“Si no fuera por nosotros, no hubiera habido ni reunión, porque el Municipio fue el que consiguió que viniera el brasileño a la primera reunión, a través de Cancillería. No lo trajo la UOM, ni los obreros”, sostuvo.

Desde el Ejecutivo local, remarcó que se los ha asistido “económicamente, como así también acompañado en las dos reuniones. También hablamos con una persona en Tandil que estaba interesada en comprar la fábrica, hemos abierto las puertas para que él se presente a distintos bancos para ver si podía haber un crédito para poder comprar la fábrica. Diría que más no podemos”.

Subrayó que han intermediado y acompañado “en todo”, insistió en que se les dio ayuda económica y se los asistió en el pago del servicio eléctrico como también con medicamentos.

Y, a su vez, recordó que han tratado de que los responsables de Brasil cumplan con lo acordado en los encuentros, aunque no lo hicieron.

“Estuvimos permanentemente en todas las reuniones. No interpreto qué otra cosa puede Romano pedirle al Municipio, es algo entre privados. Es lógico que nosotros no nos quedemos sentados, ayudemos, acompañemos, hablemos, hicimos todo. Yo hablé hasta con el secretario privado de (Antonio) Caló, hablamos a la Cancillería, al ministro de Trabajo provincial, con quien hablé, y al de Nación, pero me atendió el secretario y le dejé mis números. Hicimos lo máximo posible”, concluyó.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario