Alumnos de la Escuela Secundaria 1 fueron premiados por sus poemas en Buenos Aires

Alonso recibió el segundo premio y Casaretto la tercera mención, ambos en la categoría “B” (secundaria superior).
-¿Cómo surgió la idea de participar de esta Olimpíada?
Cristina Solimano: -Los invitamos a la olimpíada, como todos los años. Este año, la propuesta era distinta. Siempre tienen que hacer un poema con palabras. Este año les daban temáticas y tenían que hacer un poema visual, con forma.  Andrés hizo un poema con forma de gato, Nicolás hizo uno que es una tumba y Franco, un murciélago. Fue algo muy desafiante. En sexto año nosotros vemos poesía visual y sonora de modo que, para Nicolás, fue un mayor desafío.
Primero enviamos un poema, salieron seleccionados para la final que se realizó a fin de agosto y allá recibieron premios Andrés y Franco.
-¿Cómo fue la competencia?
Andrés Casaretto: -Se hizo en la Legislatura porteña, teníamos dos horas para hacer el poema. Los temas a elegir eran: “el espejo”, “manos de azufre” y “cono de sombra”. La mayoría elegimos el espejo. Dentro de esas dos horas, uno podía estar dentro del salón, trabajar del modo en que mejor le parecía. Yo trabajé con un poema en forma de gato que habla de que no queremos ver. Es un gato que se refleja en el agua y, por primera vez, se da cuenta de quién es. Una vez que nos vemos no podemos salir de esa condición.
Franco Alonso: -Yo también elegí el espejo. Yo hice una historia sobre un vampiro que no se reflejaba. Conté su vida y su frustración de no poder verse. Dibujé un murciélago, que está relacionado con la temática.
Nicolás Aiello: -Yo también hice mi escrito con la temática del espejo y trabajé con lo que se oculta detrás de ellos. Lo relacioné con la vida, la muerte y la destrucción.
-¿Cómo fue la ceremonia?, ¿cómo se sintieron de recibir el premio?
Franco Alonso: -No sabíamos cuántos premios había. Después nos enteramos de que daban cuatro menciones y tres premios. Cuando Andrés ganó la tercera mención pensé que no iba a llevarme nada. Cuando pasaron a los premios, y me dijeron que tenía el segundo premio, fue una emoción enorme.
 
 
Repercusiones
 
-¿Cómo vivieron la experiencia?
Franco Alonso: -Para mí fue algo muy productivo, me sacó de lo poco que estaba haciendo hasta ahora. Yo no escribo mucho pero, cuando lo hago, me siento a gusto.
Cristina Solimano: -Además, como Nicolás y Franco son músicos, encontraron otro lenguaje para expresarse.
Andrés Casaretto: -A mí me gusta mucho escribir, sobre todo, cuentos cortos. 
-¿Cómo los recibieron en sus familias, en la escuela?
Franco Alonso: -En mi familia me felicitaron, en la escuela también, todos estaban contentos. La directora estaba feliz, nos hizo leer las poesías delante de todos en la escuela. 
Cristina Solimano: -Fue un lindo modo de representar a la escuela. Además, en el viaje vinieron los compañeros. Pudimos visitar la Catedral y, a la tarde, el Teatro Colón y el Rosedal. Pasamos un día fantástico y después de la premiación fuimos al Abasto y luego, regresamos. Son chicos muy buenos que apreciaron la experiencia.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario