Alumnos del jardín del Colegio de la Sierra fueron periodistas por un día

Alumnos de las salas de cinco del Jardín de Infantes del Colegio de la Sierra jugaron a ser periodistas por un día y entrevistaron a los jugadores Mariano González y Martín Aguirre. Para tal fin, se prepararon previamente y realizaron un importante trabajo de indagación leyendo diarios y páginas de internet.

El proyecto pedagógico, a cargo de las docentes Carolina Pebay y Dámaris Susbiela, fue realizado por los niños. La tarea comenzó a principio del ciclo lectivo y, de acuerdo a lo planificado, recién estará terminada en este momento, cuando su entrevista llegue a los lectores.
Su realización costó de varias etapas destinadas a que los más pequeños se familiaricen con el mundo de las noticias. Para ello, se trabajó previamente en encuentros con personas que conocen el oficio de periodista y se llevó adelante un acercamiento sobre las instancias anteriores a realizar la entrevista. A tal efecto, los jugadores de Santamarina, Mariano González y Martín Aguirre, padres que tienen a sus hijos estudiando en dicha institución, se prestaron amablemente para ser entrevistados.
En primer lugar, los niños le preguntaron a Mariano González si le había gustado jugar en Racing y respondió: “Sí, la verdad que me gustó mucho. Empecé desde chiquito, no tanto como ustedes, pero era chiquito. Fui a Buenos Aires a la cancha de Racing y ahí empecé a jugar mis primeros partidos. Y lo más importante es que tuve muchos amigos, como ustedes, éramos treinta más o menos, y me divertí un montón. La verdad que lo pase muy bien ahí. Me gustó mucho jugar en Racing”.
-Contanos esa anécdota del gol en el partido Boca y Racing.
MG: -Ese partido fue en la cancha de Boca y le ganamos. Recién empezaba a jugar y ese fue el primer gol que hice como profesional. Tuve la suerte de hacerlo, porque además fue sobre la hora y con ese gol pudimos ganar. Así me gané el cariño de los hinchas que pasan los años y aún recuerdan ese momento. (NdR: en ese momento uno de los niños refuerza la anécdota diciendo que “y te sacaron amarilla por sacarte la camiseta”).
-¿Qué gol te gusto más?
MG: -Creo que ese contra Boca. Fue el primero, el más emocionante, el que más contento me puso, el que más me hizo reír.
-¿Cómo te dicen, “Chiquito”, “Pelado” o la “Torre”?
MA: -Desde niño me decían “Chiquito”, porque era grandote, pero chiquito. Siempre fui el más grandote. Después fue pasando el tiempo y crecí, me tocó empezar a jugar y quedó “Chiquito”. Y también “Pelado” porque bueno… (risas).
-¿En cuántos países jugaron?
MG: -Italia, Portugal y Argentina.
MA: -Colombia, Bolivia, México y Argentina.
-¿Fue difícil hablar otros idiomas?
MG: -Al principio sí. Pero después se aprende todo. Ustedes son unos genios y aprenden todo. Pero para nosotros, los grandes, es un poco más difícil. Igual hay que estudiar de chiquito para aprender y saber más. Yo tuve la suerte de ir a otros países y aprender italiano, portugués, parecido a lo que hablamos nosotros. Igualmente fue entretenido y divertido.
-¿Extrañaste cuando estabas lejos?
MG: -Extrañé mucho Tandil. Tuve la posibilidad de conocer varios lugares, y más allá del frío (risas), tenemos la suerte de tener una ciudad muy linda para conocer y vivir.
-¿Metieron goles en contra?
MA: -A mí me tocó hacer un golazo en contra (risas). En Bolivia, íbamos 1 a 1 y faltaban 5 minutos para que terminara el partido, no saben el gol que hice. La tocan atrás, la pelota me viene al medio, la cancha hermosa, pongo la canilla y la clavé en el ángulo.
MG: -No tuve esa la posibilidad (risas). No me gusta defender mucho.
-¿Cuál es su jugador preferido?
MG: -El mío Martín (risas). A mí me gusta Messi como a Felipe (uno de los niños del jardín).
MA: -Messi también. Por jugador y porque es un buen muchacho, es un buen testimonio, tiene una buena forma de vivir, por lo menos lo que se muestra. Además somos argentinos y es el mejor del mundo.
-¿Qué se siente jugar una Libertadores?
MG: -Cuando jugás en la liga o partidos locales, conocés a los jugadores, compañeros. Jugar una copa internacional es diferente, te exigen en otro nivel, es mucho más difícil. La competencia es diferente. La preparación es diferente, la mentalidad es diferente. Tiene otros condimentos que motivan.
MA: -A mí me tocó jugar la Libertadores y la Sudamericana, fue un sueño. Jugar al fútbol para mí fue cumplir un sueño. Cuando yo era chiquitito como ustedes, andaba todo el día con la pelota y cuando uno se hace grande y te empiezan a pasar estas cosas, uno dice, ‘ahí están las cosas que soñaba cuando era chico’. Y como dice Mariano, son otros jugadores, jugadores de selección. Todo es emocionante, hasta la musiquita que pasan por televisión, la escuchás y te emociona.
-¿Después de los partidos qué hacen para relajarse?
MG: -A mí me pasa algo raro, no me relajo después de los partidos. No me puedo dormir, aunque el partido sea a las 4 ó 5 de la tarde, y son las 5 ó 6 de la madrugada y sigo despierto.
Por último, los deportistas recordaron una anécdota que los unió hace ya varios años: “Cuando éramos chiquitos, tendríamos 12 y 15 años, más o menos, y nos fuimos juntos, con otro grupo de chicos, a probar a Racing. Estuvimos cerca de una semana y yo un día tenía que jugar y creo que me quedé sin medias. Y le dije: ‘Mariano prestame un par de medias’ y me las prestó. Después no nos vimos más. El se quedó jugando en Racing y después se fue al exterior y yo lo veía y decía ‘me quedé con las medias’ (risas). No se las devolví nunca, me las quedé”

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario