Boca ganó otra vez desde el banco y sueña con la punta

El conjunto de la Ribera suma 23 puntos y recibirá el domingo próximo a San Lorenzo, en el partido que puede definir gran parte del campeonato.
Banfield se quedó con 14 unidades y dejó tres puntos que pueden pesar en el promedio del descenso al final de la temporada.
Como de costumbre, Boca presentó el 4-3-1-2, con la novedad de Facundo Roncaglia como lateral derecho en lugar de José María Calvo.
Banfield, sin Cristian Lucchetti, opuso el 4-4-2 característico de Jorge Burruchaga, con Cristian García acompañando a Jerónimo Barrales en el ataque.
La primera acción de peligro fue para el local, que llegó a través de Walter Erviti por la derecha. El posterior remate de Luciano Civelli fue bien controlado por Javier García.
Las dos líneas de cuatro de Banfield se replegaron tan bien que Boca debió apelar a remates desde afuera del área para inquietar a Enrique Bologna, como lo hizo Jesús Datolo, cuyo envío se fue por encima del travesaño.
Sin un marcador lateral derecho natural y con la tendencia de Fabián Vargas de meter diagonales, Ricardo Noir fue el jugador indicado para utilizar en ataque la banda derecha en Boca.
Al igual que Roncaglia, José Devaca tampoco garantizó proyección en el lateral derecho de Banfield, que de todos modos contó con Emanuel Pio en la zona de volantes.
El local estuvo a punto de abrir el marcador a los 30 minutos, cuando Javier García salió mal a descolgar un centro y Víctor López cabeceó desviado.
La cobertura del ancho de la cancha que supone la disposición de dos líneas de cuatro permitió al equipo conducido por Burruchaga evitar los desbordes ?xeneizes? y forzarlo a introducirse en el embudo, meter pelotazos y buscar el arco desde media distancia.
Maximiliano Bustos marcó muy bien a Juan Román Riquelme y anuló así la generación de juego del visitante.
En el segundo tiempo, Boca salió a llevarse por delante a su rival, desordenadamente y Riquelme exigió a los 5 minutos con un tiro desde la media luna, que Bologna sacó al córner.
El enganche ?xeneize? le ganó la espalda a Bustos y contó en esta etapa con la aparición ofensiva de los volantes, que se ofrecieron como alternativa de pase.
Pero Banfield no renunció en su intento por acercarse a Javier García y respondió de contraataque, aunque careció de precisión en los veinte metros finales.
A los 22 minutos, Riquelme inició un avance por la derecha, metió la diagonal y entregó para Lucas Viatri, quien cedió a Datolo, cuyo zurdazo dentro del área se fue cerca del ángulo superior derecho de Bologna.
Recién promediando el período final, Boca generó la primera situación de verdadero riesgo, lo que marca claramente las dificultades que tuvo el visitante para lograr profundidad.
A los 29 minutos, Banfield respondió con un zurdazo de Marcelo Bustamante desde posición central que dio en la parte superior del travesaño, al aprovechar un mal despeje ?xeneize?.
No obstante, Ischia volvió a ganar el encuentro desde el banco como hace tres días: Nicolás Gaitán exigió primero a Bologna, quien dio rebote y dos minutos después Mouche metió una diagonal desde la izquierda y venció con un zurdazo al arquero, después de eludir a Cristian Nasuti, para el delirio ?auriazul?.
Boca volvió a ganar un partido desde el banco de suplentes, esta vez con el aporte de Mouche, quien reemplazó a Ricardo Noir y se vistió de goleador, tal como lo hiciera el domingo último Gaitán frente a Rosario Central.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario