Bruno: “El cierre se podría haber evitado, se conocía la situación”

Bruno desea que la Terapia Intensiva Pediátrica empiece a encaminarse y comience a funcionar lo antes posible. Señaló que, afortunadamente, durante los días que ha permanecido suspendido el servicio, no hubo casos de chicos que necesitaran ingresar.

“Queremos saber con cuántos médicos se va a contar, porque ya sabemos que tres no van a volver”, expresó. Además, anticipó que, luego de la reanudación de las actividades de la terapia, desde la Asociación estarán pendientes los primeros meses de que se efectúen correctamente los pagos. Reconoció que tenía miedo que el servicio no se reanudara debido a la ausencia de médicos, ya que podrían no aceptar trabajar debido a la inestabilidad salarial y laboral, como sucedió anteriormente. “Esto se podría haber evitado hace ya tiempo”, finalizó.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario