Buen desempeño del Ramal H ante las intensas lluvias registradas en la ciudad

 

El emprendimiento que se llevó adelante a partir de un convenio entre el Municipio de Tandil y el Gobierno Provincial, con una inversión de alrededor de 18 millones de pesos por parte del estado bonaerense, regula los picos de crecidas en épocas de mucha lluvia, generando una contención y descarga proporcional a la capacidad de absorción del entubamiento conocido como  Ramal H.
El intendente Lunghi resaltó la trascendencia de la obra para la ciudad y mostró su satisfacción porque “después de tantos años de gestiones y espera por parte de los vecinos, de todo el esfuerzo de los anteriores intendentes y el fuerte impulso desde nuestra administración, vemos funcionar esta presa, que trae soluciones para los problemas de inundaciones en una zona muy grande como es el barrio Falucho y alrededores”.
 “Estas son las obras fundamentales para el avance de Tandil, recuerdo hace varios años, cuando todavía no se había confirmado la construcción de la presa, que recorrí una noche de mucha lluvia esta zona, acompañando a los vecinos que habían tenido grandes inconvenientes, hasta la calle Fulg tenían el pavimento deteriorado, si no fuera por esta obra hoy estaríamos viviendo una situación similar”, afirmó. 
Por su parte el Secretario de Planeamiento y Obras Públicas Mario Civalleri explicó que “se realizó una recorrida para evaluar cómo está funcionando la obra a partir de las intensas precipitaciones de las últimas horas y observar como regula los excesos hídricos de la cuenca del Ramal H”.
 “Está fue la prueba de fuego para la presa, pudimos comprobar que funciona de acuerdo a los parámetros de cálculo establecidos, con un  aporte hídrico compatible a la sección del conducto ubicado en la esquina de las calles Fugl y Marti”, agregó.
El Secretario detalló que “en la actualidad la obra está prácticamente terminada, la función de drenaje de agua para la cuál fue proyectada la represa actualmente ya se está cumpliendo, solo resta ejecutar detalles de obra menores en el predio, que no comprometen el desempeño de la misma, por lo que ya se puede dar seguridad a los vecinos de los barrios ubicados aguas abajo de la represa”.
 “Después de muchos años de lucha y de mucha angustia de los vecinos del barrio Falucho que sufrían inconvenientes cada ves que había fuertes lluvias, hoy podemos ver con satisfacción como esta obra obtenida a partir del trabajo conjunto del Municipio y el gobierno de la provincia, cumple con su objetivo, ya que esta cantidad de precipitaciones seguramente hubieran generado grandes complicaciones en la zona”, resaltó.
La presa se encuentra ubicada en el área sudeste de la ciudad, mas precisamente en el sector comprendido entre las calles Larrea, Santos Vega, Tacuarí y López Osornio. La misma esta planificada para contener las crecidas extraordinarias temporarias de una pequeña cuenca colectora de 3,35 km2 de superficie, ubicada al pie de las sierras mas altas del cordón cuyas características particulares (forma periforme, alta impermeabilización del sustrato rocoso y pendiente elevada) provoca la concentración de los derrames precisamente en la entrada del conducto pluvial denominado ramal H.
Cuando el escurrimiento superficial de las precipitaciones sobre la mencionada cuenca son de una magnitud tal que supera la capacidad de conducción del ramal H, se producía el derrame de los excesos pluviales inundando con frecuencia el barrio Falucho y zonas adyacentes ubicadas precisamente aguas abajo de la actual presa en construcción.
La presa regula el flujo de tal manera de ir permitiendo el desagote de los excesos de manera controlada a los fines de optimizar el funcionamiento del conducto pluvial evitando la inundación.
Funciona por gravedad sin embalse permanente y fue construida en hormigón de diferentes especificaciones según los requerimientos específicos de la ingeniería. Tiene una longitud de 160 metros y una altura sobre su nivel de fundación de 19,8 metros.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario