Cayó Santamarina, en una tarde negra

Santamarina volvió a defeccionar fuera de Tandil. El equipo aurinegro fue derrotado por Juventud de Pergamino, que le dio alcance en la tabla de posiciones gracias a su triunfo por 1-0.
Desde el inicio, el equipo tandilense se mostró decidido a plantear el desarrollo bien lejos de su valla, incluso estando cerca del gol en un cabezazo desviado de Ischia tras centro de Arévalo.
Después sí, el local hizo valer su condición y se hizo cargo de las mayores obligaciones. El adelantamiento de las líneas permitió que los atacantes locales recibieran algo de juego y las acciones se volcaran más sobre la valla de Bertoya que, sin embargo, no tuvo demasiado trabajo. Incluso, en una llegada de Mellado tras un largo envío, fue Beratz quien obstaculizó el zurdazo.
Dentro de ese contexto, sobraron las fricciones y la mayoría de los protagonistas eligió jugar la pelota por arriba, evitando así verse perjudicado por el desmejorado campo de juego del club Argentino.
La consecuencia fue un desarrollo poco entretenido, alejado de los arcos y con acciones forzadas. En una de ellas, sobre 31?, Elizondo capturó un rebote y estremeció la parte externa de la red con un derechazo. Del otro lado, Bertoya le ganó a Mellado yendo a su derecha, en notable intervención que permitió mantener el cero.
El golero santafesino volvió a lucirse en 44?, cuando evitó una definición de Saucedo, quien en la continuidad de la jugada se encontró con una oportuna aparición de Fernández, quien despejó casi sobre la línea de gol.
La segunda fracción ofreció imágenes similares a la primera, con acciones aisladas frente a los arcos. En una de ellas, a los 12?, González se topó con un zurdazo de Vázquez Espagnol, quien controló sin dar rebote.
El arquero uruguayo también estuvo atento ante una llegada positiva de Elizondo, en acción urdida desde la claridad conceptual de Giménez.
Al juego, tan discreto y parejo, podía destrabarlo una acción con pelota parada o un error individual. Y ambas características tuvo la jugada que derivó en el 1-0. Bastianini tomó un tiro libre desde la derecha, Bertoya falló groseramente en su cálculo y Jorge aprovechó para meter el cabezazo goleador ante el arco vacío.
Golpeado, Santamarina se expuso demasiado y casi pierde toda chance a los 35?, cuando Saucedo cabeceó desviado desde inmejorable posición tras una asistencia de Sosa.
Una infracción de Barrios Suárez le valió su expulsión, a la altura de la tarde en que los aurinegros eran pura desesperación en procura de rescatar un punto.
El mano a mano que Bertoya le ganó a Saucedo sirvió para extender la ilusión hasta el último pitazo del entrerriano Bresler. Y ya en el descuento, entre García y González dilapidaron una ocasión muy nítida después de una incursión de Santos por su sector.
Completando una jornada negra para los tandilenses (que incluyó otra salida por lesión de Dragojevich), González se hizo expulsar con un empujón contra un asistente que demoraba en alcanzar la pelota. La desmedida reacción de ?Vizcacha? se completó con un golpe de puño hacia el mismo integrante del banco local.
El final encontró a Santamarina preocupado por otro resultado adverso, y con la necesidad de enfocarse en mejorar en la próxima fecha, cuando deba visitar a Rivadavia de Lincoln.


La figura
Ramiro Jorge
El capitán de Juventud cortó mucho juego en el sector medio, y se mostró preciso para desprenderse de la pelota. Aprovechó el error de Bertoya para anotar el único gol del partido.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario