Chicos que acampaban en la ciudad, con un cuadro de intoxicación

Un grupo de chicos de unos 12 años que participaba de un acampe en el club Banco Nación junto a un contingente de más de 1.300 estudiantes de distintas escuelas ingresó ayer al Hospital de Niños “Dr. Debilio Blanco Villegas” para ser atendidos, según se presume, por un cuadro de intoxicación.

De acuerdo a la información brindada por autoridades del centro asistencial pediátrico se trata de doce menores oriundos de Mar del Plata que fueron atendidos por un cuadro gastrointestinal, con mareos, vómitos y cefalea que no revistieron gravedad.

Frente a ese escenario se registraron tres casos que requirieron hidratación intravenosa, mientras que los restantes sólo por vía oral. En tanto, alrededor de las 16, finalmente recibieron el alta hospitalaria y regresaron a su ciudad.

 

La situación

 

La jefa de guardia del Hospital de Niños “Dr. Debilio Blanco Villegas”, Claudia Prado, confirmó la situación y dijo que en principio la alerta comenzó este lunes por la noche cuando comenzaron a ingresar menores con cuadros de deshidratación y vómitos, que fueron dados de alta a las pocas horas.

Ayer después del mediodía se sumaron otros doce casos del mismo camping con cuadros similares.

En cuanto a las causas la profesional estimó que “podría ser algo que comieron porque son 1.300 chicos, de los cuales sólo el grupo que viene de Mar del Plata es el que presentó este cuadro gastrointestinal, de mareo, cefaleas y vómitos”.

Según la información brindada por los docentes a cargo, se trata de un contingente de 120 niños provenientes de la vecina localidad pertenecientes a distintas instituciones.

Aseguró que no son casos que revistan gravedad y que “simplemente se dejan en observación, hidratándose, los más graves con hidratación indovenosa y el resto con hidratación por vía oral”.

 

Las posibles causas

 

El director de Bromatología de la comuna, Omar Olivera, indicó que los casos se registraron en un grupo de jóvenes que acampaba desde el viernes en el club del Banco Nación, y agregó que, según conversó con una médica del Hospital de Niños, unos doce menores presentaron un cuadro que demandó su asistencia médica.

De ellos tres requirieron internación mientras que los nueve restantes permanecieron algunas horas en observación hasta recobrar fuerzas.

En un intento por hallar las causas de los episodios estimó que podría tener relación el alimento ingerido o con una caminata que realizaron el día previo.

Sobre la primera hipótesis Olivera explicó que los docentes a cargo de los estudiantes marplatenses “trajeron desde la localidad balnearia un picadillo cocinado y congelado para un pastel de papas”, también “hamburguesas congeladas”, y dijo desconocer el modo en que transportaron los alimentos y el cuidado de la cadena de frío.

Sobre la segunda opción puntualizó que “los chicos hicieron una caminata de muchas horas, que los dejó agotados”, por lo que esa circunstancia también podría haber tenido injerencia en el cuadro.

En definitiva “pudo darse una conjunción de factores que llevaron a que estos chicos presentaran esta situación”.

El director marcó como punto llamativo que “estos doce chicos pertenecen a una agrupación que venía de Mar del Plata, que eran los que habían consumido estos alimentos”, mientras que el resto, procedentes de Buenos Aires, “ninguno ha tenido problemas”.

 

Recomendaciones

 

Frente a esta situación Olivera aprovechó para brindar recomendaciones a los organizadores respecto de la manipulación de alimentos, como la importancia de cocinarlos en el momento, y de las sugerencias para las salidas al aire libre.

Además adelantó que entregarán folletos informativos a las autoridades del club Banco Nación para que “puedan entregar a los contingentes y tomen los recaudos necesarios”.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario