Comenzaron las primeras tareas para la colocación de las nuevas cámaras

El 28 de diciembre el intendente Miguel Lunghi y representantes de Fibercorp, la empresa ganadora de la licitación pública llevada adelante, firmaron el contrato de adjudicación para sumar doscientas nuevas cámaras de videovigilancia. El acuerdo que se alcanzó permitirá triplicar la red de dispositivos del Centro de Monitoreo de la comuna y demandará una inversión cercana a los 10 millones de pesos por año, durante cinco años.

Las primeras reuniones para coordinar el trabajo se realizaron a comienzos de enero, en las que se decidieron los nuevos 165 puntos donde se colocarán las cámaras, distribuidos en los distintos barrios, que recibirán una o más cámaras. Los lugares fueron establecidos en base a la información con la que dispone la oficina de Protección Ciudadana y el mapa de delitos.

En este momento la empresa adjudicataria se encuentra analizando cada uno de los puntos y las posibilidades técnicas y tecnológicas disponibles, es decir, si se encuentra próximo o no a la energía eléctrica, si hay una arboleda o cartelería que obstaculiza, o si amerita la combinación de otra cámara según el punto geográfico. Además, se inició el tendido de cables para luego continuar con la colocación efectiva de las cámaras.

Estima que para mediados de este año estaría todo el sistema nuevo en funcionamiento, ya que en marzo comenzaría la colocación de cámaras en la calle y entre marzo y mayo estarían ya transmitiendo. Asimismo, anticipó que se incorporarían 40 cámaras para videovigilancia en zona rural, cuyas ofertas recibidas mediante licitación se abrirán la semana que viene.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario