Con orgullo, la Fuerza Aérea Argentina conmemoró el centenario de su creación

Encabezó el acto el jefe de la Guarnición Aérea Militar Tandil, comodoro Héctor Aníbal Ascazuri, y contó con la presencia del intendente Miguel Lunghi; el jefe de Gabinete Marcos Nicolini; el comandante de la I Brigada Blindada, el coronel Horacio Acuña; y el jefe del Arsenal Naval Azopardo, capitán de Navío Guillermo Puyade.
Luego de la presentación de los efectivos formados ante Ascazuri, se dio paso a la entonación del Himno Nacional Argentino, ejecutado por la Banda del Comando de la Primera Brigada Blindada.
Seguidamente, se llevó adelante una invocación religiosa a cargo del capellán de la Unidad, Horacio Gómez, para luego brindar un toque de silencio en memoria del personal fallecido de la Fuerza Aérea Argentina.
En la ocasión, como es tradicional, también se entregaron distinciones de bodas de oro para el personal militar subalterno, el suboficial mayor Juan Carlos Carré (R); y el suboficial mayor Juan Carlos Scianca (R).
Se distinguió además como “Amigo de la Fuerza Aérea Argentina” a la Usina Popular y Municipal de Tandil, gracias a “la permanente relación con la institución” que “nos ha permitido profundizar la optimización del uso del recurso energético, y ha sido de suma importancia el asesoramiento y capacitación técnico-profesional especializado brindado al personal militar, en cada una de las oportunidades que las circunstancias lo requirieron”.

Cien años de orgullo
 
Por último, se dio paso a la lectura del mensaje del señor jefe del Estado Mayor General de la Fuerza Aérea, brigadier general Normando Constantino.
Entre los párrafos más significativos, tras haberse remontado a los inicios de la creación de la Fuerza Aérea Argentina hacia el año 1912, y haber detallado los hitos más importantes y los objetivos cumplidos hasta el momento, el doctor Constantino expresó que “su agradecimiento por la presencia de los señores jefes de los estados mayores generales de las fuerzas aéreas de la República de Bolivia, Brasil, Chile y Uruguay”.
Describió esta celebración en un “marco inolvidable”, y agradeció la presencia de los pueblos hermanos con quienes se establecieron “lazos fraternales”.
“No estamos solos en este derrotero de similares responsabilidades, por ello deseo dirigirme a los camaradas del Estado Mayor Conjunto, del Ejército Argentino y de la Armada, como así también las fuerzas de seguridad y policiales, para agradecer este importantísimo hito en esta corta pero fecunda historia”, manifestó.
Constantino recordó y reconoció también a todos “aquellos pilotos que surcan los cielos de la Patria”.
Una vez más, se remontó a los principios de la historia de la aviación argentina, y transitó cada una de las décadas, en las que recordó a los “heroicos aviadores que alcanzaron con su firmeza y convicciones importantísimos logros a nivel mundial en la noble actividad”, entre otros reconocimientos que adornaron una fecha que -sin lugar a dudas- quedará marcada en la honrada historia de la aviación militar argentina.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario