Con una alta ocupación turística en Tandil, hay mejores expectativas para la segunda quincena

En pleno período estival, el titular del complejo Cerro El Centinela y presidente de la Asociación de Hoteles y Restaurantes de Tandil, Luis Cerone, indicó que el nivel de ocupación turística en la ciudad es bastante alto y hay un buen movimiento. De cara a la segunda quincena, confirmó que “históricamente es mejor”, por lo que las expectativas son buenas. Para febrero, en tanto, anticipó que ya hay reservas.


En diálogo con El Eco de Tandil, el referente del sector turístico consideró que esta primera quincena de enero “viene bien”, aunque señaló que “el exceso de calor nos está perjudicando un poco en los paseos”. No obstante, manifestó que “tenemos un porcentaje bastante alto”, con estadías en cabañas que rondan entre los 4 y 7 días, y en hoteles de 1 a 4 noches.


“Tandil tiene un movimiento interesante”, analizó el prestador, pronosticando que la segunda quincena de enero “va a ser mejor, históricamente fue así, por lo tanto, como mínimo se va a mantener un nivel de ocupación que con números reales va a estar entre el 80 y el 90 por ciento”.


En este sentido, aclaró que a la hotelería “le está costando vender las 100 plazas, el hotel -a diferencia de la cabaña- es uno o dos días, no son reservas de una semana como el que elije a la cabaña, que vienen como mínimo 4 ó 5 noches”, diferenció. 


Ya para febrero, manifestó que “hay reservas”, fundamentalmente en cabañas. Los turistas que llegan lo hacen del interior, de la zona de Mendoza, además del clásico visitante que arriba a la ciudad junto a su familia de Capital Federal, Gran Buenos Aires y zona sur. “En esta época ya es un clásico que venga gente del interior que va para el lado de la Costa y se queda una o dos noches acá”, manifestó el titular del complejo Cerro El Centinela.


Sobre el perfil del turista, confirmó que “ésta es una época bien definida de familia, el que viene realmente a vacacionar. Son muy pocas parejas de jóvenes, tal vez hay parejas de chicos pequeños que prefieren la cabaña con pileta y no el mar”.


Por otro lado, informó que el nivel de consumo de los turistas que llegan a Tandil “hasta ahora es normal”. Respecto a las tarifas en la gastronomía, advirtió que “en nuestro caso aumentamos, no veo que el promedio de 2014 a éste esté mucho más del 25 por ciento, en algunas cosas se ha tocado dos o tres puntos más. La verdad es que los precios asustan, uno trata de comerse parte del incremento por esto”. 



Se prevé un año complicado



Por otro lado, consultado por la expectativa del sector de cara a este año, manifestó que “no es buena”, argumentando que “los privados viajamos por una ruta que no es la de los políticos, cuya expectativa es muy interesante y apasionante porque el que gana, logra su objetivo, que es ganar”. 


Aclaró que para los prestadores turísticos “nada va a cambiar en lo inmediato que siga el kirchnerismo, el macrismo o el massismo. Lo que nosotros sabemos es que en la medida en que la inflación siga en los niveles actuales, obviamente eso va a causar un perjuicio porque directamente va a haber menos gente que tiene posibilidad en gastar plata en recreación. Desde la expectativa nuestra, si se toma en términos macroeconómicos, no debería ser buena”.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario