Continúa ?Diálogo crítico con el autor?

 

Ariel de la Vega, el artista que dialoga
 
Comenta Ariel sobre su participación: “Tengo el inmenso placer de compartir esta experiencia propuesta por el Mumbat. Crear una obra desde mi imaginario y mi cosmogonía existencial, para que “juegue” y dialogue visualmente tomando como punto de referencia otra obra, la de uno de los grandes maestros pintores que ha podido brindar nuestro arte, el señor Germán Gargano”(…) El ejercicio de un diálogo visual entre dos obras, implica por parte de quien lo practica o el espectador que lo contempla, el compromiso de abordar profundamente la imagen, los cuerpos y los mensajes implícitos que, en este caso las pinturas, puedan poseer en comunicación y sincretismo dentro de un mismo espacio físico…
Agrega además, sobre la obra con la cual está dialogando: “Toda la obra que ha realizado Germán Gargano, como lo es también “Tres Visiones”, con la que se me propuso este ejercicio de diálogo, está cargada de una tremenda fuerza vital. Gargano habla a través de sus obras de una vida en un estado puro, de una manifestación de pureza, belleza, crudeza y movimiento que como si fuera una interpretación musical se manifiestan en sus cuadros. El color, la luz y los ritmos en el escenario de cada tela construyen sinfonías u óperas visuales. Las mismas expresan las tragedias y las comedias de la vida humana, cantan a la belleza de la naturaleza y desnudan tajantemente aquellos cuerpos “oscuros” que metafóricamente, en una posible concepción perteneciente a nuestra realidad, muchas veces  no queremos ver”.   
 
Un paso más en su experiencia
 
Explica Ariel: “Cuando recibí la propuesta de trabajar en base a esta obra, pensé en llevar la experiencia un paso más allá, de llevar este ejercicio a un plano diferente y no quedarme sólo con el diálogo que pueda brindarme la obra “Tres Visiones”. Me interesé así en poder hablar con su autor y conocer personalmente a Germán Gargano. Me recibió en su taller de San Telmo, en Buenos Aires, muy amablemente. Compartimos una charla más que enriquecedora y profunda acerca de su trabajo (…) Tuve el inmenso placer de recorrer su mundo y sus cuadros que generosamente sacó uno a uno, muchos de ellos realizados en formatos inmensos que con esfuerzo puso delante de mí, mostrándome esas melodías visuales que pude disfrutar y sobre las cuales, generosa y humildemente, me invitó a debatir entre mates y anécdotas. Me ilustró así acerca de cómo construía su obra y el compromiso que lleva adelante a través de la misma. Ciertamente quedé muy impresionado con el material y más sorprendido cuando compartió conmigo una acuarela que resultó ser de alguna forma, el boceto preliminar a la obra “Tres Visiones”. Eso motivó entonces agregar para enriquecer la muestra, la imagen de la obra, una acuarela, que fue el primer impulso y determinación para  la realización de la obra “Tres Visiones”.
 
La obra, génesis de la resignificación
 Aprueba el artista: “La obra que realizo para este diálogo es una obra que gira en torno a la de Gargano, se inspira en ella y propone al espectador ingresar a un juego de referencias que planteo desde mi óptica personal. Es en cierto modo la evocación de un instante agradable o un grato momento, o quizás pretende hablar sobre la fuerza de los valores humanos ante los momentos duros que se presentan en la vida, una visión donde algunas tragedia, a pesar de todo, también pueden presentársenos vestidas con hermosas flores y señalarnos que estamos vivos, demostrando que somos más fuertes de lo que creemos; la fuerza de nuestros valores. En mi opinión, esta propuesta, sujeta a los hilos de un tiempo determinado, es  así de efímera y de trascendente. Así de real. Acompaño con dibujos de la serie “Misterios” que recientemente acaban de ser exhibidos en la muestra “El Templo Interior- Estructuras Líricas” en Mundo Nuevo Gallery Art, Buenos Aires. u
 

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario