Continúan las gestiones para hallar un edificio apto y mudar el Conservatorio de Música

Bajo el pedido explícito realizado por el dueño de la casona ubicada a escasos metros de la esquina con Maipú, y con un contrato de locación vencido desde hace tiempo, los directivos visitaron algunas alternativas que finalmente fueron descartadas por no cumplir con los requisitos necesarios para garantizar el traslado. En esos casos, deberían separar la matrícula en más de una edificación.
En ese camino, la semana pasada recorrieron una propiedad céntrica de dos pisos ubicada en la planta alta de la esquina de San Martín y 9 de Julio. Si bien cumplía con ciertos aspectos (como el tamaño y la cantidad de espacios que podrían ser utilizados como aulas), no descartaron la necesidad de ejecutar modificaciones para adecuarla al funcionamiento de la institución educativa que cuenta con una matrícula que supera los 600 alumnos.
“Es lo único que tenemos hasta ahora”, confió una de las integrantes de la comisión directiva del Conservatorio reconociendo la dificultad que representa a esta altura poder iniciar el ciclo lectivo 2014 en una nueva sede.
Respecto del propietario, las autoridades educativas sólo cuentan con la nota informal que envió meses atrás solicitando el desalojo de la casona.
Mientras aguardan novedades respecto al tema por parte del Consejo Escolar, la semana comenzará con las audiciones de todos los alumnos del Conservatorio de Música, que marcará el cierre del año.
 
El mismo escenario
 
Por su parte, la titular del Consejo Escolar, Susana González, trazó un escenario similar marcado por la escasez de edificios que reúnan las condiciones necesarias para sostener el funcionamiento de una institución educativa de estas características y la falta de oferta por las condiciones de pago llevadas a cabo por la Provincia.
En diálogo con El Eco de Tandil, la funcionaria recientemente reelecta en su cargo, apuntó que “estamos viendo propiedades en forma conjunta con los directivos y los arquitectos”, y reconoció que en la mayoría de los casos “la infraestructura no está preparada para la Escuela de Música o requieren de importantes obras”.
En cuanto a la propiedad céntrica visitada, Susana González aseguró que el informe técnico elaborado por los profesionales que recorrieron el lugar determinaron que los espacios son correctos y adecuados para contener la matrícula y las propuestas curriculares, pero que deberían realizarse “importantes” obras de infraestructura para su reacondicionamiento.
En ese sentido, fundamentó que el tipo de institución demanda “ciertas especificaciones” para su funcionamiento, incluso para sus paredes, y alrededor de 15 aulas más dependencias, detalló.
No obstante, aclaró que será la Dirección General de Escuelas la encargada de dar el visto bueno para avanzar en el alquiler de la propiedad y en autorizar la suma de dinero necesaria para ejecutar las reformas correspondientes. “Son decisiones políticas”, dijo.
Para finalizar, Susana González indicó que el dueño de la casa de Alem al 300 es de Buenos Aires y que “lo único que sabemos es que solicitó que se devolviera la propiedad”. u

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario