Destruyen un transformador de la Usina para llevarse cerca de 150 kilos de cobre

En este caso los perpetradores del hecho interrumpieron la conexión a 13 mil voltios del artefacto de 315 kva (kilovoltiamperio) de potencia y mediante la utilización de una suerte de barreta lograron bajarlo de una columna de concreto de varios metros de altura (donde se encontraba ubicado para completar el tendido de cables).

Una vez en el suelo, lo desarmaron para cumplir con la sustracción de cobre que se encuentra en su interior y luego comercializarlo en el mercado negro. Según se informó, el transformador sustraído tiene un valor aproximado de 10 mil dólares.

Desde la Usina se solicitó que ante este tipo de siniestros, los usuarios denuncien en forma gratuita al 0800-333-4415 o bien al servicio de emergencias 101 Mejorado de la policía bonaerense.

 

El hecho

 

El gerente técnico de la Usina, Guillermo Saab, confirmó el hecho a El Eco Multimedios y detalló que ayer por la mañana un equipo de la empresa se dirigió hacia el lugar a inspeccionar los avances de una obra cuando detectó que el transformador se hallaba en el suelo.

El artefacto se encontraba desarmado y sin el cobre del bobinado. Por tal motivo, sospechan que el accionar fue perpetrado por al menos dos personas con conocimientos sobre el tema y mediante la utilización de las herramientas apropiadas.

“El transformador estaba energizado con media tensión, primero tuvieron que desenergizarlo para tirarlo desde una plataforma que está a unos cinco metros de altura y después desarmarlo, que no es una cosa simple”, explicó.

Luego, enfatizó que el botín fue principalmente el cobre, entre 100 y 150 kilos, dejando desperdigada por el suelo las partes de hierro del dispositivo.

 

Antecedentes

 

A la hora de hablar de antecedentes, Saab recordó que la Usina sufrió hechos de características similares años atrás pero que en el último tiempo habían mermado. “Hace cinco o seis años pasó con mucha frecuencia. Después hubo un período donde no pasó nada”, hasta ayer que volvieron a detectar un atraco catalogado como un “primer evento” que esperan que no se repita.

En consecuencia, los responsables de la distribuidora de energía eléctrica radicó la denuncia policial para poder iniciar el reclamo en las aseguradoras para reponer el transformador y poder dotar del servicio al cliente que lo solicitó.

Dado que se trata de una obra para alimentar un futuro emprendimiento, ningún usuario se vio afectado por lo que “no detectamos nada. Estaba energizado, pero sin clientes colgados”, concluyó. 

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario