Docentes del CAI Mater volverán a clases con una directora interina

En el marco de las opiniones cruzadas, a raíz de la denuncia de las cuatro docentes del CAI Mater que acusaron a la directora, Carolina Amonarraiz, por acoso laboral, referentes del Ejecutivo y del Sindicato de Trabajadores Municipales acordaron en la mañana de ayer levantar el paro de las profesionales, quienes volverán a clases a partir de hoy, junto a la directora interina, Claudia Caballero, que trabajará allí por un plazo máximo de 90 días.

El primer acercamiento se había concretado este martes al mediodía, en las oficinas del Ministerio de Trabajo provincial, en una audiencia donde las partes decidieron separar temporalmente del cargo a Amonarraiz -quien se puso a disposición de ser trasladada a otro espacio- a pesar del apoyo que recibió en las últimas horas por un grupo de padres del jardín maternal, que se reunió en la institución y entendió que es un complot contra ella.

Finalmente ayer se concretó una nueva reunión en la Municipalidad que contó con la presencia del secretario de Gobierno local, Miguel Lunghi (h); junto al secretario de Desarrollo Social, Oscar Teruggi. Desde el Sindicato estuvo el secretario general, Roberto Martínez Lastra; la secretaria gremial adjunta, Cecilia Soto, y el secretario de organización, David Marconi, en representación de las cuatro docentes del CAI Mater.

Culminado el encuentro, Oscar Teruggi informó a El Eco de Tandil que después de la audiencia del martes, en la que se decidió pasar a un cuarto intermedio para este viernes, ese mismo día por la tarde volvieron a reunirse para acercar algunas de las propuestas adelantadas por la mañana con “la idea de volver a la normalidad en el CAI Mater”, dijo.

 

Las líneas de

investigación

 

En la oportunidad, resaltó que hubo “un acercamiento importante” y decidieron, en principio, volver a reunirse ayer en la mañana, encuentro en el que se acordó iniciar dos instancias investigativas: una por la denuncia que existe de las docentes contra la directora; y por separado, otra por una denuncia de las auxiliares también a ella.

“Eso ya está en su curso desde el lunes, en el área de Legal y Técnica. También hay una nota de la directora que nos presentó el lunes, en la que pone a disposición su separación del CAI Mater para favorecer la investigación, y eso también facilitó las cosas”, indicó el secretario, y mientras tanto confirmó que “se la va a disponer dentro de otro lugar en la Secretaría de Desarrollo Social, en algo que tiene que ver con su actividad docente”.

 

Las tareas de la

directora interina

 

En base a ello, Teruggi explicó que se determinó “nombrar a una directora interina por un plazo máximo de 90 días, que es Claudia Caballero, ex directora del Jardín 916, una profesional con mucha experiencia en el manejo del jardín y en relaciones con la comunidad educativa, y creo que va a hacer un buen trabajo”.

Aclaró en ese sentido que “no lo pensamos solamente desde la cuestión meramente pedagógica sino además de reconstituir el grupo humano que indudablemente está pasando por una etapa complicada”.

Sin embargo, el secretario advirtió que en esta situación no se está hablando de que hubo malos tratos hacia los niños, sino todo lo contrario, los papás están conformes con el jardín, pero remarcó que sin dudas hay un problema entre los adultos que es necesario resolver.

Por lo tanto, dentro de lo que se ha acordado, contó que Caballero no sólo tendrá la mirada pedagógica, sino también de “las cuestiones del relacionamiento humano”, y para ello aseguró que estará acompañada por “la intervención de un profesional, de algún psicólogo, o un trabajador del Sistema Integrado de Salud”.

 

Se retomarán

las actividades

 

Por último, Teruggi confirmó que a partir de hoy entrará en funciones la directora interina, como así también volverán a clases las cuatro docentes que radicaron el 18 de agosto pasado, desde el gremio, la denuncia laboral.

Sobre las instancias de diálogo, el funcionario consideró que la situación “se podría haber resuelto antes, la verdad, estas propuestas estuvieron prácticamente desde el primer momento. Hay que mirar para adelante y lo bueno es que los papás tengan la certeza de que pueden dejar a sus chicos en el CAI Mater, tranquilos de que van a estar bien atendidos por los profesionales y que todo vuelva a la normalidad para que se beneficie el CAI Mater, el barrio y la familia, que ése es el objetivo” u

 

*******SEC1*******

“Se llegó a un acuerdo

para el bien de todos”

 

Por su parte, el secretario general del sindicato, Roberto Martínez Lastra, manifestó tras la reunión que se llegó a un acuerdo “para el bien de todos, más para los niños que están esperando a que las docentes vayan a dar clases, a partir de mañana (por hoy jueves) volverán a tener clases con las docentes que corresponden”.

Por otro lado, aseguró también que “por 90 días, una nueva directora se hará cargo del jardín, y espero que se determine un buen ambiente laboral”, mientras avanzan los pasos formales del sumario administrativo iniciado a la directora Amonarraiz y así esperar a que se determine “la culpabilidad o no de las denuncias que hoy se le está haciendo”.

Martínez Lastra advirtió que la respuesta del Ejecutivo llegó “tras casi un mes de la denuncia”, aunque rescató que lo importante es que se logró un acuerdo “para que los chicos del jardín puedan volver a clases, eso es lo principal”.

Respecto al grupo de padres que salió a apoyar a Amonarraiz, el secretario general del sindicato deseó que “para el bien del jardín y del barrio, los padres determinen que el sumario se haga de la manera en que corresponde y después se determinará si habrá culpabilidad o no. Hay padres que dicen que hace 21 años que llevan a los chicos al jardín y hace 16 que está el jardín, hace 18, 15, las personas cambian y por ahí hubo un problema, las compañeras no van a hacer una falsa denuncia, ¿para qué?”.

Y advirtió que “diez personas se fueron ya del jardín y nosotros sabemos quiénes son y siempre, cuando hubo un problema fuimos y las trasladamos a otro sector, pero ahora son cuatro, es todo el personal docente, entonces, algún problema tiene que pasar” u

 

“Nunca quisimos dejar nuestro lugar de trabajo”

 

Celia Bruno, una de las docentes que acusó a la directora por acoso laboral, junto a sus compañeras, admitió que “nosotras nunca quisimos que se llegara hasta donde se llegó y estamos contentas por haber arribado a esta resolución porque –insistió- nosotras nunca quisimos dejar nuestro lugar de trabajo, siempre quisimos estar”.

Seguidamente, aclaró que “este conflicto no era ni con los chicos ni con los padres, ni con la institución ni su personal no docente. La denuncia que hicimos fue contra la directora porque el maltrato era de ella a nosotras, y el tema se fue tergiversando y se dijeron cosas que no correspondían, entonces estamos muy contentas porque la verdad salió a la luz”.

Sobre los padres que salieron en defensa de la directora, la docente aclaró que “eso nos llamó la atención porque no son padres de nuestros propios alumnos, sino que han llevado a sus hijos al jardín, pero ni siquiera yo conozco a esa gente, entonces, no entiendo cómo gente que no me conoce habla. Entonces quiero que se aclare eso porque el problema no fue ni con el barrio, ni con los padres y mucho menos con los alumnos, nosotros queremos volver principalmente por el vínculo que tenemos con ellos”

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario