El gerenciador de la Posada de los Pájaros adelantó que relanzará el hotel en noviembre

Hace tres meses la comunidad lamentó el cierre de la Posada de los Pájaros, un establecimiento turístico emblemático para Tandil, referenciado con un servicio exclusivo y de alto nivel, relacionado al turismo internacional y que supo ser el bunker del plantel de Boca Juniors durante varias pretemporadas.
Las historias que se han generado alrededor de este lugar único ?varias ocultas tras un manto de confidencialidad- fueron producto de un Tandil que creció vertiginosamente y se puso de moda. Las tramas repetían nombres de famosos, integrantes de la farándula y del deporte, que al pasar unos días en este hermoso lugar decidían hacer inversiones, en primera medida, en terrenos sobre las sierras.
El cese de actividades del complejo se produjo a fines de julio pasado, durante el conflicto entre el Gobierno y el campo. Después de la venta del predio a la firma El Trébol SA, el administrador anterior decidió adelantar un año la entrega de la concesión, alegando que ya no era rentable su explotación.
Tras la confirmación del cierre, un grupo de empleados reclamó la pérdida de las fuentes de trabajo y, en simultáneo, salió a la luz la intención de la firma compradora de ampliar la superficie cubierta del hotel para incrementar la capacidad de camas. Las primeras propuestas de incorporación de nueva construcción fueron rechazadas por el Municipio, por ir en contra del nuevo Plan de Reordenamiento Territorial.
Ahora, tras meses de reuniones y varias modificaciones al proyecto, todo está cerca de encauzarse. Por estos días, se esperan los resultados de un estudio de impacto ambiental para definir la propuesta.
Al mismo tiempo, El Trébol SA ha cerrado un trato de alquiler con el empresario Arne Bergsvik, y ambos esperan la definición de la comuna para la firma del contrato. El nuevo administrador del mítico predio pretende inaugurarlo antes de que finalice noviembre y ponerlo ?en forma? para enero. Si bien la operación no ha sido formalmente rubricada, las partes la dan por concretada. Del contrato se adelantó que contemplaría un plazo que rondará los 5 años.
La reapertura traerá aparejada la creación de aproximadamente 25 puestos de trabajo, y el administrador se mostró interesado en abrir una lista de proveedores y oferentes de servicio en esta ciudad.
Arne Bergsvik veraneó durante muchos años en Villa Gesell, ciudad con la que mantuvo un estrecho vínculo, aunque residía en Buenos Aires. Junto a su esposa, en 1996 decidió migrar a Cariló, donde abrió un hotel, se sumó a la asociación del sector y formó parte del intento de crear el ente de turismo. Por motivos familiares ?precisamente para brindar otra posibilidad de estudios a sus cuatro hijos-, en 2001 se radicó en Tandil y ahora mira con buenos ojos asentar su relación a partir de tomar las riendas de la Posada de los Pájaros.

Nuevas manos,
otra impronta

 
En diálogo con este Diario, Arne Bergsvik se definió como el nuevo ?operador? o ?gerenciador? de la Posada de los Pájaros, y ya está trabajando para definir su rumbo, que llevará su impronta.
-¿Cómo surge el proyecto de reabrir Posada de los Pájaros?
-Alguien me localizó sabiendo que yo estaba en Tandil, que estaba en el negocio hotelero, y a partir de allí una inmobiliaria de Tandil tomó contacto conmigo y me planteó este tema. Hubo dudas iniciales, porque no estaba previsto que tome una nueva actividad hotelera. Lo evaluamos en familia, con Mónica, mi esposa, compañera y socia, con la que trabajamos juntos hace muchos años, así que éste es un tema que tenía que ver con los dos y con cómo encajaba esto en el proyecto familiar.
-¿Cuál es la idea para esta nueva etapa del establecimiento?
-No difiere de lo anterior. Acá, la única diferencia es que el equipo saliente no tenía interés de encarar inversiones propias. Yo, como entrante, arranco diciendo que mi propuesta es hacer ciertas y determinadas inversiones, un plan de trabajo, de tiempo de dedicación.
El proyecto es abrir la Posada con la esencia que tenía, porque es lo correcto. Creo que Ricardo Giovannetti (el anterior gerente) ha creado, desarrollado y puesto en el mercado un producto en el cual él ha mostrado una enorme capacidad creativa, de marketing, le ha dado a Tandil una posición en el mercado hotelero y turístico. Nada de lo hecho es incorrecto.
Lógicamente, cuando cambian las personas, cambian equipos de trabajo, es muy factible que pasen dos cosas: que la clientela tradicional pase por un examen esa nueva gestión y que surjan cosas nuevas, en los mensajes comunicacionales, en los publicitarios, en la relación con la comunidad. Mientras, históricamente la Posada era un lugar de muy difícil acceso, cuestiones de personalidad mías harán que si bien no serán puertas abiertas porque el tipo de servicio ofrecido así lo requiere, pensaré más en arbitrar los medios para decir cuándo pueden estar abiertas las puertas que en cómo hago para seguir cerrándolas, porque ése no soy yo.
-¿Ya hay nombre?
-El nombre va a ser el mismo, seguirá operando como Posada de los Pájaros, nombre comercial marca registrada, propiedad de El Trébol SA. Se le agregará un sufijo por razones obvias de comercialización, en el cual ataré el nombre de mi relación social. Pero va a seguir siendo Posada de los Pájaros, no cambiará la cartelería, no cambiará el logo identificatorio, nada de eso.
-Aprovecha todo el capital de difusión y la instalación de la marca…
-Bueno, por eso destaco la importancia que tuvo el trabajo de sus creadores.

La ampliación

En la actualidad, Posada de los Pájaros tiene una capacidad total de 45 camas y la firma propietaria intenta incrementar esa base, para generar un mayor ingreso que otorgue más posibilidades para su explotación turística.
Desde la óptica de Arne Bergsvik, la ocupación promedio de la Posada estaría en el orden de las 35 personas, teniendo en cuenta que no todas las camas de los grandes departamentos se completan, las habitaciones singles y alguna otra que quede desocupada.
Las 50 hectáreas de edificio, espacios deportivos y chacra alojan a 35 visitantes, con un gran costo de mantenimiento. ?El negocio de la Posada de los Pájaros pudiera no ser económicamente negativo así como está, pero es distinto con una mayor cantidad de habitaciones, su potencialidad comercial y su interés?, dijo el empresario.
Al mismo tiempo marcó que la rentabilidad está atada a cuestiones globales: ?Si uno tuviera un país permanentemente predecible podría decir tengo nada más que estas habitaciones, logro un porcentaje de ocupación determinado y voy bien, pero cuando uno tiene un país con frecuencias económicas tan cambiantes, tiene que trabajar más con la variable volumen. Cuando la ola es buena, tenemos que tener mayor capacidad de habitaciones?.
-¿El proyecto presentado cuántas habitaciones contempla?
-Puedo decir que está en el orden de casi duplicar los espacios que tiene de oferta hotelera la Posada actualmente. Si estamos hablando de 16 unidades hoteleras, estaremos hablando de otras 16 más; pero pueden ser 14 ó 20, dependiendo del proyecto final. Esto es si se van a agregar 2000 metros cuadrados o 1500, depende de cómo sea la partición de los espacios para terminar hablando de cuál es el número.
-¿La inversión la encara la propietaria?
-Es un tema que no está puesto en el tapete. Creo que tanto la propietaria como yo compartimos un estilo de no adelantarnos a ciertos acontecimientos, de no trabar diálogos y resoluciones de lo que es pertinente hoy, para poder pensar en lo que vamos a hacer mañana.
Creo que en primer lugar hay una etapa en donde se hace profundamente necesario consolidar el producto actual, o sea, hacer una inversión en el producto actual, consolidarlo, volver a ubicarlo en el mercado, con su porción del mercado con la que supo trabajar en el pasado y luego, pensar en etapas de crecimiento. El tema de la inversión, el momento de la ampliación, por ahora está en el terreno de lo que necesitamos para poder hacerlo.
-De culminar los trámites en la Municipalidad, ¿cuándo podría empezar a funcionar?
-Estamos trabajando con un cronograma contrarreloj, estoy trabajando de un modo que me caracteriza, tres pasos delante de lo que ocurre. Espero poder decir que antes de fines de noviembre estemos haciendo una reinauguración de la Posada o una nueva presentación en sociedad. Si está funcional ciento por ciento el 1 de enero, es otro capítulo. Pero desde el punto de vista de decir estamos nuevamente como producto trabajando, la intención es de acá a 30 días, sería factible y es importante para mi visión del producto, volver a tenerlo activo y funcional. Es importante para la comunidad local, para cerrar un poquito esa herida que, me permito decir que yo recojo y que uno escucha, es nuestro lugar emblemático o tenemos esa pequeña herida que queremos cerrar, cicatrizar, sanar y cuanto antes lo hagamos, mejor.

El sector turístico, la
competencia y Boca

-La Posada captaba una porción del mercado que la ciudad había perdido…
-Quiero hablar muy bien de la hotelería, Tandil tiene una excelente oferta, lo digo como hotelero, como conocedor del mercado. Antes de ser residente estable fui un visitante y Tandil tiene mucha oferta, tiene diversidad de productos.
La Posada tiene una característica de entorno, equipamiento y estilo, que hace que para determinado tipo de actividades sea un producto determinado, necesario y diferente.
-En la etapa anterior hubo mucha reserva en cuanto a la gente que se hospedaba y otros grupos más mediáticos, como el equipo de Boca Juniors…
-Desde el punto de vista de aquellas personas trascendentes en los medios o por sus actividades económicas o en el medio artístico, por supuesto que hay una cantidad de personas que están esperando y nosotros tenemos los medios para estar recogiendo esos mensajes. No estoy ajeno a esto. Sabemos que hay gente que está añorando poder regresar a la Posada.
Desde el punto de vista futbolístico, también. Creo que el equipo de Boca está preparado para regresar a la Posada, no voy a agregar opiniones porque es una decisión de ellos. Nosotros ponemos el producto en oferta, ponemos el mejor anhelo, queremos que los intereses de este equipo con los intereses de la Posada conjuguen y siga siendo un cliente.
-¿Hay contactos con Boca? Porque se hablaba de que llegaría al Elegance…
-No está definido. No puedo contestar por Boca porque la decisión es de ellos.

Sana convivencia

-¿Cómo juega el otro emprendimiento que también va a funcionar cerca de la Posada, que es el hotel del Valle de Tandil?
-He aprendido hace muchísimos años que lo mejor que le puede pasar a un buen producto es tener la competencia de otro buen producto. Esto es sano para todos porque consolida un destino, una zona; al ampliarse la oferta, uno siempre está trabajando con mercados más grandes. Contra aquellos pensamientos mezquinos que pueden pensar que quien está de este lado de la vereda ve con malos ojos que de aquel lado se esté construyendo… yo no, en absoluto. Juega positivamente para Tandil y esto es lo primero que tenemos que pensar todos, porque cuando el destino turístico se consolida todos recibimos el beneficio de eso. Juega positivamente para la zona y entonces, ambos somos beneficiarios.
-¿Y la obra de gas que proyecta el propietario?
-En relación al gas, sé que por un lado el Municipio ha aprobado partidas tendientes a la obra de ampliación, tengo entendido que la empresa responsable de la provisión de la red de gas tiene ese presupuesto o está trabajando en esa dirección, tengo entendido que Incola (Parasuco) está trabajando fervientemente en esto y soy de los que opinan que tenemos allí enfrente a un gran emprendedor, que empuja y que va a ser todo lo posible y necesario para que esto llegue a buen término.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario