El Oído agudo

LOS PEORES DIAS DEL CANDIDATO

 

Aquellos que pensaban que lo peor ya había pasado con el resultado de las PASO y que a partir de allí todo estaba para trabajar, para crecer, se han topado con un denso presente que deja entre las cuerdas al más optimista de los aspirantes.

De Pablo Bossio se alude, quien por lo bajo hace llegar a este Oído que estaría pasando por un presente complejo con miras a octubre, con resquemores, reproches, críticas, de propios y extraños, que lo ponen en el peor de los escenarios para contar con una convivencia interna más o menos pacífica, a sabiendas del dificultoso futuro que le toca afrontar compitiendo con un intendente al que hasta aquí no le entran las balas y se propone sumar igual o mayor cantidad de votos que en las elecciones pasadas.

Si algo le faltaba para cerrar una magra semana fue el acto de ayer en la Base, donde si bien compartió escenario con los principales actores, fue prácticamente ninguneado o ignorado, como se prefiera, a la hora de los discursos como también de los gestos.

Cuentan que un cercano al titular de Anses le susurró al oído del intendente en pleno acto de jura de los nuevos policías que más que tirar boinas al cielo hubieran tirado tijeras para el corte de boleta que “promueve” semejante bajada de línea del motonauta para con el pediatra.

Pero ya no sólo se alude a la indiferencia del intendente Lunghi, claro está, o del propio Gobernador vestido de candidato que volvió a coquetear con el pediatra, sino del mismísimo hermano Diego.

Algunas malas lenguas hablan de una fuerte pelea entre los hermanos a raíz de diferencias de cómo encarar la campaña y moverse en un escenario tan hostil como pantanoso.

Es que Bossio (Diego), además de tener asegurada una banca nacional, cuenta con interesantes chances de ocupar un ministerio, de ser Scioli presidente, por ello no quiere que nada interfiera, interrumpa, dicha carrera.  En ese escenario, flaco favor hizo su hermano Pablo al quedar atrapado (intencionalmente operado por el lunghismo, o no) en la polémica de la toma masiva de terrenos en Villa Cordobita.

 

CAMBIO DE TIMON

En este pantanoso escenario kirchnerista, llegó a este Oído los alcances de una reunión previa al acto (el viernes en la sede del PJ para más datos) donde con la ausencia de Pablo Bossio hubo fuertes cuestionamientos para él y sus “principales laderos”, señalándose a Facundo Llano y Fernando Rossi como los destinatarios de las principales críticas.

Allí, dejaron trascender, se pudo ver a un hombre muy cercano a Diego Bossio,  Rodrigo Ruete, y al viejo conocido Rafael Magnanini, quienes con precisión quirúrgica no escatimaron en observaciones críticas sobre lo que se estaba haciendo mal y qué debía cambiarse en pos de arribar a un mejor escenario que el actual a las urnas de octubre.

Bajo este panorama, quien se refriega las manos es el candidato de UNA Raúl Escudero, quien apuesta a aquellos heridos, enojados peronistas que se inclinen por su lista y lo coloquen con posibilidades de sumar dos bancas en el próximo Concejo.

 

¿A QUIEN REPRESENTA?

 

La ocupación masiva de lotes en Villa Cordobita disparó cruces políticos, denuncias cruzadas y rumores de todo tipo, que tuvieron como principal caja de resonancia las oficinas del Concejo Deliberante.

El mismo sábado, después de la sesión extraordinaria, algunos concejales de la oposición le achacaron al presidente del cuerpo que se dejaba manejar por los vecinos de Cerro Granito al momento de redactar las medidas que a la postre le solicitaron al fiscal.

Al mismo tiempo, se generó un llamativo episodio que involucró al edil Facundo Ledesma, ya en retirada, y al secretario del bloque Matías Martínez Marini (hijo del martillero Manuel Martínez Martínez) y al abogado y candidato por el Frente Renovador Gustavo Ballent.

Mientras muchos se preguntaban qué hacía entre los reclamantes por la ocupación de terrenos, el reconocido penalista empezó a clamar que se hiciera presente el intendente Lunghi, lo que exasperó a los jóvenes radicales que estaban cebando mate. Así, defendieron al pediatra y lo increparon: “¿Y usted a quién representa?”.

La respuesta los dejó atónitos, ya que Ballent vociferó que estaba para defender los intereses de Fabián Olegario Gutiérrez, quien es hermano de una concejal radical.

 

CRONISTA FALSO

EXASPERO A SOLA

 

La conferencia de prensa que brindaron el lunes, en Figlio, los candidatos Sergio Massa y Felipe Solá derivó en un cruce que casi llevó a las piñas al ex gobernador de la provincia de Buenos Aires.

Como ya es un clásico, el criador de caballos sangre pura Jorge Cuenca intentó acercarse a los políticos para reclamar por la situación del Hipódromo. Esta vez, tuvo una idea original, se acercó entre la prensa y aprovechó para “meter” un teléfono y largar la pregunta que nadie le iba a hacer a Felipe Solá, quien pugna por volver a tomar las riendas en La Plata.

Cuenca le preguntó qué había hecho con las denuncias por irregularidades del circo de carreras local, teniendo en cuenta que la Ley del Turf data de 2004 y que en 2007 aún era gobernador.

Solá le replicó para qué medio trabajaba y el tandilense se presentó como cronista de “Turf Independiente Portal Digital”. Luego, el candidato argumentó que era diputado y nada podía hacer, pero que la legislación salvó a los hipódromos.

Allí, el entredicho subió de tono a partir del temperamento de Cuenca, quien le achacó que es una “ley perversa que ha dejado hipódromos provinciales pobres y funcionarios, como él y pseudo empresarios, con los bolsillos llenos”.

Aunque no le cayeron bien estas opiniones, Solá se enojó verdaderamente cuando el hombre del turf le dijo que “hay funcionarios procesados”. Las miradas furiosas se encontraron, se hicieron los guapos y estuvo la cosa a punto de pasar a mayores… Incluso, Cuenca lo siguió hasta Multimedios El Eco, donde los candidatos de UNA tuvieron una entrevista televisiva.

 

ALGO ES ALGO

 

Y hablando del Hipódromo, tras la movida que criadores y cuidadores de caballos, parece que, lentamente, la empresa que explota el predio ha demostrado que tiene voluntad de avanzar con algunas mejoras y con proyectos que le exige la Provincia.

En principio, la semana pasada comenzaron a regar un tercio de la cancha, algo que aún no había sucedido y que exigen los propietarios y cuidadores para evitar que se “rompan” los caballos de carrera durante los vareos. Por el momento, el mantenimiento a la pista le toca tres veces por semana.

Otro de los proyectos que aparentemente podría ver la luz es la Escuela de Equinoterapia, ya que se construyó la sala para su funcionamiento y la cancha.

También trascendió que comenzaron a arreglar algún stud, lo que beneficiará a los cuidadores que se encuentran en instalaciones muy precarias.

Ante este panorama, algunos valoran las gestiones del concejal Pablo Bossio, que contactó a las autoridades de Loterías, logró que vinieran a Tandil y gestionó la reunión con todos los bloques de concejales. Si bien los avances son a cuentagotas, algo es algo…

 

LA PLACA QUE NO PUDO SER

Este viernes a la mañana todo parecía estar listo para la realización del acto formal de entrega de las obras de ampliación realizadas en el Hospital de Niños, gracias al aporte económico y el compromiso de la fundación del centro asistencial. Pero, no.

No fue que faltaba una silla, no funcionó el sonido de los micrófonos, ni otras cosas que pueden llegar a suceder en medio del trajín organizativo, sino que ocurrió algo que podría decirse se trató de un papelón.

La placa alusiva, colocada en la puerta del nuevo salón de usos múltiples, no pudo ser descubierta; no por la falta de tiempo sino porque no era la correcta. En vez de decir: “SUM Fundación Hospital de Niños”, de alguna forma para dejar sentado el agradecimiento de toda la comunidad tandilense por su gran aporte, decía: “SUM Hospital de Niños”.

Sin dejar pasar ni un solo detalle y menos éste, el intendente Miguel Lunghi pidió -en su discurso- disculpas en primer lugar a la gente de la fundación. “Quiero pedir disculpas porque hay que estar en el despacho y en el Gobierno todos los días. Yo mandé a hacer una placa que dice: `SUM Fundación del Hospital de Niños´, hace alrededor de 15 días y la placa hoy no está puesta como corresponde en el SUM”.

En medio de la situación deseó poder “traerla el martes o el miércoles, siempre hay detalles. Alguien se olvidó de llevársela a Jarque (el marmolero), así que les pido perdón como corresponde, porque así había sido el compromiso que habíamos asumido cuando estuvimos la otra vez.

Las diplomáticas palabras del jefe comunal fueron totalmente opuestas una vez puertas adentro. Llamó a los gritos a su colaborador Pérez y le tiró un rosario de insultos y reproches. Al parecer, la mano derecha del pediatra sabe mucho de pintura, pero poco de confección de placas…

TOMA ANUNCIADA

Según pudo saber este Oído, hace aproximadamente 20 días se desarrolló una reunión de la comisión el Procrear, el grupo que aglutina a aquellos que salieron sorteados para comprar un terreno y construir una casa, pero que aún no han logrado conseguir un lote con el dinero que les otorga el crédito.

En esa oportunidad, la referente de la agrupación 1 de Octubre, Griselda Altamirano, se hizo presente y comenzó a explicarles que tenían pensado tomar diversos lotes en la zona de Villa Cordobita y en otros sectores de la ciudad por el déficit habitacional existente.

Muchos de los presentes se sorprendieron cuando se efectivizaron esas tomas de las que ellos ya habían sido anoticiados, como así también varios integrantes de ese grupo expresaron su repudio ante la ocupación de lotes que llevó adelante esa agrupación.

Sin embargo, un tufillo extraño quedó flotando en el aire. Sin lugar a dudas alguien invitó a Griselda a esa reunión, porque no irrumpió por su cuenta, e incluso le dio la palabra el referente de la comisión Procrear: Ariel Copes.

LA CALLE  “TOMADA”

Adjudicatarios del barrio Smata volvieron a sorprenderse la semana pasada, luego de algunos meses de tranquilidad, cuando se acercaron a sus lotes y se encontraron con que habían tomado un supuesto lote, pero en verdad se trata de una calle que aún no está abierta.

Gran sorpresa causó también el hecho de que la Usina les colocara el medidor en ese lugar, que no solamente está ocupado ilegalmente, sino que además se trata de una calle.

Eso trajo nuevamente el fantasma de las ocupaciones de las que fueron víctimas los adjudicatarios en más de una oportunidad, por lo cual están sumamente atentos, sobre todo en estos momentos de susceptibilidad especial por la gran toma de Villa Cordobita.

 

SUFRIDO TRABAJO

 

La Televisión Digital Abierta ya es una realidad en la ciudad, donde muchos vecinos se vieron beneficiados con la entrega del conversor y antena efectuada días atrás.

Claro que en medio de un año político, la mencionada entrega tuvo su fuerte costado político, en esa intensa búsqueda que tienen los candidatos de sumar votos pensando en el 25 de octubre, aprovechando todo lo que llega por la ciudad.

Pero en el centro cultural no todos fueron del mismo palo. En el acto principal hubo personas que no comulgan en lo más mínimo con el Frente para la Victoria y se lo hicieron saber a este Oído. En medio de la alegría que significó para varias familias recibir gratuitamente el kit, apareció un hombre que descargó la ira contenida.

“Cuánto circo, por favor”, dijo para luego profundizar: “Nos mandaron a almorzar así se juntaban más personas y a la hora del acto la prensa reflejaba la sala llena. ¿Te parece? Hacen esperar a los pobres jubilados para decir que la gente los quiere”. El hombre ya había tomado impulso y confianza, lo que le permitió dejar bien clarito que ni cerca está de votar al FpV, al señalar que “se cayó el imperio romano, mirá que no van a caerse éstos. En octubre se termina todo”.

Antes de regresar a su rutina, el irascible hombre se cruzó con una persona que sí está vinculada al peronismo. Al saludarse afectuosamente, el anti K le respondió:  “Acá estoy siempre trabajando con alegría…”.

 

MUCHO MAS QUE UN JUICIO

 

Como se vino informando ampliamente durante la  semana que pasó, iniciado el juicio en el TOC 1 contra la controvertida psicóloga Daniela Lezcano, quedó flotando en el aire de la sala de audiencias que más allá de las pruebas que busca imponer el ministerio público contra la licenciada, se intenta poner sobre el tapete cierta maquinaria que la imputada y otros actores tenían a la hora de abordar casos de presuntos abusos infantiles. El botón de la muestra fue el caso Gonzalo, en cuyo expediente quedó al descubierto una serie de maniobras que fueron más allá del interés por esclarecer un caso y privilegiar el interés supremo de la menor víctima.

Así, a lo largo del interrogatorio del debate que ahora comenzó testigos lanzaron nombres propios que tienen estrecha relación entre sí y en aquellos casos citados. El nombre de Maximiliano (por el abogado marplatense Orsini) o Franco (por el imputado Bindi).

Asimismo, resultó llamativa la presencia como testigo de la consejera de familia Alicia Trucci, actualmente trabajando en el juzgado civil 3 a partir de su desplazamiento del Juzgado de Familia por diferencias con la jueza Silvia Monserrat.

Es que la mamá y la abuela de la niña involucrada en esta historia ventilada en el juicio la nombraron como una mujer allegada a Lezcano, cuando aquella era integrante justamente del juzgado de Familia.

Para más sorpresas, la funcionaria judicial se mostró olvidadiza y dijo no tener trato con la acusada, cuando las testigos la señalaron como la mujer a la que la psicóloga llamó telefónicamente para que se le conceda una cita en Familia y allí exponer su denuncia de abuso y así disponerse una orden de restricción para el papá de la niña presuntamente abusada.

 

 

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario