El país de las mil y una noches

Señor Director:

Todo país tiene sus costumbres que van transmitiéndose de generación en generación formando la cultura de los pueblos. Podemos hablar del asado, el mate, el fulbito en el potrero, bailes típicos, vestimenta, etc, etc. que forman parte de nuestras buenas costumbres.
Voy a entrar en una costumbre que se da en nuestro país y que no se reconoce como algo que pueda traer problemas en el futuro, aunque para mí el futuro ya llego. Esta costumbre es la de festejar de noche cualquier acontecimiento familiar, como un casamiento, un cumpleaños de 15 o lo que sea. Parecería que ningún festejo puede ser divertido, emotivo, compartido si no es de noche.
Podríamos analizar las múltiples razones por la cual el argentino fue eligiendo la noche como el mejor momento de compartir una fiesta importante; el glamour que se da en la oscuridad, la posibilidad de usar vestidos diferentes y pomposos, tal vez la noche esconde algunos defectos que todos tenemos y nos gustaría disimular. Cualquiera que sea la razón por la cual nuestros abuelos eligieron festejar de noche, hay que reconocer que terminaban temprano. Ahora nuestros hijos continúan con esta costumbre, de festejar de noche, incorporando las fiesta de 15 de las chicas, salidas a los boliches, etc. pero ya alargando el horario hasta el amanecer.
Quede clarísimo que no estoy en contra de ningún festejo, es más yo vivo de estos eventos haciendo fotos y videos, desde hace 25 años y me encanta hacerlo. Lo que me gustaría es que en lugar de hacerlos de noche, se festeje mas de día, una utopía?
Imagínense un chico normal de 13 años, que desde su infancia viene haciendo deporte, como por ejemplo ?rugby?, sus amigos lo invitan a su primer fiesta de 15,  por supuesto no va a dejar de ir, es parte de su crecimiento en sociedad, pero tampoco va a dejar de ir al partido de rugby al día siguiente. Se acuesta a las 6 de la mañana, con suerte duerme 2 ó 3 horas y juega el partido lo mejor que puede. Me pregunto, ¿vale la pena arriesgar la salud de muchos chicos  por la mala costumbre de trasnochar?
Soy optimista al pensar, que los argentinos, al vivir tantos momentos amargos en estos últimos 30 años, hayan madurado de tal manera que pueda imaginar que consecuencia tendría en el futuro, de los chicos sobre todo, una costumbre no tan sana de la actualidad.
Pienso que el cambio se debería dar antes que se produzcan hechos desagradables (esta carta la empecé unos días antes del accidente donde murieron 5 chicos que chocaron después de un cumpleaños de 15).
Sinceramente tenia dudas de publicar esta carta por temor a no ser comprendido. Ahora tengo miedo de no publicarla por temor a ser cómplice de una costumbre no tan buena. Creo que no hay marcha atrás, algo tiene que cambiar!.
Todo aporte sirve, reunión con padres para dar ideas, colegios, clubes, dirigentes políticos, etc.  
No se distraigan juzgándome por escribir la carta, es solo una idea,  juzguen si la costumbre de festejar de noche es buena o no tan buena y si es posible de cambiar o no.

           Gerardo Merello
           gerardo_merello@hotmail.com

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario