El peronismo tandilense marcó su postura y reivindicó la necesidad de reconstruir un frente electoral

En un documento público elaborado este jueves, la gran mayoría de los consejeros y congresales del Partido Justicialista de Tandil ratificó la necesidad de “reconstruir un amplio frente electoral representativo del movimiento nacional y popular que incluya a todos aquellos que sostienen las banderas de la independencia económica, la soberanía política y la justicia social”.

El texto fue firmado por casi la totalidad del arco que compone el justicialismo local y reivindica su apoyo a la “unidad latinoamericana” como “único camino para insertar a nuestras naciones en el plano internacional”.

Al mismo tiempo reconoció como “su principal enemigo al neoliberalismo que en tan sólo un año destruyó 500 mil puestos de trabajo; abrió las importaciones de manera indiscriminada; aumentó salvajemente las tarifas; ocasionó el cierre de miles de pymes, que con la quita de retenciones y otras pocas medidas provocó la mayor transferencia de ingresos en favor de los grupos concentrados de la economía; que negoció mal con los buitres y que ahora se prepara volver a endeudarse con el FMI e impulsar una nueva flexibilización laboral”.

El documento del peronismo tandilense advirtió, también, que “las políticas liberales de este gobierno quieren llevarse puestas todas las conquistas del ‘45 en adelante y, sobre todo, las logradas por Néstor y Cristina”.

Por esto mismo consideraron fundamental “volver a las fuentes” para ser “la más genuina representación de los trabajadores y de los humildes de la Patria”.

En sintonía con el documento que semanas atrás elaboró el Partido Justicialista de la provincia de Buenos Aires, valorizaron el “trabajo como la mejor herramienta de integración de la sociedad, capaz de incluir a todos sus miembros sin dejar a nadie afuera” y reconocieron en ese aspecto “al movimiento obrero organizado como columna vertebral, reivindicando los convenios colectivos de trabajo y las paritarias libres como elementos fundamentales para la defensa de los salarios, su poder adquisitivo y del consumo popular, generando permanente desarrollo del mercado interno como resorte del crecimiento de la industria nacional”.

En uno de sus párrafos, el escrito sentó posición sobre la “formidable persecución política, mediática y judicial centradas fundamentalmente en las personas de Cristina Fernández de Kirchner y de muchos de sus funcionarios”, la “represión de manifestantes” y la “detención de la líder de la Tupac Amaru, Milagro Sala, ilegítima en todas sus formas y presa política de este Gobierno y del régimen neoliberal”.

En ese sentido, el arco peronista local reclamó “con firmeza” una “democracia plena, si más persecuciones y sin presos políticos”.

Para finalizar, el documento estableció la necesidad de “fortalecer el movimiento con unidad, solidaridad y organización” y advirtió: “Ya asimilamos la derrota, hemos reflexionado, hicimos autocrítica y discutimos lo suficiente; es tiempo de encontrarnos y estructurarnos como una oposición fuerte, orgánica, activa, abierta, que con firmeza y convicciones trabaje por la grandeza de la Patria y la felicidad del pueblo”.

El documento fue firmado por los consejeros titulares Miriam Iglesias; José Rubén Sentis; Celeste Varela; Héctor Manente; Adriana Calvar; Pablo Vallejos; Jesús Rodríguez; Celia Sucurado; Maitén Ghezan; Nicolás Pizzorno; Mario Abbait y Pilar Jaureguiberri. Por los consejeros suplentes: Nicolás Carrillo; Alberto Arozarena; Néstor Bralo; Marisol Bianchini; Yésica Amaya; Pedro Díaz y Jorge Balmaceda. También por los congresales provinciales: Néstor Auza; Rogelio Iparraguirre; Miriam Iglesias; José Ignacio Fosco y María Eugenia Poumé.

En tanto, acompañaron los concejales: Rogelio Iparraguirre; Darío Méndez y María Eugenia Poumé (bloque PJ-FPV) y Corina Alexander (bloque Peronista) y los consejeros escolares Martín Keegan y Facundo La Banca.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario