En una buena temporada, el nivel de ocupación en los complejos de cabañas ronda el 80 por ciento

Así lo informó Fernanda Díaz, integrante de la comisión directiva de la Asociación de Cabañas de Tandil y también representante de esa entidad en el Instituto Mixto de Turismo, en diálogo con El Eco de Tandil. 
“En líneas generales, debemos andar en alrededor de un 80 por ciento de ocupación, promedio”, aseguró, aclarando que “hay algunos complejos que están superando el 90 por ciento de ocupación y otros están en un 60”.
En primer término, la titular del complejo Corazón de la Sierra indicó que “en alojamiento, las cabañas estamos viniendo con una tendencia mejorable en esta segunda quincena de enero. En la primera semana posterior a las fiestas hasta pasados los Reyes siempre se produce una baja hasta arrancar después del 7 de enero que comienza la temporada”.
En líneas generales, expresó que “ha sido buena. Está bastante dividida la situación. Hay cabañas que están trabajando muy bien y otras están teniendo algunos baches para lograr la ocupación. Cuando se produce una baja o una cancelación por gente que no puede venir, cuesta venderla, antes se vendía de manera inmediata, ahora inclusive ha pasado que ante cancelaciones no se pudo vender inmediatamente”.
No obstante, recalcó que “Tandil se sigue manteniendo bien posicionado, este calor hace que mucha gente de la costa nos arrastre un montón de gente.
Consultada por la razón de esta disparidad que mencionó en torno a la ocupación en los distintos complejos, Díaz explicó que “está basada en los servicios y también en la cantidad de gente. Están aquellos que están más encima de las políticas de comercialización, y también en la cantidad de gente que está llegando a Tandil. Si bien la temporada es buena, años atrás Tandil venía con un porcentaje mucho más importante, la gente que venía era mucha más, ahora no nos olvidemos que hay otros destinos que están compitiendo fuertemente con Tandil”.
De cualquier manera, recalcó que “se están generando buenas acciones desde el Instituto Mixto para mantener al destino bien posicionado”.
 
El perfil
turístico
 
Posteriormente, afirmó que los turistas que llegan a Tandil vienen del Gran Buenos Aires, Capital Federal y de toda la provincia. Si bien son pocos los casos, contó que “estamos teniendo gente que viene de la Patagonia, sorprendentemente este año, y de otros lugares”, pero ratificó que se mantiene la tendencia de aquellos que llegan habiendo recorrido “un radio de 500 ó 600 kilómetros máximo”. 
Aseguró, por otro lado, que ya hace dos temporadas que se viene dando que llegan en su mayoría parejas jóvenes con hijos muy pequeños. “Esa es la tendencia más marcada”, aseguró. “La familia numerosa de 6 ó 7 personas viene pero ya no tanto, y sí el clásico de 4”, dijo.
En cuanto a los días de estadía, el promedio registrado es de 4 ó 5 días. “Siempre hay gente que igual quiere venir por el fin de semana porque es de un lugar muy cerca y se hace una escapada. Hay estadías también de una semana o de diez días, pero el promedio son 5 días”, explicó.
Por otro lado, en torno a las tarifas, indicó que “algún incremento ha habido, pero Tandil no ha sido de las ciudades que más ha elevado sus precios. Obviamente, sí hay un porcentaje que aumentó en relación a los costos y al proceso inflacionario que estamos viviendo, pero las tarifas habrán aumentado un 20 por ciento”.
 
Lo que resta
del verano
 
Por último, sobre las expectativas para lo que resta del verano, Díaz manifestó que la segunda quincena de enero se perfila más favorable, con un mayor porcentaje de ocupación y consultas. En cuanto a febrero, advirtió que “hay lugar todavía. Creo que no estamos llegando a un 70 por ciento, pero todavía falta”. 
Respecto a marzo, resaltó que “hay mucha consulta para el fin de semana largo de Carnavales, y al caer Semana Santa a mediados de abril, creo y soy optimista, que vamos a estirar la temporada media de una manera positiva”.
“Todavía no hay un nivel alto de reservas pero sí es muy alto el nivel de consultas para marzo, así que en ese sentido hay buenas expectativas, y obviamente las tarifas, fuera del fin de semana largo, son más accesibles y eso ayuda bastante”, remarcó.
En resumen, expresó que “el balance es bueno”, pero advirtió que “siempre hay que hacer más. No debemos dejar de pensar en acciones para seguir posicionando a Tandil, para que la gente nos siga eligiendo, a nivel Instituto Mixto y Asociación de Cabañas es importante trabajar con una idea conjunta para que el destino siga posicionándose”. u

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario