Espléndida exposición conjunta en el Mumbat

La exposición podrá ser visitada en los horarios habituales del museo hasta el próximo 14 de julio, inclusive.
?La propuesta plástica de los autores que hoy nos acompañan ?comenzó diciendo la directora del museo Indiana Gnocchini-  no pasa inadvertida en el conjunto heterogéneo de plásticos argentinos que forman parte de estas últimas generaciones de creadores. Su registro de las  pequeñas voces y su relato de lo cotidiano, ofrecen una cosmovisión comprometida, que se vincula íntimamente con la realidad sin dejarse atrapar por los encasillamientos.
Si algo sorprende en común en estas obras es que ?todo habla?, que la naturaleza y los objetivos que nos rodean tienen sus propias voces. Ubica a los autores en esos espacios de sutura donde el arte ha sabido brindar en los momentos más difíciles de nuestra historia, un camino al precio de sostener su visión lúcida y  fija en la herida, logrando que los ?pedazos vivos? conformen un nuevo cuerpo, capaz de generar una vida más libre.
Así, Rosa Audisio y Luis Abraham ofrecen un comprometido análisis de la realidad,  a través de símbolos que emergen  de forma asociativa.  Las imágenes del ADN biológico y cultural de Audisio, o el desprecio por la agresión a la vida y la represión sociopolítica de Abraham, constituyen búsquedas de identidad y sondeos iconográficos o pesquisas profundas.
La valoración por el espíritu de la tierra pampeana, es otro común denominar en sus obras.
Su pintura profunda de carácter alegórico, nos remite a una militancia ecologista; con fuertes cargas regionalistas.
Por su parte, Silvina Lobo refleja, al igual que Roberto Rey, la condición urbana y moderna, sólo que la  artista  interpreta  desde la presencia de siluetas entramadas, conformando grupos humanos que se desplazan dinamizando la composición a partir de fuertes contrastes de color-valor.
Rey abordó esta condición desde los edificios  como estandartes, siluetas montadas en el smog, gran espacio escenográfico carente de personas, poblado de silencios, que por medio de una selectiva síntesis formal  y planimetría se definen sobre el lienzo.
´Instante Acrono´,  atemporal, asocia a estos cuatro artistas en la búsqueda de una concepción del mundo poblada de metáforas y a la vez de significativo compromiso social?.
Respecto de la propuesta de estos artistas, comentó Miguel Rodríguez: ?He podido compartir varias charlas con Luis Abraham, Rosa  Audisio, Silvina Lobo y Roberto Rey. Y no es que la palabra interceda ante la imagen. Pero las conversaciones posibilitan ideas, sensibilidades e historias que contextualizan las obras.
Incluso pude conocer varios de los talleres donde son creados ?y criados- los universos visuales. 
Si bien estas experiencias son insustituibles, es indudable que el verbo principal es el de la obra. La obra en si, y sólo ella, es portadora de sentidos y vocabularios específicos,  reveladores de la ?mismidad? (Sic), tanto de la pieza artística como del individuo social que la gestó (un gestar que no termina con la supuesta concreción del trabajo estético).
La convivencia con los artistas me permitió redimensionar las aristas y honduras de sus trabajos; me posibilitó comprender a la seriación como una de sus unidades temáticas. Me refiero a la seriación de motivos iconográfica en una o varias obras.
Las ranas, las cadenas de ácido desoxirribonucleico y los molinos de agua constituyen parte de las entidades tratadas por Audisio, en tanto que Abraham se concentra en diversos animales,  objetos y personas significativas en las conciencias urbanas y rurales, siguiendo patrones geométricos regulares. Rey se introduce en los intersticios metropolitanos, visualizando en los alambres de púas,  los códigos de barras y las fotografías de personas, la poesía que interpela el control de las vidas. El vacío encuentra en Silvina Lobo el medio de expresarse. Cientos de siluetas ejecutan múltiples bailes. Son estas danzas una suerte de conjuro ante abismos tan reales como simulados.
Estas grandes unidades temáticas (animales, cadenas de ADN, códigos de barras y siluetas) profundizan y expanden las series y las cadenas. Quiero decir, cuestiones fundamentales del pensamiento de los últimos cincuenta años (como los tópicos identidad, diferencia y masificación) están explícitas e implícitamente tratados por los cuatro artistas. Y estos tópicos conducen a otros, indefectiblemente asociados a prácticas en la ciencia y la tecnología. Me refiero a las series y cadenas de datos e imágenes, tan importantes para el estudio como para el control de entidades bióticas como abióticas.
Series de edificios, animales y personas (motivos presentes en Rey, Abraham y Lobo) y cadenas de ADN (ícono que Audisio trabaja desde hace casi una década), al consolidar la mirada en torno a la manipulación de seres y objetos, nos introducen en cuestiones aún más cruciales para el pensamiento: memoria, identidad y libertad.
Estas preocupaciones elevan la actitud de contemplar. Es así como un instante adquiere intemporalidad, insuflando universo estético a nuestras vidas, ya demasiado falsas?.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario