Hace doce años, Mariano González se colgaba la medalla dorada en Atenas

El 28 de agosto de 2004 fue un día especial para la historia del deporte tandilense. En la mañana argentina, por la tarde en horario europeo, el seleccionado de fútbol de este país derrotaba al de Paraguay, 1-0, y conseguía el título en los Juegos Olímpicos de Atenas.

En esa ocasión, el tandilense Mariano González fue uno de los integrantes del plantel albiceleste, repleto de nombres rutilantes y varios de los mejores futbolistas argentinos de la década pasada.

Bajo la dirección técnica de Marcelo Bielsa, el fútbol argentino fue a Grecia decidido a obtener lo que nunca en la historia había conseguido, la medalla dorada en la cita olímpica. Y lo consiguió en una campaña brillante, que incluyó seis victorias en igual cantidad de partidos, sin recibir goles.

En la fase de grupos, dentro de la zona C, Argentina le ganó a Serbia y Montenegro (6-0), a Túnez (2-0) y a Australia (1-0). El rival en cuartos de final fue Costa Rica, y hubo victoria albiceleste por 4-0.

La semifinal se jugó frente a Italia, que contaba con nombres como los de Andrea Pirlo, Daniele De Rossi, Giorgio Chiellini y Alberto Gilardino. Fue con triunfo argentino, 3-0. Carlos Tevez abrió el marcador en la primera etapa; y en la segunda anotaron Luis “Lucho” González y Mariano González; al tiempo que Paraguay derrotaba a Irak por 3-1 y también se ganaba un lugar en la definición.

En la final, Tevez anotó en el minuto 18 y llegó a su octavo gol en la campaña. El resultado no se modificó y Argentina alcanzó un logro inédito, que repetiría cuatro años después en Beijing.

Aquel seleccionado argentino Sub 23, con tres excepciones mayores de esa edad, estaba integrado por los siguientes jugadores:

Arqueros: Germán Lux y Wilfredo Caballero.

Defensores: Roberto Ayala, Nicolás Burdisso, Fabricio Coloccini, Gabriel Heinze, Clemente Rodríguez y Leandro Fernández (reemplazó durante el torneo a Burdisso, lesionado).

Mediocampistas: Javier Mascherano, Cristian González, Nicolás Medina, Andrés D’Alessandro, Luis González y Mariano González.

Delanteros: Javier Saviola, César Delgado, Luciano Figueroa, Carlos Tevez y Mauro Rosales.

El tandilense González, que usó la camiseta número 17, cerró el torneo sin haber ingresado en el partido definitorio, aunque con buena participación durante los 18 días que duró la competencia.

El deporte argentino cortó ese día una serie de 52 años sin medallas doradas, y horas después el básquetbol regaló idéntica alegría al derrotar al seleccionado de Italia.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario