Héctor Méndez, aquel medallista de París ?24

 

Inmediatamente surgió el nombre de otra tenista, Patricia Tarabini, quien en dupla con la pergaminense Paola Suárez se adjudicó la medalla de bronce en Atenas 2004. "Pato" nació en La Plata, en 1968, y se formó en el club Independiente, considerándose tandilense por adopción. Llegó a estar entre las treinta mejores jugadoras del mundo en 1988 y a ocupar el 12do. lugar del ranking de dobles una década después. Se dio el gusto de llegar al podio olímpico en la capital griega, después de haberlo intentado en Barcelona 1992 y Atlanta 1996.
También en Grecia se produjo la llegada al oro para Mariano González, máximo logro olímpico para la historia del deporte tandilense. El actual jugador de Estudiantes de La Plata formó parte del equipo campeón que dirigió Marcelo Bielsa, alcanzando un título hasta entonces imposible para el fútbol argentino. El mediocampista tandilense tenía 23 años y había sido transferido a Palermo de Italia, donde comenzó su largo y exitoso periplo por Europa.
En el repaso, es imposible dejar de lado a Carlos Alberto Moratorio. Nacido en La Cruz, un pequeño pueblo correntino, fue capitán del ejército argentino y un eximio practicante de equitación. En el concurso completo (también llamado prueba de tres días) resultó subcampeón en Tokio 1964, donde sólo lo aventajó el italiano Mauro Checcoli. También se destacó en la prueba por equipos, alcanzando el sexto puesto. Aquella no fue su única participación olímpica, ya que también compitió en Roma 1960 y México 1968.
Moratorio, además campeón mundial en 1966, se radicó en esta ciudad, donde falleció en 2010.
En cuanto a Héctor Méndez, nació en Tandil en 1897 pero desarrolló toda su carrera boxística fuera de la ciudad, destacándose en el amateurismo dentro de la categoría welter. En los Juegos Olímpicos de París 1924, logró una de las seis medallas conseguidas por la delegación argentina.
El debut olímpico de Méndez se produjo el 15 de julio, frente al estonio Valter Palm, al que eliminó con una categórica victoria. Sucesivamente fue dejando en el camino al dinamarqués Andreas Petersen, al estadounidense Alfred Mello y al irlandés Patrick Dwyer, para perder por puntos en la final frente al belga Jean Delarge, en combate celebrado el 20 de julio.
Aquella presea plateada y la importancia del boxeo en Argentina hicieron que Méndez fuera elegido para portar la bandera en la inauguración de los Juegos Olímpicos de Amsterdam, en 1928, donde sin embargo el tandilense no tuvo participación sobre el ring.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario