Hoy se podrá ver una bella obra, ?Marapez?

Salen, además, conmovidos por la labor actoral de Catalina Landivar  que aborda un personaje que en principio parece extraño y al poco rato se vuelve entrañable, algo que no es una tarea sencilla.
Una sola actriz, un espacio escénico único y una larga historia. Una historia inundada de sensaciones, de imágenes sumergidas en lo profundo de la memoria. Tal vez en la memoria del cuerpo. Una historia que sale a la superficie en oleadas, en fragmentos grabados en la piel del personaje de Mara. Un personaje que contará su historia de mujer- niña en su casa familiar. 
Una mujer que conserva una mascota, un compañero y una casa que se viene abajo, porque han pasado los años y los lugares no existen para siempre. 
Mara volverá a su infancia, a su mamá, a su abuela y mostrará las mallas que guarda desde siempre.
“Marapez” es una obra repleta de imágenes, de recuerdos, de verano, de viento helado y de agua turbia.
El espectáculo, cuyo texto es autoría de la propia actriz, está dirigido por Marcela Juárez y la música ha sido compuesta especialmente para su puesta en escena. 
Una propuesta que el público de Tandil podrá disfrutar y recomendar durante el mes de octubre.
La sala ofrece plateas limitadas para esta obra ya que se trata de una propuesta intimista.
"Marapez" cuenta la historia de Mara, una chica que- mientras se vincula con un pez- va recordando y vivenciando lo que ocurrió en la casa de su abuela. Una casa que se ha llenado de humedad, una casa que ha envejecido y se cae a pedazos.
Mara volverá a su infancia, a su mamá, a su abuela y mostrará las mallas que guarda desde siempre.
"Marapez" es una obra repleta de imágenes, de recuerdos, de verano, de viento helado y de agua turbia.
Esta obra tiene a Catalina Landivar como autora y actriz. A Marcela Juárez como directora y a Esteban Argonz como asistente técnico y de dirección. 
La música original está a cargo de Marcela Juárez, Francisco Margueritte, Rafael Margueritte y Guillermo Cappelluti.
 
Los protagonistas
 
-Es una historia que identifica a muchas personas, ¿qué te han dicho sobre ello?
Catalina Landivar: -Que les hace recordar a ellos también, que se llenan de sensaciones. Un espectador nos dijo algo como: “Pude volver a cosas de mi vida que estaban antes -o tal vez- que nunca se habían ido”. Está buenísimo que eso ocurra. Que el teatro provoque, conmueva, deje pensando y permita imaginar. 
-¿Cómo nació la idea de esta obra?
Catalina Landivar: -Surgió de la imagen de una nena, con un pez en una bolsa plástica, en el borde de una pileta de agua podrida. Empecé a trabajar sobre el texto y luego de mostrar mi planteo en un taller de dramaturgia que hice en Capital, aparecieron sugerencias sobre tonos, mundos y vínculos que me aportaron mucho y profundizaron el material, que terminé a los pocos meses.
En el verano decidí actuarlo y empezamos con el proceso de ensayos con Marcela oficiando de directora. Julia Lavatelli se sumó como colaboradora en lo dramatúrgico. Lo que se ve ahora es una segunda versión. Fui modificándola, mirando la escena, necesitaba algunos datos más, ampliar la historia. Así se fue extendiendo y convirtiéndose finalmente en lo que hoy se ve. 
 
Buenos desafíos
 
-¿Cómo se preparan para esta nueva función?
Esteban Argonz: -Con ganas, como venimos hasta ahora. Con ganas de seguir compartiéndola. No nos quedan tantas funciones, así que invitando al público a que se acerque al Club de Teatro.
-¿Cómo se sumó al grupo, Esteban?, ¿cómo se siente trabajando en este elenco?
Esteban Argonz: -Marcela y Catalina me convocaron para desempeñarme como asistente de dirección. Me sumé al equipo mes y medio antes del estreno, porque yo estaba muy enfocado con el trabajo en la obra “El Flete”. Formé parte en la última parte del proceso de "Marapez", el momento de los detalles, los ajustes, de decisiones grandes.
Con Marcela hemos trabajado en varias oportunidades juntos durante los últimos años y nos conocemos mucho. Siempre es un placer tener proyectos tanto con Marcela, como con Catalina. Nos divertimos trabajando y para mí es un espacio de enorme de aprendizaje. Me acerca a la dirección, que es un campo dentro del teatro que me interesa.
-¿Cómo se ha sentido en escena?
Catalina Landivar: -Muy bien, el viernes pasado hicimos función en el marco del Encuentro Sub Regional de Teatro Independiente. Fue una experiencia muy interesante la de actuar en otra sala, que era muchísima más grande (La función se realizó en la sala Atilio Marinelli de Benito Juárez) y exponerla ante un público diferente.
Esta semana ya vamos por la función numero nueve y siento que voy adquiriendo mayor seguridad, empiezo a entender los tiempos, las reacciones de los espectadores. Es un trabajo que me demanda mucha energía y concentración por ser preciso e intenso. Lo disfruto enormemente y confío por gran esfuerzo que hay detrás. Creo fuertemente en esta obra. Es algo que quería contar y para lo que hemos trabajado con ganas.
-¿Cómo han sido las respuestas del público?
Catalina Landivar: -Lindísimas. El público sale emocionado de la sala. Es una obra que conmueve por su ternura, porque las imágenes permiten que los espectadores se identifiquen. Los abuelos, los padres, las mascotas, las casas que se llenan de humedad y corren riesgo de demolerse; son lugares comunes en la vida de muchos. Y de eso se trata esta obra.
 
Entradas en venta, anticipadas y con descuento, en El Eco Multimedios.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario