Ingresaron a un vivero y su dueño mostró su indignación por el delito en la zona

En el día en que un grupo de vecinos se reunió en la Cámara Empresaria en reclamo por mayor seguridad, una persona de entre 18 y 20 años ingresó a un vivero de avenida Del Valle al 900 con intención de robo. Si bien desconocen si el asaltante alcanzó o no a llevarse algo, el propietario, Roberto Hansson, mostró su indignación por la inseguridad en la zona.
Según narró el damnificado a El Eco de Tandil, el hecho tuvo lugar ayer aproximadamente a las 15.30, cuando el dueño del vivero decidió dejar a cargo a su hija de 18 años porque se tenía que ausentar por un par de horas. Cuando regresó se encontró con los patrulleros en la puerta de su comercio y con la desagradable noticia de que una persona había ingresado con intención de robo.
El hecho comenzó cuando el joven irrumpió en el interior del vivero, tomó por sorpresa a su hija, justo cuando se dio vuelta para mostrarle unas plantas, y la llevó tomada del cuello y del brazo a una cocina que se encuentra en el fondo, a unos treinta metros.
Allí forcejearon durante unos segundos, por lo que la joven de 18 años quedó con algunos moretones y raspones en su cuerpo que no revistieron gravedad. En ese momento, la hija del comerciante alcanzó a gritar y, como consecuencia, los vecinos se acercaron a ver qué pasaba. Inmediatamente el muchacho escapó corriendo hacia la esquina, donde algunas personas alcanzaron a verlo: ?Agarró para la placita de Quintana?, contó el damnificado.
Un dato que llamó la atención es que el asaltante, que aparentemente no logró cometer el ilícito, habría estado unos instantes antes de irrumpir violentamente, consultando sobre unos de los productos. ?No podemos saber si se llevó algo porque salió corriendo cuando mi hija empezó a gritar. Como ella quedó medio mal, no alcanzó a ver si se llevó algo?, expuso.

?Esto le puede
pasar a cualquiera?

El propietario del vivero, Roberto Hansson, narró ante este diario cómo sucedió el hecho y mostró su indignación por la inseguridad que reina en esa zona de la ciudad: ?Estoy tomando menos trabajos afuera porque nos han entrado como 15 veces al negocio y prefiero estar acá?, dijo, al tiempo que manifestó su preocupación dado que ?esto le puede pasar a cualquiera. Quién iba a pensar que a las 3 y media de la tarde iba a pasar esto?.
Asimismo, el comerciante le restó importancia a si el asaltante alcanzó o no a llevarse dinero, ?lo que menos me importaba es que se hubiera llevado algo?, aseguró.
En efecto, afirmó que ?estoy cansado de hacer la denuncia, me entraron muchas veces a robar, entonces ya no me interesa. No me molesto más, porque después tengo que hacer reconocimientos y otras cosas, lo meten preso y a los cinco minutos está suelto?.
Consultado sobre la posibilidad de sumarse al grupo de vecinos que se convocó ayer en la CET, Hansson aseguró que ?también estoy juntando firmas desde hace bastante que las vamos a juntar?.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario