Jóvenes hacen realidad el monitoreo a distancia del riego en el campo

Entre las más de cien propuestas presentadas, sólo una se llevó el galardón mayor que incluyó un viaje a Silicon Valley, un subsidio por 250 mil pesos y el reconocimiento de la comunidad local y de especialistas debido a la innovación y el potencial socioeconómico que presentaba. Ponce, como se hace llamar la startup que ofrece soluciones tecnológicas al sector agropecuario y agroindustrial por medio de sistemas de monitoreo y control, superó a todos sus contrincantes y se coronó como el ganador.

Nacida a principios de 2017 en Mar del Plata, los Ingenieros en Sistemas Jose Robetto, Mariano Finochietto e Iñaqui Albisu crearon Ponce con la meta concreta de dar respuesta a los productores agrícolas que deben supervisar diariamente sus equipos de riego para verificar su correcto funcionamiento. Para ello, confeccionaron y presentaron un sistema de detección de fallas en equipos de riego, que alerta de manera inmediata a las productores cuando cualquiera de sus equipos presenta algún inconveniente, con el fin de repararlo con la mayor rapidez posible. El objetivo final de esta iniciativa es evitar el daño del cultivo y el desperdicio de los recursos involucrados, como el agua y el combustible. Inscritos con una gran expectativa en Prendete, esperaron con ansias vivir el proceso, aprender y conocer cómo el negocio era percibido por los integrantes del jurado, quienes en su mayoría son inversores y cuentan con la habilidad de evaluarlo en detalle.

PONCE (1)

El sistema ya se encuentra en funcionamiento y el MVP (Producto Mínimo Viable) fue validado en la campaña de riego de 2016/2017 con excelentes resultados. Para esta campaña lograron concretar varias ventas y tres sistemas de prueba a tres grandes empresas, las cuales evaluarán una nueva versión del producto que incluye además algunas funcionalidades de monitoreo. Por eso, el premio adquirido será invertido en la confección de un plan de negocios para desarrollar una versión más escalable y con mayores funcionalidades, ya que la meta es aumentar las ventas y cubrir más localidades.

“Creemos que es muy necesario escuchar y aprender sobre la situación actual del sector al que uno intenta ayudar”, aseguraron luego de explicar que debieron pasar muchas horas en el campo junto a los productores. De esta manera, les fue posible conocer los recursos, los cultivos y los equipos que resultan afectados ante la problemática, para luego construir una alternativa a la altura de las necesidades de quien lo requiere. “Creemos que se trata de un sector vital para el desarrollo del país, pero que está muy rezagado tecnológicamente, por lo que estimamos que, así como con el riego, hay muchas otras soluciones esperando a ser implementadas”, aseguraron los jóvenes entusiastas.

Ponce

Estos emprendedores no se quedan quietos y se presentan en cuanto certamen encuentran, con el propósito de establecer nuevos contactos, hacer crecer su idea inicial y obtener nuevos recursos para continuar el desarrollo de la tecnología. “Descubrimos que hay una enorme cantidad de iniciativas excelentes que muchas veces sólo necesitan una guía de quienes ya transitaron ese camino, por lo que los concursos como el de Prendete generan un aporte inmenso tanto para la formación como para sus primeros pasos”, concluyeron.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario