La Argentina repudió la “amenaza británica” a Ecuador

"La República Argentina expresa su solidaridad con la República de Ecuador y repudia las expresiones del gobierno del Reino Unido amenazando con irrumpir en la embajada del Ecuador en Londres violando su obligación de cumplir con la Convención  de Viena que establece la inviolabilidad de las sedes diplomáticas", indicó la Cancillería.
La cartera que conduce Héctor Timerman indicó que "la amenaza entregada en forma escrita por la embajada británica en Quito pone de manifiesto una vez más la política del Reino Unido de ignorar las resoluciones emanadas por los organismos multilaterales así como las normas y leyes del derecho internacional", como sucede en la cuestión de las Islas Malvinas.
"Así como en la antigüedad los templos dieron refugio a los  perseguidos por razones políticas, raciales o religiosas hoy son las embajadas las encargadas de cumplir con dicha tarea humanitaria", indicó el Gobierno en un comunicado.
Y agregó que "América latina muestra con orgullo su tradición de reconocer el derecho al asilo y el respeto al mismo" y resaltó en este marco que "miles de ciudadanos perseguidos por las dictaduras más abyectas del siglo XX encontraron refugio en las embajadas situadas en nuestro continente y pudieron rehacer su vida en países democráticos protegidos de las persecuciones sufridas en sus lugares de origen".
Por eso, el Ministerio del Exterior subrayó que "la actitud de Gran Bretaña negando la institución del asilo y la inviolabilidad de las sedes diplomáticas es un paso atrás en la construcción de un mundo más civilizado y respetuoso de la igualdad de los pueblos más allá de su poderío económico y militar".
"La República Argentina solicita al Reino Unido que se retire su amenaza y acepte su obligación de respetar la Convención de Viena tal como se comprometió en 1961", concluyó el comunicado.
Esta semana, Ecuador denunció que recibió del gobierno británico un documento en el que le advirtió que podría ingresar a los locales de su embajada en Londres para detener a Assange,  requerido en extradición por Suecia para que responda porcargos de agresión sexual que él niega haber cometido. 

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario