La banda de los pedófilos: el último detenido declaró ante la Justicia y quedó detenido

Fuentes judiciales informaron a Noticias Argentinas que el joven Agustín López Vidal, de 21 años, declaró por más de tres horas ante la jueza de instrucción María Fontbona de Pombo y el fiscal Martín Niklison, tras lo cual quedó detenido. Sin embargo, el contenido de su declaración no trascendió ya que la causa se encuentra bajo estricto secreto de sumario.
Ahora, la jueza Fontbona de Pombo deberá resolver la situación de López Vidal, al igual que la del psicólogo Corsi y la de los docentes Marcelo Rocca Clement y Augusto Correa, todos acusados de formar parte de la red de pedofilia.
Previamente, la jueza podría volver a citar a prestar declaración a Corsi para interrogarlo acerca de nuevas denuncias de abuso que surgieron en los últimos días. Por el momento, la jueza aún no acusó a los imputados de algún hecho concreto, aunque se presume que los cargos serán corrupción de menores y abuso sexual, entre otros. Además, la jueza debe resolver si hace lugar al pedido del fiscal y cita a prestar declaración testimonial a dos chicos de 13 y 15 años, supuestamente víctimas de abuso por parte de alguno de los imputados.
Por esa razón, los menores serían entrevistados con el método de Cámara Gesell, el cual garantiza su privacidad. El psicólogo Corsi fue detenido el pasado miércoles junto a Correa y Rocca Clement, todos acusados de abusar de menores a los que reclutaban en cibers y locales de comidas rápidas de los barrios porteños Norte y Recoleta.
Según las primeras investigaciones, los chicos “reclutados” eran llevados a participar de fiestas sexuales con adultos, las cuales eran filmadas y luego subidas a Internet. En un principio, la banda de pedófilos habría abusado de al menos seis chicos de clase media y alta de Recoleta, Palermo y Barrio Norte.

 

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario