La Unión Europea ampliará su ayuda y Sarkozy pidió refundar el sistema financiero

El mandatario francés anticipó que, una vez superada la crisis, “será necesario reconstruir el sistema financiero nuevo sin especuladores”y advirtió que “quien puso el mundo en estas condiciones, deberá pagar las consecuencias”.
Los jefes de Estado y de gobierno de los países que forman la zona euro decidieron hoy en París ampliar los programas de ayuda para proteger a todo el sistema bancario, según informaron las agencias Ansa y DPA. A tal fin los mandatarios acordaron medidas específicas para el apoyo nacional a los institutos financieros, según precisaron en un comunicado tras la reunión.
Los Estados de la zona euro prometen diversas medidas de ayuda para mejorar las difíciles condiciones que enfrentan actualmente los bancos para acceder al crédito, según el texto aprobado hoy. Esto regirá de manera provisoria y está dirigido expresamente a entidades solventes, se indicó.
Entre otros puntos, la resolución aprueba que los países miembros de la eurozona asuman participaciones en los bancos, adquiriendo acciones preferenciales a un precio que considere el valor de mercado de la entidad en cuestión. El respaldo no se limitará a las entidades afectadas y se exigirá que los bancos cumplan con una serie de condiciones.
Por otra parte, el Banco Central Europeo (BCE) evaluará la posibilidad de ampliar la ayuda de liquidez a empresas que no pertenezcan al sector bancario, reveló el presidente de la entidad, Jean-Claude Trichet, tras la cumbre.
El problema no es “ver las reacciones de mañana” sobre los mercados, dijo Sarkozy, en referencia a la expectativa sobre el desempeño bursátil en el inicio de la semana, tras los violentos derrumbes previos, sino “trabajar para estabilizar la situación”.
La ayuda europea estará destinada a la población y a todas las empresas, señaló el primer ministro de Luxemburgo, Jean-Claude Juncker, presidente del Eurogrupo, ya que “los pasos aislados de los Estados no aportaron una solución”.
El presidente de la Comisión Europea, José Manuel Barroso, afirmó en tanto que “desde mañana serán adoptados procedimientos compatibles y coherentes” para afrontar la crisis, que implicarán “la liquidez y las recapitalizaciones”.
Añadió que la clave reside en que cada uno de los miembros de la UE actúe según las necesidades de su sector bancario. Trichet admitió a su vez que el BCE aún tiene mucho por hacer, en particular con respecto a la mejora del sistema de garantías.
Sarkozy también afirmó que “no se trata de hacer un obsequio a los bancos, sino de mantener en funcionamiento nuestras economías”, y agregó que “los Estados harán pagar las intervenciones a su justo precio”.
El director gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI), Dominique Strauss-Kahn, aplaudió el plan de la eurozona contra la crisis y aseguró que “los mercados lo reflejarán”.
Strauss-Kahn confió en que el plan sea asumido en breve también por el resto de países de la Unión Europea y aseguró que “ahora tenemos una respuesta completa” contra la crisis.
Tras la cita de París, los cancilleres de los 15 países de la zona euro se reunirán mañana en Luxemburgo para evaluar la respuesta del bloque de 27 Estados a la crisis financiera. Los jefes de la diplomacia de los 15 darán la última aprobación al borrador de conclusión de la cumbre de jefes de gobierno y Estado de la UE, que sesionará en Bruselas el miércoles y jueves próximos.
La delicada situación dominará también el encuentro que mañana mantendrán el presidente de EE.UU., George Bush, y el jefe del gobierno italiano, Silvio Berlusconi, previsto hace un mes en ocasión del festejo Columbus Day.
La Casa Blanca hizo saber que el encuentro servirá para “profundizar” las evaluaciones acerca del descalabro financiero que se extendió al ámbito bursátil y bancario mundial.
 

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario