Las estaciones de servicio serán clausuradas si les venden combustible a motociclistas sin casco

Las estaciones de servicio de Tandil serán multadas y hasta podrán ser clausuradas si no cumplen con la ordenanza sancionada el jueves último por el Concejo Deliberante, que será promulgada por el Ejecutivo comunal en unos 10 días.
Los concejales de la Unión Cívica Radical Néstor Müller, Alejandra Marcieri y Esteban Risso detallaron ayer la regulación establecida por el gobierno provincial de Daniel Scioli a la que adhirió el Municipio y que, según se estima, permitirá desalentar la circulación de motociclistas sin casco por las calles tandilenses.
Una vez que comiencen los controles, las empresas que sean infraccionadas por primera vez al vender combustible a un motociclista sin casco sufrirán una multa que asciende a los 100 pesos.
Por cada reiteración de la falta detectada ese valor se duplicará, mientras que si se le realizan cinco en un período de 12 meses la estación deberá ser clausurada por 5 días de manera preventiva, según anunciaron los legisladores del oficialismo.
?Se trata de la ordenanza, el convenio entre la Provincia y el Municipio que prohíbe el expendio de combustibles líquidos a motociclistas que no lleven casco, al igual que si no lo tiene puesto su acompañante?, describió Risso ante los medios, junto a Marcieri, un día después de que el Concejo votara la norma en cuestión.
Tras los detalles iniciales, los concejales indicaron que será ?la Dirección de Inspección la que estará a cargo de los controles en las bocas de expendio de combustible?, el mismo organismo oficial que tiene en sus manos los operativos para que se cumplan otras restricciones como la del consumo del tabaco en espacios privados de recreación.
Por ello, admitieron la complejidad para que el gran ojo del Estado esté en todos lados, en tanto apelaron desde ya a la buena voluntad -y la conciencia- de motociclistas y empresarios.
?En la ordenanza está estipulado que cada estación de servicio deberá poner en el lugar un cartel en donde se indique que la empresa está adherida a la norma?, algo que los operadores anticiparon semanas atrás cuando firmaron el convenio específico en el mismo despacho del intendente Miguel Lunghi.
Sobre los tiempos, los concejales precisaron que en un período de una semana ?o en 10 días cuando se da la promulgación de hecho, estará operativa?, abriendo así el escenario a los controles que dependen del Ejecutivo comunal. La medida es parte del programa de seguridad vial ?Sin casco no hay nafta?. Cabe recordar que el gobernador bonaerense Daniel Scioli anunció que -en el marco de un programa provincial de seguridad vial- las estaciones de servicio no venderán combustibles a los motociclistas que no lleven casco y que volverán los radares a las rutas para evitar el exceso de velocidad.
Ya hay un acuerdo que el Gobierno firmó con la Unión de Expendedores de Combustibles, para que las empresas dejen de vender nafta a aquellos motociclistas que circulen sin casco, lo cual será una de las formas para intentar evitar muertes por accidentes protagonizados por motos.

Acompañamiento empresarial

Cuando anunció la medida, el Intendente destacó la predisposición y compromiso de los titulares de las estaciones para trabajar ?de manera mancomunada y sumar ideas y medidas que posibiliten sobre todo educar en la prevención?.
El convenio de cooperación pública-privada establece en primer término que las empresas del sector asumen la obligación ?de no expender combustible a los motociclistas que no lleven el casco debidamente reglamentario, dentro de todo el territorio del partido de Tandil?.
Además, señala que ?en aras de la defensa y cuidado de la vida en materia de seguridad vial, se solicitará al mencionado Concejo dicte la ordenanza y reglamentación del caso?.
El convenio fue rubricado por el intendente Lunghi y los empresarios, entre ellos, Omar Santillán, Marcos Paskvan, José Echandorena, Marcelo Do Cobo, Silvana Vitullo y Mauricio Ricci.

Estadísticas preocupantes

Según estadísticas del Instituto de Seguridad y Educación Vial (ISEV), además del elevado número de víctimas fatales, los accidentes de tránsito en la Argentina provocan discapacidades a 33 personas por día en promedio.
La utilización de casco es clave para los motociclistas, ya que salva vidas al evitar golpes y heridas en la cabeza, las que suelen ser devastadoras y dejar gravísimas secuelas.
Los motociclistas que no lo usan tienen más alto riesgo de muerte o de sufrir lesiones permanentes. Así, de acuerdo con los estudios realizados, quienes llevan colocado el casco tienen un 73 por ciento menos de mortalidad en los choques. Y los motociclistas que lo usan tienen hasta un 85 por ciento menos de lesiones graves que los que no lo hacen.
También se comprobó que los cascos de motocicleta tienen una efectividad del 67 por ciento en la prevención de lesiones cerebrales. Y que los conductores que no lo usan tienen tres veces más posibilidades de sufrir daños cerebrales.*

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario