Las Llamadas de Carnaval se hicieron oír poniéndole color al centro de la ciudad

Durante todo el trayecto, alrededor de dos cuadras de grupos participantes, la gente apostada en las veredas aplaudía y bailaba al ritmo de los tambores y tamboriles y varios instrumentos de percusión que sonaban bien fuerte como para espantar las negras nubes que se cernían sobre la ciudad. Pero ni la lluvia ni el cansancio de tantas cuadras a puro ritmo y acrobacias logró que los integrantes de las murgas perdieran su entusiasmo.

La última agrupación fue Flor de Murga que en esta oportunidad está  cumpliendo 31 años con el carnaval y preparó para tal fin “El Mejor Equipo”, una parodia criticando desde el humor al actual gobierno del presidente Mauricio Macri, representado por Dardo Casal con orejas y cola de burro y la banda presidencial.

El Eco de Tandil habló con el famoso murguero del barrio de las ranas que expresó con la euforia que lo caracteriza: “Flor de Murga sale a festejar sus 31 carnavales con el Mejor equipo. Cuando cumplimos los 30 años en octubre pasado con Carmen nos pusimos a pensar qué íbamos a hacer para este carnaval y decidimos que tenía que ver con la situación del país, siempre desde el humor”

Casal recitó unos versos que dicen en el marco de su rutina:

“La del barrio de las ranas sigue sumando febrero

Treinta más un carnavales codo a codo con su pueblo.

Hoy jugamos el partido que nos propone la historia

contra unos amarillos que nos quieren sin memoria.

Flor de murga dame un verso para contar a tu modo

cómo rueda esa pelota que es el destino de todos”.

Y entre risas, baile y percusión se fue Flor de Murga por calle Rodríguez a reunirse con los otros grupos para cruzar Pinto hasta llegar a la glorieta de la Plaza Independencia. Fue una fiesta llena de color, de lindísimos atuendos, música, cantos y alegría que opacó la oscura tarde de febrero.

Y todos bailaron… al compás del tamboril.

web_DARDO

 

Llegando está el carnaval

Con el espectáculo de ayer se marcó el inicio de una nueva edición del Carnaval de mi Tandil, que continuará en la Avenida Machado del 25 al 28 de febrero. Previamente habrá presentaciones en las localidades rurales; el sábado 11 de febrero en Gardey y el 18 en María Ignacia, en todos los casos a las 21.

Para los referentes de Cultura las Llamadas deben haber colmado las  expectativas habida cuenta que además de la cantidad de agrupaciones que se acercaron el público les dio la derecha durante todo el trayecto y se agolpó en la plaza del centro bailando con los murgueros.

web_peludo
El origen de este desfile

Es una fiesta popular que se realiza todos los años en Montevideo en el mes de febrero, durante la época de carnaval en Uruguay. Forma parte del concurso oficial de agrupaciones carnavalescas de la capital uruguaya. Durante dos noches desfilan unas cuarenta sociedades de afrodescendientes (conocidas como “comparsas”) por calles de los barrios Sur y Palermo. Constituye una de las más puras manifestaciones de la cultura afrouruguaya.

El nombre de Llamadas se remonta al siglo XIX. Según Antonio Plácido, en su obra “Carnaval: evocación de Montevideo en la historia y la tradición”, la aparición e incorporación definitiva de las comparsas de negros en los desfiles de carnaval se produjo en 1865. En 1876 aparecieron las comparsas de negros y lubolos (N.R.: Perteneciente o relativo a una agrupación de carnaval compuesta por personas de raza negra y por personas de raza blanca pintadas de negro, que actúan al compás de tamboriles), similares a las que conocemos actualmente. En sus orígenes las comparsas estaban integradas por hasta 300 componentes. Para realizar sus actuaciones en los tablados se desplazaban a pie o a caballo (los de más jerarquía). Tal como hoy se toca a la puerta o el timbre para comunicarse, entonces se iban “llamando” con los tambores. Un determinado componente colgaba su tambor en bandolera y así iba reclutando en casa a la mayoría de sus compañeros. También se dice que la “llamada” se debe a que un conjunto de candomberos salía por la calle a tocar y con su sonido alentaba a otros tocadores a unirse.

Originalmente fueron manifestaciones populares espontáneas que, alrededor de los tambores, convocaban al encuentro, a una recorrida por las calles al ritmo del candombe y de su danza. Hasta 1956 estos desfiles partían de sus reductos naturales, los conventillos, en los que vivían casi todas las familias negras de Uruguay, especialmente de los dos más famosos, los conventillos Mediomundo y Ansina, en los barrios Palermo y Sur. Estos conventillos fueron cerrados y demolidos en la década de los años 1970.

En Tandil, las Llamadas se realizan desde hace varios años para estas fechas, partiendo de Rodríguez y España hasta la glorieta de la Plaza Independencia, tal como se hizo ayer que nucleó a familias enteras y numerosas agrupaciones murgueras.

web_los movedizos

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario