Las pacientes oncológicas son maravillosas Modelos de Vida

Un equipo de El Eco de Tandil se trasladó hasta el Fuerte para disfrutar de una tarde de moda y solidaridad que fuera declarada de interés municipal, cultural y sanitaria.
Mucha gente había ya en la sala antes de que todo comenzara y la pareja conductora María Inés Mazza-Germán Poiman (cada vez más afianzada profesionalmente) subió al escenario para dar comienzo a la “fiesta de la vida”, como señaló en más de una oportunidad en estos días el oncólogo.
La fiesta comenzó con un show de música y danza con perfectas coreografías sobre el escenario. Seguidamente, a través de las pantallas gigantes la historia de estos cinco años de vida del evento.
Decíamos que este es un desfile muy particular, especial, lleno de emociones encontradas durante todo el tiempo. Y sobre esto algo debe haber escuchado el intendente Miguel Lunghi a lo largo de estos cinco años ya que no quiso perderse en esta oportunidad el encuentro. Es que quería ver con sus propios ojos lo que le habían dicho, contado,  de mujeres que se levantan de sus padecimientos para ofrecer su mejor sonrisa a la vida, demostrando que se puede y que la actitud con que se tome la enfermedad, el cáncer, es fundamental para no sólo presentarle batalla sino ganarle. Por eso fue tan importante que las modelos de vida realizaran este año no sólo el calendario 2013 en la idílica estancia Siempre Verde, sino un video de prevención con carteles que por un lado apuntaban a los estudios que toda mujer debe hacerse anualmente y por otro  en referencia a la prevención desde lo espiritual, desde la fuerza, desde el convencimiento de que “se puede”.

Intendente emocionado

Y así fue que, invitado a decir unas palabras, Lunghi señaló entre otras que “si los gobiernos tomaran el ejemplo de estas mujeres luchadoras y éticas que no se dan por vencidas tendríamos un país mejor”. También adelantó que está llegando al Hospital Ramón Santamarina un mamógrafo ultra moderno para “seguir luchando desde la prevención contra este flagelo”.
Finalmente felicitó a Aires de Vida, y al doctor Germán Poiman explicándole que “aunque a veces no puedo estar, estoy, y tenga la seguridad de que tiene todo mi apoyo y el del Municipio, y vamos a seguir volcando siempre el mayor presupuesto posible en la salud”.
Obviamente, no podía ser de otra manera que el lord mayor recibiera una ovación y bajara del escenario visiblemente emocionado.
 
Los que están siempre
 
Fueron de la partida De Celeste-Arte para vestir; Scarpería, escultura en calzados -cinco años poniéndole el hombro al desfile; Sergio Avendaño, estilista; Perfumería Maitén, make up; Lenzi Hombres y  CEO cuidados especiales en oncología.

Video y fotografías
 
El despliegue técnico -dos pantallas gigantes a los laterales del escenario y una como fondo de escenario- tuvo a José Pucci a la cabeza y a los fotógrafos Horacio Zarlenga y familia, y la buena predisposición de lo técnicos del Teatro del Fuerte a los que Poiman agradeció desde el escenario, así como a todos los medios de comunicación locales que difundieron el evento.
 
Los sorteos
 
En el intermedio y antes de la pasada final con los modelos de fiesta, se realizaron varios sorteos: prendas de De Celeste, Scarpería, un bono para Essen, un viaje a Villa Carlos Paz, entre otros.
 
 
El desfile
 
Una moda casual y muy ponible en los tonos y dibujos que vienen fueron desfilando en la pasarela, con accesorios lindísimos. Cada Modelo de Vida, que había llevado su propia hinchada, no sólo caminaba mostrando las prendas sino que se deba la oportunidad de detenerse, abrazar a una madre, una nieta, un hijo y continuar con la mejor de las sonrisas mostrando lo puesto.
Luego vino la ropa un poquitín más formal pero que se puede utilizar para todo el día y estar bien vestida, por ejemplo,  si luego de la oficina hay que ir a un cocktail no será necesario recurrir al placard a último momento.
Si bien no hay ninguna duda de que las prendas de De Celeste son un arco iris maravilloso de buen gusto y glamour, los zapatos de Scarpería, tal como lo dice su nombre, son escultura en calzado.
Por último llegaron las prendas de noche, todas espectaculares y el desfile tuvo un final de fiesta donde todas las modelos desde la sala subieron al escenario aplaudiendo en un marco de felicidad y emoción… en fin, no se tratada nada más ni nada menos que de celebrar la vida.
Como cada año, una emoción tras otra y un broche de oro a puro brillo.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario