Los docentes vuelven a parar en el marco de su plan de lucha por demandas salariales

Una nueva medida de fuerza, dispuesta por el Frente Gremial Docente, tendrá lugar hoy, cuando educadores de la ciudad, en consonancia con sus pares de la provincia, no dicten clases en las escuelas públicas del distrito.
La jornada de paro se suma a las cumplidas el jueves 29 de octubre y el martes 3 de este mes, las que no arrojaron los resultados esperados.
Si bien el nivel de acatamiento fue muy alto, tanto que en algunos casos osciló el 95 por ciento, las autoridades provinciales ratificaron su negativa a brindar aumentos salariales. El propio director general de Escuelas bonaerense, Mario Oporto, se encargó de aclarar que por este año el Estado da por cerradas las paritarias docentes.
Para las autoridades gremiales, esas declaraciones sólo contribuyen a ?profundizar el conflicto?, lo mismo que la amenaza del Gobierno de descontar los días no trabajados.
Los docentes vienen insistiendo en participar de una mesa amplia, donde discutir ?cómo se recompone nuestro salario, en función de lo que ha sido la pérdida de poder adquisitivo durante 2009?. Asimismo, también demandan creación de cargos y cuestiones que tienen que ver con la necesidad de mejorar la infraestructura escolar.

Sin diálogo

En diálogo con este Diario, el secretario general del Suteba local, Hugo González,  sostuvo que ?estamos preparando el paro y la marcha a la Casa de Gobierno en La Plata?. En cuanto a las expectativas, ?creemos que el acatamiento va a ser similar al de los anteriores paros, de alrededor del 97 por ciento?.
Repitió que el Gobierno sigue ?cerrado, intentando pasar la discusión para el próximo año. A todo esto se suma lo de los descuentos como respuesta?.
Consultado acerca de cómo se habían tomado esas declaraciones, explicó que ?siguen parados en la misma posición, y no nos acercan una propuesta para el diálogo?.
En cuanto a las alternativas a seguir, manifestó que ?si cerramos el año con conflicto, lo abriremos con conflicto. Vamos a seguir con el plan de lucha hasta que busquen alguna herramienta política para que la crisis no la paguen siempre los trabajadores, para que haya una redistribución verdadera y no meramente declamativa?, concluyó.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario