Los estudiantes desplegaron su colorido y creatividad en otra edición de la Farándula

El acontecimiento más esperado por los egresados comenzó alrededor de las 14.30 cuando cientos de personas comenzaron a ubicarse en la zona de Avellaneda y San Lorenzo, punto donde se situó el palco con el jurado y donde cada agrupación desplegó su número artístico.

En las inmediaciones personal de la Dirección de Tránsito programó cortes en de calles, mientras efectivos de la policía vigilaron el normal desarrollo de la actividad que reunió a gran cantidad de personas.

A lo largo de cuatro horas desfilaron por la avenida diez carrozas, y una vez más los adolescentes demostraron que pueden tratar temáticas de lo más diversas pero principalmente vinculadas a la actualidad. El impacto social, el conflicto del petróleo, la cuestión medioambiental, la diversidad cultural, fueron algunos de los tópicos tocados en esta edición.

La particularidad de este año estuvo centrada en el episodio que se registró días previos en un galpón donde trabajó un grupo de jóvenes que no logró opacar el evento, aunque sí generó molestia entre quienes fueron señalados como los responsables.

Más allá de ello, los egresados presentaron sus originales carrozas junto a sus coloridos vestuarios, sus banderas reflejando el mensaje y sus coreografías, a lo largo de los 20 minutos reglamentarios frente a un jurado integrado por artistas y docentes de la Escuela de Artes Visuales Martín A. Malharro, de Mar del Plata.

 

La felicidad y los tabúes

Con cada agrupación ubicada de acuerdo a un orden preestablecido, la jornada comenzó alrededor de las 14.30 con la presentación de la mascota del evento estudiantil, un ave fénix. Una breve coreografía realizada por cinco jóvenes, dio paso a la presentación de la primera carroza.

Los Dastisemios, de la Escuela Nacional Ernesto Sábato y el colegio Nuestra Tierra abrieron el evento con su propuesta cómica. Una carroza convertida de auto en carpa de circo les sirvió para resumir la iniciativa, mediante la cual expresaron, desde su óptica, un modo de salir de la rutina a través del arte, con una actuación circense que incluyó un presentador, acróbatas, mimos, malabaristas y el rol de los padres en esa búsqueda.

El mensaje fue “No permitas que tus días terminen sin una sonrisa, sin antes haber crecido un poco, alimentando tus sueños y venciendo las desesperanzas. No olvides que expresarte y transformarte te hacen sentir vivo”.

Continuaron los Carpedeikos, del colegio Estrella de Belén, y Melopothaikos, de Comercio, quienes abrieron su performance con la lectura de una carta en la cual expresaron su “apoyo y solidaridad” con sus compañeros de San José por los ataques sufridos este jueves a la madrugada en su galpón de Sol de Mayo y Beiró, y repudiaron “cualquier acto que atente contra las producciones ajenas”.

Su creación se centró en los tabúes de la sociedad, que son fomentados por cinco miedos: al otro, al desamor, a la soledad, a la muerte y a la vida.

A lo largo de los 20 minutos reglamentarios personificaron cada uno de ellos con llamativos atuendos, que fueron ocupando su lugar en la carroza. Y cerraron con el mensaje: “Luchemos porque un prejuicio no nos llene de miedo. No hay nada peor que perder la vida por miedo a vivirla”.

 

El cambio es posible

 

En tercer lugar los Aristedios, de la ex Escuela Polivalente de Arte, representaron las siete profecías mayas y buscaron entregar un mensaje positivo y de esperanza, que apunte al cambio para revertirlas.

“El cambio individual logra el cambio colectivo”, dejaron plasmado en su bandera, que acompañaron a una carroza en la que crearon un indio que sostiene un mundo agrietado que al finalizar gira y cambia de manera positiva.

En el cuarto puesto llegaron los 88 integrantes de la agrupación Infalwarkos, representando a la Escuela de Educación Superior 10 (ex Normal). Con el tema salvar al Artico dieron su mensaje de advertencia y concientización ecológica y ambiental.

“Seamos el cambio que el planeta necesita. El cambio está en nuestras manos”, fue la leyenda que dejaron plasmada en la bandera. La carroza, en tanto, representó la explotación de petróleo en el Artico, el impacto de la actividad, el cambio climático como consecuencia y la lucha de los animales que habitan en esa zona.

 

Sin olvidar los orígenes

En quinto lugar expusieron su producción los 95 integrantes de Jualpurios, del colegio San José, cuyo mensaje fue “Persigue tu horizonte pero nunca olvides de dónde provienes”.

Tras los ataques que sufrieron en el galpón donde realizaban las tareas, aprovecharon la oportunidad para agradecer la colaboración recibida y comenzaron con la presentación mostrando una de las banderas atacadas, recibiendo el apoyo del público presente.

El ciclo de la vida fue la temática elegida, que fue abordada a través de la historia de la película de Disney, “El Rey León”. Con maquillajes y disfraces interpretaron a los personajes, resaltando las imágenes del bien y del mal.

 

Distintas visiones

 

Promediando la tarde los integrantes del Colegio de la Sierra, de San Ignacio, de la Secundaria 1 y de Santo Domingo, agrupados en Triple S, crearon una carroza que representó tres cuentos tradicionales: Caperucita Roja, Aladín y Pocahontas, pero desde una óptica distinta.

En su propuesta resaltaron que existen dos versiones para una misma historia, que se tradujo en el mensaje compartido con el público.

En séptimo lugar llegó la agrupación Sancouver, del colegio Sagrada Familia. En su carroza colocaron un Fiat 600 en el cual un viajero emprende una recorrida por los seis continentes, desplegando banderas a lo largo del trayecto y mostrando las más diversas culturas.

 

La unión de los pueblos

Luego llegó el turno de la agrupación de la Escuela de Educación Técnica 2 “Ing. Felipe Senillosa”, los Graterios. Sus integrantes expresaron su descontento por haber sido señalados como los responsables de los ataques, motivo por el cual sufrieron una quita de puntos del 15 por ciento en dos ítems.

Más allá de ello hicieron su actuación ante el jurado y el público presente. En  su carroza colocaron un planeta tierra en movimiento y en su interior una Copa del Mundo, y su presentación repasaron la historia de los mundiales, desde el comienzo hasta la actualidad, haciendo referencia a la unión de los pueblos, la alegría y la pasión, más allá del fútbol.

 

El cierre

Con la caída del sol llegó el turno de los Aglaikemios, del Instituto Brigadier General Martín Rodríguez, que centraron su temática en la identidad social y crearon una carroza con un enorme rostro con dos caras, de un lado con una careta y del otro sin ella.

“Una pequeña parte del Universo con certeza puede ser mejor y ésa parte sos vos”, fue el mensaje que dieron los egresados.

Para el cierre se presentaron los Tikuaitacos '14, de la Escuela de Educación Agraria 1, cuya propuesta incluyó tres carrozas, un enorme yaguareté, un árbol y un tractor realizado íntegramente con bidones vacíos, para advertir sobre la deforestación.

“Si estamos todos unidos podemos hacer un cambio”, fue el mensaje elegido por los egresados asumiendo un compromiso con el medioambiente. u

 

Una sanción por los ataques

El director de Juventud de la comuna Pablo Civalleri se mostró conforme con el desarrollo del evento estudiantil, destacó la producción de las distintas agrupaciones y el acompañamiento de los vecinos de la ciudad.

“Estamos muy contentos con la organización porque se viene dando todo como estaba previsto”, subrayó.

Por otro lado, y en relación al hecho ocurrido el jueves por la madrugada cuando se produjeron daños a carrozas, el funcionario informó que los miembros del COES definieron una sanción concreta contra la agrupación de Técnica 2.

En una votación por mayoría decidieron descontar el 15 por ciento en las categorías carroza y bandera, en base a los destrozos producidos.

“Es cierto que hay molestia. Pidieron una Farándula sana durante todo el año pero un grupo de chicos realizó un acto repudiable”, que derivó en la intervención de la Justicia a partir de una denuncia penal, evaluó.

Lamentó también que la agrupación se vea perjudicada y justificó que la medida es un “gesto ejemplificador para los próximos años”.

Para finalizar llamó a que los jóvenes “recapaciten y entiendan que la Farándula es para disfrutar y es una tradición que hay que cuidar”. 

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario