Menor protagonizó un raid delictivo en el barrio Golf y fue capturado

“Hubo robos y vandalismo, además de apertura de autos y aquellos que no podían ser abiertos eran rayados” indicó uno de los voceros de los vecinos, que pidió ser identificado por su nombre de pila solamente.
Angel aclaró que conjeturan que “hubo un primer robo durante la noche en el cual desaparecieron de un quincho unos fierros y unos cuchillos. El hecho fue descubierto cerca de las 7 de la mañana”.
Añadió que “a las 8, dos personas entraron en una casa y amenazaron al matrimonio y a los chicos, utilizando cuchillos. Algunos vecinos deducimos que podrían llegar a ser los cuchillos robados”.
En el interín “abrieron autos, de uno de los cuales robaron dos mochilas escolares. Fue todo más o menos en el mismo horario y muy cerca un caso del otro, lo que nos hace sospechar que actuó la misma gente”.
Obviamente que el caso más complicado es el sufrido por un matrimonio y a sus hijos que fueron amenazados con cuchillos y que -paralelamente- determinó el fin del raid.
Los vecinos indicaron que “el esposo logró detener a uno de los delincuentes, ya que peleó y en ese momento llegó la policía”. Se trata de un menor que tiene antecedentes penales.

Factor miedo
 
Angel evaluó que en la zona “veníamos tranquilos en materia de delitos, salvo un caso que salió en los medios y que ocurrió hace un mes, hacia el lado del paraje Tití. Veníamos bien comparando con el año pasado, en que comenzamos con esta movida por la seguridad”.
Destacó que “tenemos en la zona un patrullero que anda prolijamente”, acción que se complementa “con una red de vecinos que se mantiene alerta”.
Más adelante, se preguntó “qué pasa con las leyes, ya que la persona que agarraron tiene antecedentes y está libre. La parte más complicada y preocupante es vivir en el miedo de que esa persona o sus amigotes tomen represalias”.
Pero “si logran meterlos en la cárcel con una condena, la patotita que anda con él qué hace. La solución es integral y complicada”.

Temor
 
Quien ofició como vocero de los vecinos ante la consulta periodística indicó que su exposición en procura de mayor seguridad hizo que “me estén llegando represalias, por ahora son intimidaciones. Si me callo voy a vivir como la mona y si hablo también, pero me quiero meter y tratar de solucionar esto con una exposición algo limitada”.
Ejemplificó que “antes -en las comunicaciones para organizarnos en el barrio- ponía nombre, dirección y teléfono. Ahora sólo el nombre de pila y el celular”.
 
Detenido por el dueño de casa
 
Soledad, la titular de la casa en la que se produjo el asalto, relató a Eco Noticias (Eco TV) que el atraco comenzó “a eso de las 7.30 de la mañana”.
Indicó que su esposo había ido a llevar a una de sus hijas al colegio cuando “escuché que la puerta se había abierto. Pensé que era él que volvía, pero la perra se puso como loca”.
Añadió que “cuando me levanté me encontré con dos delincuentes con mi cartera. Al verme me agarraron, me amenazaron con dos cuchillos y me dijeron que les diera todo”.
La mujer indicó que “los otros tres chicos estaban durmiendo y les pedí que por favor no los despertaran”.
Los delincuentes “estuvieron acompañándome a cada sector de la casa donde se pudieran llevar cosas, siempre con los cuchillos tocándome. Les di plata, anillos, las cosas de la cartera, etc.”.
La asaltada señaló que “en el momento en el que me encerraron en el baño llegó  mi marido, que se encontró con uno de los ladrones en el living y se trenzaron en lucha”.
Los asaltantes “salieron corriendo para el cuarto de las chicas y en el momento en que uno está por saltar por la ventana, pudo atrapar a un chico que es menor de edad, al que mi marido tuvo inmovilizado. Lo tuvieron junto a mi hijo hasta que llegó la policía”.
La víctima confirmó que poco antes “hubo otros dos robos a la vuelta. Cuando el vecino se enteró del robo en casa, reconoció a uno de los cuchillos”.
Finalmente la mujer dijo que el menor retenido “tiene muchos antecedentes y ningún familiar se quiso hacer cargo. Quedó al cuidado de Minoridad”.

El parte oficial
 
Un menor de 16 años fue retenido por personal de la Seccional Primera en las primeras horas de la mañana de ayer, acusado por un asalto ocurrido poco antes en una vivienda de la zona del barrio Golf.
De acuerdo a lo informado en fuentes policiales, se inició un proceso por "Robo calificado por el uso de arma" tras la aprehensión del acusado.
El menor, junto a otro joven que logró darse a la fuga, está acusado de ingresar a una vivienda ubicada en Valor 1361 e intimidar a su moradora con un arma blanca.
Antes de huir habrían sustraído dinero en efectivo, pero uno de los acusados fue aprehendido cuando intentaba darse a la fuga.
En su poder se secuestró el arma utilizada y dinero.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario