Messi sufrió la rotura de ligamento interno y no jugará unas ocho semanas

De este modo, el capitán del seleccionado argentino se perderá el inicio de las Eliminatorias Sudamericanas para el Mundial Rusia 2018, en el que su equipo jugará ante Ecuador de local, el jueves 8 de octubre, y frente a Paraguay de visitante, el martes 13.

Probablemente tampoco pueda estar presente en las dos jornadas siguientes, las últimas de las cuatro previstas para este año, que suponen dos compromisos de alta dificultad para el conjunto de Gerardo ‘Tata’ Martino, pues jugará el viernes 13 de noviembre con Brasil en casa y cuatro días más tarde frente a Colombia en Barranquilla.

En cuanto a la actividad prevista con su club, la lesión ligamentaria dejó en suspenso su participación en el primer ‘derby’ de la temporada con Real Madrid, que Barcelona asumirá en el Camp Nou el sábado 21 de noviembre.

Con seguridad no estará tres partidos de la Liga de Campeones de Europa: Bayer Leverkusen (29/9) y BATE Borisov (20/10 y 4/11); en uno de la Copa del Rey (28/10 con rival a determinar) y otros cinco de Liga: Sevilla (3/10), Rayo Vallecano (17/10), Eibar (25/10), Getafe (31/10) y Villarreal (13/11).

“Las pruebas realizadas a ‘Leo’ Messi han confirmado que el jugador sufre una rotura del ligamento colateral interno de la rodilla izquierda. El tiempo de baja aproximado será de entre siete y ocho semanas”, informaron los Servicios Médicos de Barcelona en un comunicado.

La dura noticia llegó después de la resonancia magnética que le practicaron al jugador en la Clínica Creu Blanca, a la que llegó vestido de civil directamente desde el estadio y que abandonó media hora después con renguera y una férula en su pierna afectada.

Messi, que cerrará este año con la disputa del Mundial de Clubes en Japón, del que también participará River Plate en diciembre próximo, se lesionó en una de sus primeras intervenciones en el partido que su equipo le ganó a Las Palmas 2-1 por la sexta fecha de la Liga.

Al minuto y medio de juego, controló un largo envío de Marc Batra y cuando intentaba definir dentro del área su rodilla izquierda chocó con la del defensor Pedro Bigas, tras lo que permaneció tendido en el césped para que lo asistiera el doctor Ricard Pruna

El rosarino regresó al partido a los cuatro minutos pero apenas duró otros cinco pues tras probar el estado de su rodilla, sintió dolores y fue sustituido por Munir El Haddadi.

El delantero, de 28 años, sufrió por primera vez una lesión de estas características en una rodilla en sus casi once años como futbolista de Primera División. Sólo registraba dos antecedentes ligamentarios pero en el tobillo derecho.

El primero fue un esguince del ligamento lateral externo que padeció el 22 de octubre de 2006 en un partido con Real Madrid y que le demandó sólo una semana de recuperación. El segundo, una distensión en el ligamento lateral interno, ocurrió ante Atlético de Madrid, el 19 de julio de 2010, y lo mantuvo inactivo durante 15 días.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario