Newbery se rindió ante un rival superior

Jorge Newbery fue superado ampliamente por Estudiantes de Olavarría, en el debut de ambos en la temporada 2008/09 del Provincial de Clube de básquetbol. En el gimnasio de calle Rodríguez al 1200, la visita se impuso por 78-50, evidenciando notorias diferencias entre un equipo con aspiraciones de ser protagonista de la competición y otro que atraviesa la misma en procura de foguear jugadores y conseguir experiencia.
El partido fue tal por apenas un cuarto. Luego, los olavarrienses establecieron un claro desnivel y terminaron llevándose una cómoda victoria.
El elenco tandilense pudo plantear un desarrollo equilibrado en esos primeros 10?, en base al enorme trabajo defensivo de Roselli, que cortó varios balones en la primera línea, la injerencia de Argüeso en ambos tableros y algunas apariciones desequilibrantes de Orellano en ofensiva.
Así fue que el local sorprendía, adelantándose 16-11, diferencia que resultaría efímera.
Estudiantes cayó en esa desventaja porque permitió varias segundas opciones en su tablero y porque del otro lado de la cancha no se mostró del todo lúcido. Lo reducido del rectángulo les impidió penetrar a Lorenzo y Catanzaro, y desde el perímetro Boeri falló de manera recurrente.
No obstante, en el segundo cuarto el ganador puso las cosas en su lugar y produjo el quiebre que terminaría siendo definitorio.
Newbery adoleció desde la base, porque Lorenzo estuvo intratable toda la noche y fue el gran artífice del triunfo visitante. Entre los tandilenses, Ida aguantó bien su presión pero tomó decisiones precipitadas cuando se acercó al cesto; Ricardo Díaz tuvo una noche para el olvido y a Urdampilleta, muy buen proyecto, aún se le nota su falta de desarrollo y roce en este nivel.
Así fue que las ofensivas del dueño de casa se tornaron anárquicas. Apostando a los arrestos individuales, el local no hizo más que facilitarle las cosas a un rival que se vio cada vez menos apremiado en defensa y a la hora de correr se aprovechó de un flojo balance de su adversario.
Otra de las claves en ese momento en el que el partido comenzó a resolverse, fue que Estudiantes se resintió mucho menos a la hora de rotar su personal, en contrapartida con lo mucho que extrañó Jorge Newbery a Argüeso y Roselli cuando éstos debieron descansar.
También, y a lo largo de toda la noche, fue determinante la magra efectividad que los tandilenses mostraron desde la línea de tiros libres, desde la cual anotaron apenas el 28% de sus intentos (7/25).
Tras el descanso largo, se vio un tercer cuarto relativamente parejo, pero el daño ya estaba hecho.
Presa de su frustración, Jorge Newbery se transformó en un cúmulo de desprolijidades, contagiando por momentos a su rival, que a esa altura ya comenzaba a saberse ganador.
Los locales ignoraron cualquier sistema ofensivo y en casi todos sus ataques buscaron el aro individualmente, metodología que puede arrojar dividendos en jugadas esporádicas pero que finalmente será contraproducente.
Fue así que Estudiantes terminó disfrutando de una holgada victoria, ante un rival que no escatimó esfuerzos, por momentos hizo bien las cosas, pero cometió el pecado de salirse de su libreto.

Baja inesperada

Jorge Newbery se vio obligado a prescindir de Roberto Krüger, por cuestiones contractuales.
El jugador se encuentra en libertad de acción, dado que hace varios años permanece sin competir oficialmente, pero no fue liberado de la Asociación de Básquetbol de Olavarría, tras su paso por Estudiantes.
Horas antes del juego, la dirigencia de Newbery intentó destrabar la situación, pero su búsqueda resultó infructuosa.

Completan hoy

El choque que Racing y Pueblo Nuevo, sendos representantes olavarrienses, sostendrán hoy desde las 21 marcará el cierre de la primera fecha de la Zona Sur.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario