No se queje si no se queja

Un grupo de vecinos del barrio San Juan escribió al espacio para transmitir su queja por un charco “permanente” que se encuentra en la esquina de las calles Sáenz Peña y Tucumán.

Contaron que se origina a raíz de la salida de agua de un pozo séptico, perteneciente a la sociedad de fomento San Juan y que la situación empeora durante los fines de semana “cuando el salón es alquilado para la realización de eventos”.

Indicaron el objetivo de su reclamo apunta a lograr una solución ya que esa zona es “un paso obligado hacia el centro de salud barrial y también es un lugar de acceso para la biblioteca popular Paula Albarracín de Sarmiento”. Pero además consideraron que “es un foco altamente insalubre y con olores nauseabundos permanentes”.

Para finalizar señalaron que los vecinos realizaron en varias oportunidades el correspondiente reclamo a Inspección General y a Bromatología “sin tener ningún tipo de respuesta al respecto”. 

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario