Obama inicia su gira extranjera con una visita sorpresa en Afganistán

Justo después de su llegada al aeropuerto de Kabul, el gobierno afgano anunció que Obama se reunirá el domingo con Karzai. Por razones de seguridad, el presidenciable demócrata no había anunciado públicamente su visita a Afganistán, donde tiene previsto además visitar al contingente estadounidense desplegado en el país y cifrado en unos 36.000 soldados.
“Estoy ansioso de ver cuál es la situación sobre el terreno”, había declarado Obama a los periodistas, justo antes de su partida de Estados Unidos. Confirmó igualmente que tras Afganistán, hará escala en Irak. “Quiero, evidentemente, hablar con los oficiales y hacerme una idea, tanto en Afganistán como en Bagdad, de cuáles son sus principales preocupaciones”, indicó Obama.
También “pretendo dar las gracias a los soldados por el trabajo heroico que llevan a cabo”, agregó. El candidato a la presidencia de Estados Unidos dejó claro que su visita a estos dos países con presencia militar estadounidense la haría en tanto que senador, dejando al presidente actual, George W. Bush, la tarea de definir la política a seguir con Karzai y el primer ministro iraquí, Nuri Al Maliki. Además de Afganistán e Irak, Obama es esperado el lunes por la noche en Jordania, el miércoles en Israel, y luego en Alemania, Francia y Gran Bretaña.
De la misma manera que en Afganistán, los detalles de su visita a Irak no fueron divulgados. Obama inició su gira, vista como una especie de calentamiento para asumir eventualmente el papel de comandante en jefe de las fuerzas armadas, con el fin además de reforzar su credibilidad en el plano internacional.
El senador de Illinois, que se verá las caras con el republicano John McCain en las elecciones de noviembre, ha prometido en caso de victoria una mayor ayuda a Afganistán para vencer a la insurrección de los talibanes, que se ha intensificado en las últimas semanas. En una entrevista al New York Times el lunes, Obama declaró que Estados Unidos deberá desplegar más de 10.000 soldados suplementarios en Afganistán, además de los 70.000 militares de ambas fuerzas multinacionales, una de la OTAN y la otra bajo mando estadounidense, ya presentes en el país.
“Necesitamos más hombres, más helicópteros, más fuentes de información, más asistencia militar para cumplir nuestra misión aquí”, declaró Obama al diario. “El frente central de la guerra contra el terrorismo no es Irak, y nunca lo fue antes”, agregó. En un largo discurso programado, Obama prometió el martes retirar la mayor parte de las tropas estadounidenses de Irak en 16 meses y concentrar su esfuerzos en Afganistán y Pakistán. Los talibanes lanzaron una sangrienta insurrección en Afganistán desde que fueron expulsados del poder a fines de 2001 por una coalición internacional conducida por Estados Unidos y la violencia se ha intensificado en los últimos dos años.
El viaje al exterior de Obama provocó la ironía de su rival en las elecciones, John McCain, quien criticó la postura del demócrata, preguntándose si estaría tan equivocado sobre Afganistán como lo está, según él, respecto a Irak. “Aparentemente (Obama) está muy confiado en que no encontrará en el terreno ningún elemento que lo vaya a hacer cambiar de opinión o modificar su estrategia. Es notable”, dijo el candidato republicano.
“Esto se parece al error cometido por el senador Obama cuando declaró con seguridad que los refuerzos en Irak no reducirían la violencia allí y que podían incluso aumentarla”, agregó.
“Estaba tan seguro de que la estrategia de refuerzos fracasaría que llamó a retirar nuestras tropas lo antes posible”, dijo.

 

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario