Otra denuncia por presunta falsificación de una escritura en lotes de Tandilia

2loc1

Ayer, Griselda Altamirano acercó a todos los bloques del Concejo Deliberante la copia de una nueva denuncia penal contra funcionarios municipales por falsificación de instrumento público en relación a lotes que pertenecieron a la firma Tandilia SRL, en Villa Cordobita. Este caso, que fue presentado en la fiscalía local, apunta contra la directora municipal de Relaciones con la Comunidad Zulma Ferreyra y el funcionario judicial Gabriel Esteban Occhi.

En principio, la ciudadana pidió que se investigue el procedimiento a partir del cual le otorgaron una escritura tramitada por medio de la Ley Pierri para regularizar la situación dominial de la parcela que ocupaba hacía muchos años. En tanto, sostuvo que había firmado un contrato con Occhi para intercambiar el fondo de su lote por el frente del lindero y la escrituración.

Junto a la copia de la denuncia, la referente del movimiento 1 de Octubre les entregó a los concejales  otra de la escritura y una tercera del contrato donde consta el acuerdo celebrado con Occhi, quien por entonces era vecino de la mujer.

Griselda Altamirano remarcó que esta presentación cobra vital relevancia en el marco de la causa por asociación ilícita, tráfico de influencias e incumplimiento de deberes de funcionarios públicos que se tramita en Olavarría e investiga al presidente del Concejo Deliberante Juan Pablo Frolik, Zulma Ferreyra, Bernardo Loustalot y Gabriel Esteban Occhi.

Consideró que se trata de “un elemento muy importante” debido a que “ubica a los actores en distintos hechos, en tiempo y espacio, que claramente prueban su relación, devolución de favores y, hoy más que nunca, la sociedad que tienen desde hace más de 10 años”.

En la nota dirigida a los legisladores, Griselda Altamirano y Jorge Lezica expresaron que “hay una razón para sostener a los funcionarios corruptos y es que, si caen, pueden pegar un tirón que lleve a algunos con ellos. Puede que estos que son tan desprolijos, relajados y con la impunidad garantizada, sean el último eslabón o sean parte de una corrupción generalizada o, como ha quedado en evidencia en estos días, la corrupción a Lunghi le ha llegado hasta la médula”.

 

La exposición

 

En su testimonio del último lunes, la denunciante Carmen Chifflet sostuvo que hace 35 años que vive en Villa Cordobita y hace 17 tomó posesión de un terreno que correspondía a Tandilia SRL. “A fines de 2005 se acerca a mi domicilio Gabriel Esteban Occhi, que vivía en la misma manzana. En dicha visita me propone, conociendo que no contaba con la titularidad del lote sobre el que ejercía posesión pública y pacífica, solucionarme la escrituración de mi lote si yo le cedía la mitad, es decir el fondo, que lindaba con el fondo de su casa”.

La mujer agregó que “también manifiesta que él tiene posesión del lote lindero a mi casa y que además de hacerme la escritura, me daría la parte de adelante de su lote, si yo accedía a esta operación”.

Explicó que para lograr toda la transacción “propone la confección de un contrato que él elabora y tanto yo como mi marido firmamos, ya que consideramos muy importante tener seguridad en la tenencia, y la posibilidad de escriturar para nosotros era una oportunidad sin importar que sólo nos quedara la mitad del lote”.

En cuanto a la operatoria, describió que el primer paso fue rubricar el contrato “sin entender en nada la utilidad de las cláusulas que había puesto, luego me dijo que fuera a ver a Zulma Ferreyra del área Legal y Técnica de la Municipalidad, que ella me haría la escritura del terreno. Así lo hice y ella me pidió unas boletas de luz, luego mandó un agrimensor, que al tomar las medidas me decía que habíamos marcado muy bien lo nuestro y lo que le tocaba a Gabriel Occhi, es decir, estaban todos en conocimiento del acuerdo entre Gabriel Occhi y nosotros”.

La denunciante refirió que en 2010 le entregaron la escritura en un acto que encabezó el gobernador Daniel Scioli “ya que la escritura que me había conseguido Gabriel Occhi a través de Zulma Ferreyra era por Ley Pierri”.

Explicó que no participaba en los reclamos del barrio por la regularización de las tierras porque ya tenía su escritura, pero al intentar pagar los impuestos municipales “me dicen que el lote que está a mi nombre es el de al lado, y al verificar con la escritura en mano veo que es así”.

La mujer expuso que “varias situaciones se presentaron a partir de esto, primero que intencionalmente escrituraron un lote que no era el mío para beneficiar a Gabriel Occhi y que de esta manera no pudiera reclamar el lugar donde yo habito, que él tiene cerrado la mitad de mi terreno, a partir del contrato con fecha 8 de octubre de 2005”.

Frente a todo lo ocurrido, señaló que buscó información y pudo saber que la Ley Pierri sirve para escriturar inmuebles edificados y “al momento de escriturar el área de Legal y Técnica a través de Zulma Ferreyra lo hicieron sobre un lote baldío, utilizando los datos del mío. Creemos que este documento es falso”.

Por último, expresó que “considero que fui víctima de estafa, y conociendo la maniobra de estos dos funcionarios en otras causas similares para apropiarse de otros lotes de Tandilia SRL, creí conveniente cumplir con mis deberes de ciudadana y denunciar este delito para que sea investigado por la Justicia, poniéndome a disposición del fiscal para ampliar o detallar mis dichos cuando lo solicite”.

 

Nuevo cruce con el Ejecutivo

 

En la víspera, Griselda Altamirano sacó a la luz otra situación vinculada al déficit habitacional, a partir de un convenio que firmaron tres familias con el intendente Lunghi, tras detectar la presencia de minas de arena en lotes que les habían asignado durante el gobierno de Zanatelli.

Concretamente, estas tres familias accedieron a dejar las casas que fueron demolidas, mientras el Municipio les pagaría un alquiler y les proporcionaría otras similares en lotes que no generaran riesgos para sus habitantes.

“De 16 familias sólo 3 accedieron a irse voluntariamente y se firmó el acta acuerdo donde dice que durante 24 meses les garantizaban un alquiler y luego les restituían una vivienda de iguales características. Han pasado seis años”, indicó, y dijo que se enteraron porque Sandra Ricardo, una de las personas afectadas, se acercó a la asamblea para formar parte de la toma en el camino a recuperar su casa.

“Nos parece terrible, porque si no pudo cumplir el Municipio, en la figura incluso del Intendente, con el compromiso de tres casas, ¿cómo va a solucionar el déficit habitacional de Tandil?”, lanzó Altamirano y aclaró que mientras tanto la comuna les sigue pagando el alquiler, pero las otras 13 familias que no quisieron irse aún tienen sus viviendas.

Argumentó que hizo público este caso porque “en Villa Cordobita se discute la metodología, si está bien o no tomar en nuestras manos el derecho constitucional a garantizar la vivienda digna, y no se está discutiendo la corrupción, los acuerdos que no se cumplieron”.

 

La respuesta

 

Minutos después, el secretario de Desarrollo Social Oscar Teruggi y el subsecretario Rubén Diéguez  salieron al cruce de los dichos de la dirigente del movimiento 1 de Octubre.

En diálogo con “Eco Noticias” (Eco TV), el secretario explicó que el caso se enmarcó en un problema de vieja data que existe en la zona de La Tandilera, donde se evidenciaron minas de arena. Sostuvo que en 2007, cuando se construyó la primera parte del Plan Federal, habían asumido el compromiso de reservar 5 ó 6 casas para los vecinos que tenían este inconveniente.

“Tenemos las actas que se labraron en su momento, donde una de ellas es la familia Ibáñez Ricardo, donde ellos rechazan la vivienda que se les ofrece del primer barrio que se construyó de 139 viviendas”, señaló.

En cuanto a los motivos de la negativa a aceptarla, explicó que dijeron que por el tamaño no se ajustaba a las necesidades de la familia y se comprometieron a que, de aparecer otro plan de viviendas, se los iba a tener en cuenta. Al mismo tiempo, afirmó que aún les siguen pagando el alquiler.

“Consideramos que no se ha incumplido”, dijo, y atribuyó esta denuncia a la búsqueda “de un argumento más a una situación de irregularidad en la parte de la toma de tierras que está ocurriendo en Villa Cordobita”.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario