Padres piden que separen del aula a un menor que abusó sexualmente de una compañerita

Un grupo de padres de niños y niñas que concurren al primer grado de la Escuela 67, situada en Rivas y Colombia, decidieron hacer pública una situación aberrante sucedida en el establecimiento educativo. De acuerdo a la denuncia, un nene de 6 años abusó sexualmente de una compañera de curso, de la misma edad.
Una de las mamás explicó que “la situación viene desde hace cuatro años porque este menor es compañerito de todos nuestros nenes desde salita de 3 del Jardín 907, que está ubicado enfrente. Siempre se lo trató de resguardar, no se lo discriminó y al pasar de los años las agresiones y los contenidos de agresión de este chiquito aumentaron, hasta que llegaron a un problema violento de tipo sexual hacia una compañerita, que ocurrió delante de la maestra”.

“Es algo gravísimo”

La mujer aseguró que “esto es algo gravísimo que no se puede aceptar y da a entender que este nene tiene que estar separado del grupo porque las nenas tienen miedo. No quieren ir a la escuela, lloran, no quieren ir con jogging porque les baja los pantalones”.
“Fue una situación muy violenta para las nenas en general, porque no fue a la única que le bajó el pantalón”, manifestó la mamá y explicó que, en este caso en particular, luego de bajarle el pantalón junto con la bombacha, le tocó sus partes íntimas.
“No es un hecho aislado, sabía lo que hacía. Yo no lo podía creer, no podía imaginar un nene de 6 años haciendo eso”, admitió.
No obstante, sostuvo que es algo habitual que el nene se meta debajo de la mesa e intente quitarles el pantalón a las nenas, en algunos casos lográndolo y en otros no. Por esa razón las niñas tienen miedo de ir a la escuela y no quiere utilizar pantalón de jogging.
“Consta en actas que le sacó el pantalón a las nenas y a eso se suma que él tiene manifestaciones gesticulares, verbales y de acción desde principios de año. Y añadió que “es muy difícil imaginar la situación por la edad del nene, no es un accidente, ni un hecho aislado. Hay que tener en cuenta además que él tiene una personalidad que redobla la apuesta, entonces, si no hacemos nada ante esto, lo próximo va a ser aún mayor”.
En tanto, consideró que “tal vez fue un error no haber actuado antes, porque tal vez no habríamos llegado a este punto”.
“Nosotros siempre lo tratamos como nene y nunca averiguamos cómo era su familia, nos comportamos demasiado ingenuos”, sostuvo.
Además, el menor había tenido episodios violentos anteriormente en los que incluso había llegado a herir en las manos a dos compañeras con un cúter.

Sin contención

Por otra parte, los padres cuestionaron también la actitud de la institución frente a lo sucedido, ya que la docente no informó al papá lo que había ocurrido cuando fue a buscar a su hija al colegio.
Al respecto, el padre de la víctima contó que “yo fui a buscarla como todos los días y la vi mal, le pregunté qué le pasaba y me contó. Entonces, volví a la escuela y la maestra me dijo ´ya sé porqué venís´. No fue capaz de contarme antes, ni de contenerla. Yo como padre tengo que hacer las cosas por el bien de mi hija”.
Otra de las mamás sostuvo que “la maestra vio lo que pasó en el salón y llevó al nene a la dirección, pero no se ocupó de ella y no informó a los superiores en la institución”.
A continuación, los padres se juntaron y fueron a hablar con la directora, que los citó ayer a las 8 para darles una respuesta. Pero al llegar al establecimiento se encontraron con que ni la directora ni la maestra estaban. Fue entonces cuando llamaron a Eco TV y al ver a los periodistas, un rato después apareció la directora junto con la inspectora Alejandra Chiodi.
“Estamos muy sensibilizados como para que vuelva a fallar la institución y que nos tenga a las 8 de la mañana, sin ir a trabajar, esperando para que nadie nos atienda. Acá hay un hecho muy grave en el cual un menor violentó sexualmente a una compañera delante de la maestra, y ella no tomó cartas en el asunto, no informó a nadie”, fustigó.

Próximas medidas

Posteriormente, la inspectora se interiorizó de la situación y les aseguró que se va a separar al nene del grupo, pero las madres manifestaron temor porque “el viernes nos fuimos con la seguridad de que iban a separar al nene del grupo y el lunes la directora nos dijo que la mamá iba a aceptar una maestra domiciliaria o traerlo en un horario especial, pero llegamos a la escuela y no había nadie”.
“El fin de semana la directora le recomendó a la mamá que no lo mandara a la escuela, el lunes no fue y hoy (por ayer) tampoco. Esta semana va a ir los días que haya gabinete para no perder clases, porque no lo pueden pasar al turno tarde porque hay mamás que en vez de anotar a sus niños en el turno mañana, para que no convivan más con este nene, los anotaron en el turno tarde”, sostuvo.
Finalmente, desde Inspección se comprometieron a darles una solución definitiva a la problemática, el viernes, a las 8.
“El nene no va a dejar la escolaridad, es su derecho, nadie lo pidió, pero es un hecho que no puede seguir con el grupo, porque no es un lugar donde él pueda encauzarse”, sostuvo.
Y manifestó la necesidad de los padres de tener la seguridad de que ese nene no va a volver a estar en el grupo con sus hijos.
“Ese nene explota, debe tener una carga emocional que no puede manejar, pero éste fue un hecho grave de contenido sexual que no podemos dejar pasar. Estamos muy cansados de escuchar los pasos a seguir, la burocracia, que la familia puso a disposición un psicólogo y demás. Evidentemente no alcanzó, porque esta situación supera todo, no se puede aceptar”, recalcó.
Y lamentó que “la escuela se cerró a todo diálogo con los medios y con nosotros, estaba enojadísima la directora. Alejandra Chiodi, al inspectora general, bajó los ánimos porque la directora nos pedía que no habláramos con la prensa, que le diéramos tiempo”.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario