Para Luis García, se pierde mucho tiempo con el pedido de la emergencia agropecuaria

El presidente de la Federación Agraria en Tandil, Luis García, se refirió a la situación actual del sector tras las inundaciones que afectaron a la provincia de Buenos Aires. A título personal, dijo no estar de acuerdo con el pedido de emergencia agropecuaria, al considerar que “es tonto pedir algo que no te va a beneficiar para nada y que te va a desgastar en un trámite que no tiene ningún beneficio”.

En el programa “Tandil Despierta” (Eco TV y Tandil FM 104.1 de El Eco Multimedios), habló en primer lugar de las inundaciones de los últimos meses y señaló que “siempre pasamos de un pedido de emergencia por inundación, al cual no hemos podido acceder, a que hoy estemos pidiendo que llueva”.

Respecto al impacto en la producción, confirmó que se retrasó “todo”, principalmente la cosecha. “No se pudo realizar toda la siembra de la cosecha fina que se iba a hacer, se perjudicó la calidad de lo que se cosechó y estas pérdidas son irreversibles. Y todavía creo que vamos a estar comprometidos para poder hacer parte de la gruesa en algunos lugares”, lamentó García.

Sin embargo, señaló que “nuestra zona particular es bendecida, ya que llueve con fuerza y en dos días ya se secó todo. Ahora, en las zonas de Villegas, Pehuajó, están complicados, y hace varios años ya, no es de ahora”.

La emergencia
agropecuaria

En ese contexto, las entidades agropecuarias siguen reclamando que se declare la emergencia, pero para el titular de la Federación Agraria en Tandil se pierde mucho tiempo con ello y no sirve.

A título personal, consideró que “es tonto pedir algo que no te va a beneficiar para nada y que te va a desgastar en un trámite que no tiene ningún beneficio porque lo único que puede hacer una emergencia es correrte los vencimientos, pero el productor que está mal ahora, en seis meses va a estar peor”.

Planteó entonces que se gastan “las energías de las entidades y de los productores en hacer un trámite muy engorroso que no te da ningún beneficio. Opino de los pedidos de emergencia lo mismo que de los cortes de ruta, que es molestar a los demás, nada más”.

Remarcó que “hay otras formas de peticionar y de llegar a las autoridades, entonces, molestar a los demás para beneficio propio, me parece que es impropio”.

Explicó que el pedido de emergencia a “algunos que tengan algunos créditos, les va a prorrogar el pago en los bancos oficiales, pero solo eso. Salvo en una emergencia por desastre, donde sacarían los impuestos, pero es a un productor que está en un estado terminal porque si tiene un desastre dentro del campo, le den o no la emergencia, es lo mismo, no lo va a poder pagar”.

La presión
tributaria

Por otro lado, García se refirió a la presión tributaria y reconoció que “es un tema bastante álgido” para el sector porque “es altísima” y están siendo “presionados de cerca”.

Planteó que “lo malo del caso es que nos está controlando gente que tiene un muy buen sueldo y no comprende la realidad del sector, que es completamente distinta. No nos podemos olvidar que en 2008, durante el paro agropecuario, la soja valía internacionalmente 800 dólares y hoy está valiendo 200 y pico”.

Afirmó que “si bien es cierto que la quita de retenciones fue una medida muy saludable del Gobierno, los precios internacionales bajaron y la realidad del sector agropecuario no es tan floreciente como debería serlo”.

“El sector ganadero tiene un precio bastante mejor que lo venía hace cinco o seis años atrás”, puntualizó, pero insistió en que “el resto del sector agropecuario no se encuentra en el mejor de los momentos”.

De cualquier manera, el titular de la Federación Agraria en Tandil resaltó que “se sigue apostando a una cosecha record. Lo único que le pedimos al Gobierno simplemente es que nos saque un poco el pie de encima y que nos deje seguir produciendo”.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario