Preocupación de farmacéuticos por la posibilidad de desembarco de Farmacity en la Provincia

Alejandra Berlari, presidente del Colegio de Farmacéuticos de Tandil aseguró que en la ciudad siguen brindando respuestas a los afiliados.

El Eco

Tal como sucede en el resto de las localidades de la provincia, en Tandil los farmacéuticos ven con preocupación la posibilidad de que la Corte Suprema dé lugar a la cadena Farmacity de desembarcar en la provincia de Buenos Aires. En esta ciudad el Concejo Deliberante manifestó su apoyo a los farmacéuticos.

La presidenta del Colegio, Alejandra Berlari,  explicó que en la provincia la actividad se encuentra bajo el amparo de la Ley 10606, la cual consideró como un “modelo en todo Sudamérica” porque “tiene en cuenta a la farmacia como un centro asistencial de salud y a la persona como un paciente, no como un cliente”.

“Obviamente somos profesionales y vivimos de lo que hacemos pero es un servicio. El medicamento es un bien social, no es una mercancía común, desde ese lugar se hace esta ley protegiendo de algún modo a la farmacia de todo lo que son las grandes corporaciones, motivo por el cual en esta ley las sociedades anónimas, las grandes corporaciones,  no pueden abrir farmacias”, resumió.

Recurso de queja

En 2012 Farmacity, que está instalada hace años en Capital Federal,  interpuso ante la Justicia de la provincia de Buenos Aires un pedido de inconstitucionalidad de la ley.

En primera instancia fue rechazado, tanto en segunda instancia como en la Suprema Corte bonaerense también pero el año pasado interpusieron un recurso de queja ante la Corte Suprema de la Nación, y la Corte le dio lugar.

“Dos semanas atrás estábamos esperando que la Corte la rechazara, pero no fue así y la Procuración General de la Nación en una resolución que sacó la semana pasada recomienda a la Corte que haga lugar a este pedido de Farmacity. No es vinculante, es decir no porque la Procuración lo haya recomendado esto la Corte va a resolver así, puede resolver otra cosa”, indicó.

No obstante, admitió que tienen “muchísima preocupación porque la verdad que sería un cambio de paradigma en la provincia”.

Recordó que actualmente la cadena de farmacias está en Capital y en provincias donde ya está desregulada la ley.

“Ya conocemos lo que ha pasado en esas provincias o en Chile por ejemplo con las grandes cadenas. No hay farmacias de barrios, porque estas farmacias se instalan en las grandes urbes porque en un barrio no les reditúa y las de barrio entonces no pueden sostener económicamente esa diferencia, si bien el precio del medicamento es el mismo para todos, ellos tienen otro poder económico de compra”, sostuvo.

En ese sentido, remarcó que “esta ley justamente lo que hace es ayudar a que las farmacias estén distribuidas en barrios, en ciudades chicas, desalentar un poco la concentración”.

“La decisión está en la Corte”

Berlari además recordó que Farmacity ha incumplido muchas normas que el Ministerio de Salud exige y de hecho el exsecretario de Políticas, Regulación e Institutos del Ministerio de Salud fue procesado por haber cajoneado multas contra esa firma, noticias que se dio a conocer en los últimos días.

Admitió que pensaban que la Corte Suprema iba a rechazar el pedido por tratarse de algo provincial pero no fue así, por lo cual  “la decisión está en la Corte”.

“Lo que estamos haciendo en toda la provincia es movilizarnos a través de los concejos deliberantes pidiéndoles el apoyo a la ley 10.606 y es lo que obtuvimos en Tandil, que nos han apoyado por unanimidad. Esta resolución del Concejo se obtuvo en gran parte de las localidades de la provincia, ahora se juntan todas y es con lo que la presidenta del Colegio central va a ir ante las máximas autoridades”, sostuvo en diálogo con El Eco de Tandil.

“No es caprichoso”

Explicó que en caso de modificarse la ley, lo harían en los artículos 14, que habla de las sociedades anónimas, y el 3 que habla de la distancia y la densidad poblacional.

Frente a esos cambios las farmacias podrían abrir “una al lado de la otra, donde sea”.

Y ejemplificó que “en Córdoba que está desregulado hay muchas farmacias muy chicas, con un stock muy bajo de medicamentos. Ha costado muchísimo que estén surtidas de todo lo que la gente necesita, se trabaja mucho por encargue”.

“Una farmacia necesita una espalda interesante para poder financiar la seguridad social y al no tenerla, se van achicando. No es caprichoso que se busque una cada tres mil habitantes, es porque se ha estudiado que es de la forma que una farmacia podría funcionar”, argumentó.

En cuanto al impacto que podría tener esto en Tandil aseguró no saberlo a ciencia cierta pero estimó que va a suceder lo mismo que en los lugares donde esa cadena funciona.

“Hasta el próximo censo en Tandil no habría lugar para una farmacia más y próximamente en uno o dos años  va a ser el próximo censo así que me imagino que habrá lugar para 4 o 5 farmacias más por el crecimiento de Tandil, porque en 10 años Tandil ha crecido un montón”, indicó.

Eso podría ser beneficioso porque “hay barrios importantes que podrían tener una farmacia” ya que esas farmacias no van a ir a instalarse al centro, debido a que van a tener que ir a los barrios donde no hay farmacia, porque están los 300 metros de distancia que tienen que respetar.

No obstante, advirtió que “si esos 300 metros no estuvieran cuando se abre el censo se van a ir todos al centro”.

“Somos agentes sanitarios, muchas veces la primera consulta viene a la farmacia y después al médico, entonces es un rol sanitario importante. Habrá que ver qué quieren nuestras autoridades, en qué quieren convertir la salud, a qué le dan importancia”, finalizó.

 

Unidad Ciudadana rechaza

la instalación de Farmacity

Mediante un comunicado el bloque de concejales de Unidad Ciudadana expuso su apoyo al reclamo expresado por el Colegio de Farmacéuticos de la provincia de Buenos Aires, en relación “a la comercialización de medicamentos por parte de sociedades anónimas, violando la legislación vigente”.

Días pasados a petición del Colegio de Farmacéuticos de Tandil se votó por unanimidad en el Concejo Deliberante un Proyecto de Resolución que acompaña el reclamo de la entidad, y apoya la vigencia de la Ley Nº 10606, que regula la venta de medicamentos en todo el territorio provincial, definiendo a las farmacias como un “servicio público y no como una actividad comercial propiamente dicha”.

Dentro de ese marco la Ley le confiere a la actividad farmacéutica un perfil sanitario y social que permite garantizar el acceso a todos los ciudadanos, estableciendo  criterios geográficos y demográficos para la instalación de farmacias en un marco de equidad razonable y proporcional a los fines perseguidos por su dictado.

Fue en base a esta ley que el ministerio de Salud bonaerense rechazó una solicitud formulada por “Farmacity S.A” en 2010 para abrir una sucursal en Pilar, punto de partida de la actual batalla judicial. Desde entonces su reclamo para que se declare inconstitucional el artículo de la ley que le impide instalarse en la Provincia ha chocado con el rechazo de la Justicia en cada una de las instancias en que se presentó. Tras recibir fallos en contra en la Justicia Civil platense, la Cámara de Apelaciones de La Plata y la Corte provincial, la cadena apuesta ahora su última ficha a que el máximo tribunal de la nación tenga otro parecer.

Silvia Nosei, Concejal e integrante de la Comisión de Salud y Desarrollo Social del HCD manifestó que “una de las cuestiones que traería aparejado la instalación de farmacias de este tipo, con la consecuente inconstitucionalidad de la ley vigente, es que se rompería la distancia que deben tener las farmacias entre sí, lo que traería aparejado que todas las farmacias se reubicarían en las arterías principales de las ciudades y la gente debería trasladarse a buscar el medicamento. Lo hemos escuchado y visto, en países como Chile o Perú o en ciudades como Buenos Aires, la llegada de Farmacity destruyó a la farmacia pequeña y mediana”.

“Monopolizan el mercado y después, con su posición dominante, transforman el servicio público de salud en un servicio comercial buscando el beneficio de la empresa y no de la gente. Por eso el perjuicio sería para la farmacia y para la gente porque, una vez que se instalan, se ponen de acuerdo y levantan los precios. Es un peligro que un grupo empresario (en este caso vinculado al vicejefe de Gabinete de la Nación, Mario Quintana) no se adapte a una ley que lleva treinta años, que fue votada por todas las fuerzas políticas y que ha permitido el acceso a los medicamentos a todos los bonaerenses hasta hoy”, finalizo la edil.

Nota proporcionada por :

  • ElEcodeTandil

Deja tu comentario