Tras el escándalo, crean un fideicomiso para sostener la actividad de Sueños Compartidos

Se constituyó el 18 de agosto la propuesta de un sector de la Unión Obrera Metalúrgica.
Un haz de luz se abre para que la Fundación Madres de Plaza de Mayo pueda continuar con su obra y con los emprendimientos que ya lleva concretados.

La creación de un fideicomiso que administre todos los bienes de la Fundación fue la solución ideada para que la entidad pueda hacer frente a la comprometida situación financiera en la que quedó, luego de que se conociera el desvío de fondos que hoy está investigando la justicia federal, y que tiene como principal sospechado a su ex apoderado, Sergio Schoklender.

La nueva administradora tiene el aval de la Casa Rosada y es una propuesta que surgió desde un sector de la Unión Obrera Metalúrgica (UOM) para afrontar las deudas que la organización contrajo con proveedores y empleados, logrando de esta forma que todos sus bienes sean inembargables.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario