Tras una cesárea tuvo un guante en el abdomen por dos meses

El jueves pasado, una enfermera del sanatorio Fleming, el mismo donde se produjo el nacimiento, le extrajo el plástico de la herida y lo arrojó rápidamente a un cesto de basura. La joven madre, identificada como María Verónica Villafañe, vive en Las Heras, tiene 5 hijos y es la esposa de un agente de la Policía provincial.
El 13 de agosto pasado, hace menos de dos meses, llegó al sanatorio Fleming para dar a luz a un niño, pero no todo fue alegría, porque al día siguiente del nacimiento, comenzó a sentirse mal y a sufrir un cuadro de gastroenteritis. Según publicó hoy un diario mendocino, Villafañe no le dio demasiada importancia al problema, hasta que el jueves pasado, empezó a sentir “húmeda” la herida de la césarea y entre los puntos de la herida que aún no cicatrizaban del todo, detectó algo blanco.
?Con mi marido nos asustamos muchísimo, porque el plástico brotó para afuera sin salir del todo. No sabíamos qué era, entonces me fui al sanatorio donde tuve a mi nene”, recordó la mujer. Al llegar al lugar, la recibió una enfermera que le confirmó que se trataba de una guante de látex, que alguno de los médicos que la atendió el día del nacimiento de su hijo había olvidado.
“Lo sacó rápido y sin ni siquiera mostrármelo lo tiró a un tacho de basura”, confesó la víctima, en declaraciones periodísticas. Más tranquila, pero indignada por la situación vivida, Villafañe se dirigió hasta su Obra Social, la de Empleados Públicos (OSEP), y se quejó por la situación que había tenido que pasar y la falta de atención posterior al error.
“No encuentro respuestas en ningún lado, incluso cuando volví al Fleming, un médico firmó el papel de atención y a mí la única persona que me vio fue una enfermera que ni siquiera me hizo las curaciones”, explicó.
Recién el viernes, luego de varias horas de idas y venidas, la flamante madre pudo dar con una médica del sanatorio que le curó la herida y le dijo que “tenía que quedar un poco abierta para que pudiese drenar”. “Voy a buscar a un abogado y voy a hacer una denuncia, porque creo que lo que me ha pasado a mí no puede ocurrirle a ninguna mujer”, reclamó.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario