Un edil pide a Lunghi que financie la continuidad de la institución

El legislador planteó que son ?los gobiernos los encargados de la custodia y aprovechamiento del patrimonio público y privado para beneficio de la comunidad. No podemos permitir que cierre sus puertas por falta de recursos?.
?La memoria colectiva de los pueblos no es espontánea, necesita de lugares donde encarnarse, de espacios donde representarse y permanecer. Necesita, en una palabra, de restos materiales. Y por eso, la transmisión histórica de la memoria colectiva de una generación a otra está supeditada a la pervivencia de esas huellas materiales del pasado, que son, sin duda, su mejor garantía de perdurabilidad?, señaló en un comunicado.
Tras recordar las instancias y protagonistas fundacionales desde mediados del siglo XX, Ferrer consideró que ?con el paso de los años, lentamente y sin pausa, el Museo fue creciendo, tanto por las donaciones de nuevas piezas, como a través de la adquisición de nuevos espacios, donde con el trabajo de las sucesivas comisiones y socios, y el aporte de toda la comunidad, se pudieron construir más salas de exposición?.
Ferrer describió que hoy el Museo cuenta con más de 10 mil piezas (iconografía, documentos, armas, vehículos, fotografías, planos, vestimentas, máquinas), 17 pabellones y su biblioteca, siendo un espacio abierto a todos, donde puede encontrarse la pieza curiosa, la muy antigua, la simbólica, la emotiva.
Por último, advirtió que ?no podemos permitir que cierre sus puertas por falta de recursos. No podemos mirar para otro lado, porque como dijo José Saramago: ?Somos la memoria que tenemos y la responsabilidad que asumimos. Sin memoria no existimos, sin responsabilidad quizás no merezcamos existir??.*

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario