Un hombre fue arrollado por su auto, cuando se bajó para reparar una falla mecánica

Un particular y desafortunado accidente se produjo en la zona del Valle de Tandil, en la tarde del viernes, cuando un conductor fue arrollado por su propio vehículo. El hecho se desencadenó cuando el hombre detectó un desperfecto mecánico y se bajó para revisar el auto. Por causas que se desconocen, el rodado avanzó y lo embistió.

Todo ocurrió el viernes, alrededor de las 17.15, en Cortaderas y Calandria, en el sector turístico de la avenida Don Bosco. Por allí circulaba Mario Lorenzo Zumbay, de 40 años, en un Renault 18, en el sector de las sierras. De repente, el vehículo tuvo una falla mecánica y se detuvo en una pendiente. Por ese motivo, el conductor descendió y fue hasta el capot para ver qué pasaba. Entonces, el auto empezó a rodar y lo arrolló, para luego terminar su marcha en la banquina.

Afortunadamente, vecinos de la zona descubrieron a Zumbay, que se encontraba herido, debajo del auto. Además de avisar a los servicios de emergencias, lo asistieron hasta que llegó una unidad de bomberos y una ambulancia del Hospital.

 

El operativo

Al llegar al lugar, la Unidad de Rescate Vehicular de Bomberos, a cargo del oficial inspector Hernán Conforti, procedió a cortar la energía del vehículo para evitar cualquier inconveniente que agravara la situación. Además, procedió a la atención del traumatizado, con la inmovilización espinal y el soporte con oxígeno hasta que llegó la ambulancia del centro asistencial municipal.

Rápidamente, Zumbay fue trasladado a la guardia del Hospital, donde hasta anoche permanecía internado en el área de observación. Desde la dirección médica confirmaron que el paciente está hemodinámicamente compensado.

Testigos del accidente indicaron que el conductor se salvó debido a que el Renault 18 cayó en un pozo hasta donde lo arrastró. Ese desenlace permitió que Zumbay no terminara aplastado por el automóvil, aunque sufrió varios traumatismos.

 

En Las Tunitas

Anoche se produjo un accidente, en el barrio de Las Tunitas, cuando un menor de edad fue atropellado y debió ser atendido en el Hospital de Niños. El hecho ocurrió en la calle Dhers, cuando un grupo de jóvenes jugaba en la calzada.

El menor de 12 años habría sido rozado por una camioneta que circulaba con un carro enganchado.  Se desconocen las causas del accidente.

Anoche, fuentes del área de Salud del Municipio confirmaron que el adolescente sufrió un traumatismo en la pierna derecha y una escoriación en la rodilla izquierda, heridas que no requirieron su internación.

Nota proporcionada por :

Deja tu comentario